Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR

titular UP Langreo

 

escudo UP Langreo

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Unión Popular de Langreo
  • Ciudad: Langreo / Llangréu
  • Provincia: Asturias
  • Comunidad Autónoma: Principado de Asturias
  • Fecha de constitución: 1 de julio de 1961
  • Fecha de federación: 1 de julio de 1961

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Unión Popular de Langreo (1961- )

 

TÍTULOS NACIONALES:

5 Ligas de Tercera División:

  • 1961/62
  • 1969/70
  • 1981/82
  • 1985/86
  • 2001/02

 

ESTADIO:

  • Nombre: Estadio Municipal Nuevo Ganzábal
  • Año de inauguración: 6 de enero de 1922
  • Cambios de nombre:
  • Campo de La Barraca (1922-1961)
  • Estadio de Ganzábal (1961- )
  • Estadio Municipal Nuevo Ganzábal (2006-)
  • Capacidad: 4.024 espectadores

estadio Ganzabal

 

OTROS ESTADIOS:

  • Estadio de Ganzábal (1961- )
  • El Florán, San Martín del Rey Aurelio (2005-2006)
  • Estadio Nuevo Ganzábal (2006- )

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales UP Langreo

ESCUDOS:

 

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Emplazado a escasos kilómetros al este de la capital provincial, Oviedo, el municipio asturiano de Langreo es un concejo formado por varios núcleos urbanos en el que existen seis distritos; La Felguera, Sama, Riaño, Ciaño, Lada y Barros, además de dos parroquias; Tuilla y La Venta, siendo La Felguera con veinte mil habitantes y Sama con doce mil los más poblados. El concejo es un enclave industrial de amplio arraigo donde la minería, la siderurgia y las empresas derivadas de estos sectores tuvieron un amplio eco en el pasado, habiéndose convertido en las últimas décadas en una localidad que lucha por superar la gran crisis minero-siderúrgica nacida a finales de los años sesenta.

Al contrario que en otros municipios de su entorno, el fútbol tardó un poco más en organizarse y no es hasta 1912 cuando surge la primera entidad, el Racing Club de Sama, una sociedad presidida por Manuel Fernández que jugaba en el Campo de Los Llerones, junto al río Nalón y vestía camisa blanquiazul con pantalón negro, retrasando su inscripción registral a abril de 1915. Aprovechando el tirón futbolístico que dejan los racinguistas en la juventud, casi de inmediato surge en el núcleo adjunto de La Felguera el Club Sporting Felguerano, quien viste camisa rojiblanca y pantalón azul, compartiendo campo con el Racing Club de Sama. Langreo es aquellos momentos un próspero municipio que incrementa su población constantemente llegando en busca de fortuna multitud de personas procedentes del propio Principado y de tierras continuas como Galicia y León. Con casi treinta mil almas, desde la sociedad recreativa del Casino del Círculo Popular no son ajenos a la nueva corriente deportiva que tanta atención acapara y en 1917 parte de los sportinguistas, socios del casino, crean con carácter lúdico la Sociedad Deportiva Círculo Popular, de La Felguera, entidad que viste camisa rojiblanca con pantalón negro y que en 1918 atrapará a otros tantos racinguistas, empleando como terreno de juego el conocido Campo de Los Llerones.

El cuadro langreano se inscribe en la por entonces Federación Regional Cantábrica de Clubs de Foot-ball debutando en Tercera Categoría y emprendiendo una carrera deportiva paralela con el Racing Club de Sama, asociación con la cual protagoniza una gran rivalidad que durará muchos años en diferentes categorías. El 6 de enero de 1922 la S.D. Círculo Popular estrenará recinto propio, el Campo de La Barraca, mientras que el Racing Club de Sama no tardará mucho más en pasarse al Campo de la Torre de los Reyes. Ya en los años treinta ambas entidades comparten plaza en Segunda Categoría hasta que en 1934 son creados los Campeonatos Superregionales y pasan a integrar la Primera Categoría, sorprendiéndoles la Guerra Civil en julio de 1936 no sin antes haber pasado la sociedad proletaria local por graves disturbios como los vividos durante la denominada Revolución de octubre de 1934.

Pasado el conflicto bélico el Racing Club de Sama parece adquirir mayor protagonismo, pero pronto es neutralizado por la S.D. Círculo Popular, destacando que en 1941 el club blanquiazul debe de cambiar de nombre a consecuencia de la nueva Ley que prohíbe el uso de extranjerismos fomentada por el General Moscardó, delegado nacional de deportes, viéndose obligado a adoptar el de Club de Fútbol Langreano, aunque popularmente es reconocido como Club Langreano. A partir de la campaña 43/44 las dos asociaciones langreanas compartirán grupo en Tercera División, a excepción de la sesión 48/49 en la que los de Sama descienden brevemente a Regional para volver a reencontrarse en la campaña 49/50. Sus caminos se separan nuevamente en la temporada 52/53 cuando los felguerenses, que visten desde hace años camisa arlequinada rojiblanca con pantalón azul, consiguen ascender brillantemente a Segunda División, categoría profesional con amplia repercusión deportiva en donde permanecerán cinco campeonatos consecutivos, viéndose de nuevo juntos en la temporada 58/59 tras el descenso de La Felguera Siderúrgica Círculo Popular, nombre adoptado en 1954 por la S.D. Círculo Popular, a Tercera División.

A finales de los años cincuenta Langreo cuenta con un buen número de clubs que demuestran su pasión por el fútbol, entre ellos el Club Deportivo Tuilla, una asociación que reside en la parroquia del mismo nombre constituido en 1952 que viste camisa arlequinada blanquiazul con pantalón blanco y juega en el Campo del Candín, el Silka Langreano, conjunto radicado en Sama que disputa sus encuentros en el Campo de La Torre de los Reyes, el Duro Club de Fútbol, residente en La Felguera y que juega en el Estadio de Ganzábal, además del Barros Club de Fútbol, perteneciente a susodicho distrito que tiene como hogar el Campo de La Lariella. Otros clubs de la época, más modestos, son el Deportivo Nalón, de Lada y el Club Alcázar, de Sama.

HISTORIA DEL CLUB:

1961 – 1970

Iniciados los años sesenta ambos clubs, Club de Fútbol Langreano y La Felguera Siderúrgica Círculo Popular, tienen opciones reales de ascender a Segunda División, aunque el Círculo Popular de La Felguera se muestra más predispuesto con varias tentativas que acaban ahogándose en la Promoción. Esta barrera deportiva no superada con éxito y el hecho de tratarse de dos clubs langreanos, hace que desde el consistorio se alcen voces en pos de la unificación del fútbol local y se reivindique la creación de una nueva entidad que agrupe a ambas aficiones disponiendo de suficiente fuerza para afrontar cualquier obstáculo. Formadas dos respectivas comisiones deportivas encargadas de agilizar los trámites, el acuerdo es prácticamente total y el 4 de julio de 1961 en la sede del ayuntamiento se corrobora lo negociado constituyéndose la Unión Popular de Langreo, una nueva asociación que surge de las dos extintas escasos días antes por votación mediante respectivas asambleas extraordinarias que será presidida por el que fuera presidente circulista José Antonio Coto Álvarez, mientras que la vicepresidencia recae en el expresidente samense Honorino Montes Riera. El uniforme elegido es una mezcla de ambos clubs, siendo los colores camisa partida a dos mitades roja y azul con pantalón azul, mientras que el terreno de juego será el circulista de Ganzábal, un recinto inaugurado en 1920 como Campo de La Barraca dotado con mejores prestaciones y aforo, hasta siete mil localidades, que el blanquiazul de La Torre de Los Reyes, con capacidad para dos mil quinientos espectadores.

 

Deportivamente el nuevo U.P. de Langreo debuta en Tercera División realizando un gran torneo en el que se proclama Campeón arrollando a todos sus adversarios, pasando luego a disputar la Promoción, verdadero caballo de batalla, en el que elimina al C.D. Europa; 2-1 en Barcelona, 1-0 en casa y 1-0 en el desempate disputado en Burgos, y en la Final al C.D. Béjar Industrial; 5-0 en Ganzábal y derrota por 3-1 en la localidad salmantina, con lo cual obtiene el ascenso a Segunda División ante la alegría de su todavía recién dividida afición. El estreno en la categoría de plata se produce en la campaña 62/63 siendo decimotercero con guarismos muy discretos y teniendo que promocionar para defender la plaza recientemente adquirida, conservándola gracias a superar al aspirante Arenas Club, de Guecho; 0-0 en la localidad vizcaína y 2-0 en casa. En las temporadas 63/64 y 64/65 es undécimo y duodécimo respectivamente, jugando en ambas al filo de la navaja para evitar cualquier intrusión en la zona baja. En la campaña 65/66 es nuevamente decimotercero y ha de promocionar, eliminando al aspirante Club Atlético de Marbella; 1-0 en la localidad malagueña y 4-1 en casa.

En la sesión 66/67 el conjunto azulgrana repite puesto en Liga y otra vez acude a la Promoción, logrando una vez más la permanencia al imponerse en esta ocasión a la S.D Ponferradina; 2-2 en la ciudad templaria y 5-2 en Ganzábal. En el verano de 1967 la RFEF anuncia que en el siguiente campeonato 68/69 la Segunda División será reducida en su número de participantes y constará de un grupo único, determinando que los clasificados entre el noveno y decimosexto puesto, ambos inclusive, perderán la categoría. La U.P. de Langreo realiza la mejor clasificación de su historia al ser décima, pero este puesto no le sirve de nada y acaba descendiendo a Tercera División por tan solo cuatro puntos. En la campaña 68/69 intenta ser primero y conseguir el regreso, pero tras ser subcampeón en su grupo queda fuera de la Promoción, contratiempo que no ocurre en la siguiente edición 69/70 cuando es Campeón y en la Fase de Ascenso consigue superar al Villarreal C.F.; 1-0 en casa y 0-0 en la localidad castellonense, logrando su segundo ascenso a la categoría de plata, un éxito vitoreado por su afición.

1970 – 1980

La década de los años setenta la empieza reestrenándose en Segunda División con una plantilla muy ajustada dentro de un grupo único en el que se parte con un bajo presupuesto, hándicap que salva con pundonor siendo decimoséptimo y consiguiendo la permanencia en la Promoción tras eliminar al aspirante C.D. Orense; 1-1 en la capital gallega y 3-1 en casa. La temporada 71/72 va a ser diferente y la escasez de puntos obtenidos a domicilio hará que sea colista y pierda la categoría, despidiéndose de una categoría que, por ahora, es su techo a nivel deportivo. De nuevo en Tercera División, la campaña 72/73 la pasa discretamente consiguiendo un relegado octavo puesto pero en la edición 73/74 es subcampeón tras la Cultural y Deportiva Leonesa promocionando para el ascenso a Segunda División. En esta fase, pese a la ilusión de los aficionados, se enfrenta como aspirante a un dolido Ag.D. Rayo Vallecano que se muestra contundente y cierra sus opciones; 5-0 en Madrid y pírrica victoria por 1-0 en casa.

En las temporadas siguientes, coincidiendo con una crisis social que muestra síntomas inequívocos de retroceso económico, sufre un decaimiento deportivo y ocupa puestos meridianos en la tabla, discurriendo su vida deportiva sin grandes alteraciones hasta que en 1976 la RFEF anuncia la creación de una nueva categoría que servirá de puente entre los clubs modestos y los profesionales o semiprofesionales, la denominada Segunda División B. Esta categoría, nacida viciada y con graves defectos desde su inicio, será la tumba en el futuro de muchos clubs y, aunque su ánimo es potenciar el fútbol nacional, lo cierto es que socavará grandes historiales. Séptimo en la campaña 76/77, la U.P. de Langreo consigue estrenarse durante la temporada 77/78 en la citada categoría finalizando octavo, acomodándose posteriormente sin problemas mientras en el aspecto deportivo concluye decimocuarto en la edición 78/79 y quinto en la 79/80.

1980 – 1990

La década de los años ochenta no la inicia con buen pie y a la primera de cambio desciende a Tercera División tras ser decimonoveno en un mala campaña donde sus guarismos son bajos. Este descenso causa malestar en la afición, reticente a acudir a ver encuentros menos atractivos de los acostumbrados en años anteriores, iniciándose un ciclo de seis largas temporadas en Tercera División, el cuarto nivel del fútbol español, ante la imposibilidad de superar las distintas ocasiones que tiene de abandonarla. En la campaña 81/82 es Campeón de Liga, pero desgraciadamente cae en la Promoción al imponerse la U.D. Poblense en Semifinales; 3-1 en la localidad mallorquina de Sa Pobla y empate 1-1 en casa. En la sesión 82/83 es subcampeón tras el C.D. Ensidesa, pero la U.D. Olot le cierra el paso; 4-0 en la localidad gerundense y 4-1 con prórroga en casa. En la campaña 85/86 disfruta de una nueva oportunidad tras ser Campeón, aunque como las anteriores ocasiones acaba en fracaso pues es eliminado por el C.F. Gandía; 3-1 en la costera ciudad valenciana y un insuficiente 1-0 en casa.

El ansiado ascenso llega en la temporada 86/87 como consecuencia de la ampliación de grupos que experimenta la Segunda División B, otorgándose al grupo astur tres plazas y ocupando los azulgranas una de ellas al ser tercero en Liga. La U.P. de Langreo inicia en la campaña 87/88 un nuevo ciclo en la categoría de bronce que le va a mantener cuatro años consecutivos en la misma, no sobrepasando nunca el décimo puesto y siempre con el objetivo de mantenerse en la vista. Sus resultados, sin ser deficientes, no le permiten sobrepasar la primera mitad de la tabla concluyendo decimotercero en la edición del rencuentro, decimoprimero en la 88/89 y duodécimo en la 89/90.

1990 – 2000

La estancia en Segunda División B se truncará con el cambio de década cuando en la temporada 90/91 realice un mal torneo y sea decimoctavo, descendiendo a Tercera División. Los años noventa, al igual que sucede con la década anterior, van a transcurrir militando a caballo entre ambas categorías, tercer y cuarto nivel nacional, aunque la emoción no se va a alejar demasiado del viejo Estadio de Ganzábal. En la campaña 91/92 es tercero y con el nuevo sistema competitivo consigue una plaza para promocionar. En esta fase será tercero superado por Aranjuez C.F. y C.D. Bergantiños, siendo colista el C.At. Bembibre. En la siguiente campaña 92/93 sí consigue el ascenso tras repetir puesto en Liga y liderar su grupo de Promoción superando a Villalonga F.C., C.D. Fuenlabrada y C.D. Laguna. Este éxito deportivo le permite abrir una nueva era en Segunda División B que durará seis temporadas y en la que la primera de ellas, campaña 93/94, con una plantilla excelente será recompensado con una tentativa de ascenso a Segunda División. En esta edición es cuarto en Liga, pero en la Promoción sus sueños se rompen y, sin opciones, resulta colista detrás de C.F. Extremadura, A.E.C. Manlleu y C.D. Numancia.

En las temporadas siguientes el rendimiento de los langreanos desciende notablemente y a unas tranquilas campañas 94/95 donde es octavo y 95/96, décimo, les sucede una preocupante edición 96/97 que le hace retroceder al decimocuarto puesto. Tras mejorar en la campaña 97/98 con una decimoprimera plaza, en la edición 98/99 es decimoctavo y regresa a Tercera División en donde lucha constantemente por regresar a la categoría recientemente perdida, pero sin éxito al concluir quinto.

2000 – 2010

La Primera década del nuevo siglo se convierte en una constante lucha por ascender a Segunda División B. En alguna ocasión se conseguirá el objetivo, pero en otras este se alejará de Ganzábal, aunque oportunidades siempre tendrán los azulgranas quienes, dentro del grupo asturiano de Tercera División, siempre son un rival a batir.

En la sesión 00/01 son terceros en Liga, pero el ascenso no se consigue al ser segundo en la Promoción tras la Real S.D. Alcalá, acompañándoles C.D. Endesa As Pontes y C.F. Palencia. Es en la inmediata edición 01/02 cuando lo obtiene al ser Campeón de Liga y comandar en la Promoción un grupo donde compite con Real Valladolid C.F. B, C.D. Las Rozas y Club Lemos. Sin embargo su estancia en Segunda División B no es afortunada y tras ser decimosexto ha de defender su plaza en la categoría, cayendo lamentablemente en la Promoción por evitar el descenso superado por el C.D. Linares; 2-2 en casa y 4-1 en la vuelta, y C.D. Calahorra en la eliminatoria Final; 0-0 en casa y derrota por 2-1 en la ciudad riojana.

Con este descenso la U.P. de Langreo inicia la que va a ser su mayor estancia consecutiva en Tercera División, permaneciendo hasta un total de once campañas sin poder salir del cuarto nivel. Y no será por falta oportunidades. Los asturianos disponen en cada edición de una plantilla competitiva, pero en unas ocasiones los rivales del campeonato doméstico y en otras los rivales que se encuentra en las Promociones terminan cortándole de cuajo sus aspiraciones.

En la sesión 04/05 es cuarto en Liga y posteriormente eliminado en la Promoción por el Club Rápido de Bouzas; 0-0 en casa y 2-0 en Vigo, mientras que en la 05/06 lo es por el C.D. Guijuelo tras ser subcampeón de Liga precedido por la A.D. Universidad de Oviedo; 2-0 en la localidad salmantina y 1-2 en casa. El 3 de septiembre de 2006 reestrena con un encuentro de Liga frente al C.D. San Martín y resultado de 2-1 el remodelado Estadio de Ganzábal, reducido en capacidad a cuatro mil localidad de asiento y dotado de césped artificial, llegando nuevamente a la Promoción, pero se ve sorprendido por el Mazarrón C.F.; 0-0 en casa y derrota por 1-0 en la localidad murciana, desaprovechando otra tentativa en la campaña 07/08 al verse sobrepasado por la U.D. Barbastro; 2-1 en casa y 3-0 en la localidad oscense. En la temporada 08/09 es quinto a varios puntos de las cuatro primeras plazas, puesto que repite en la edición siguiente, 09/10.

2010 – 2020

El cambio de década empieza con un nuevo acoso a la Segunda División B. Tercero en el torneo doméstico, en la Promoción cae ante La Roda C.F.; 0-0 en casa y dolorosa derrota por 2-0 en la prórroga dentro de la vuelta en la localidad albaceteña. En la campaña 11/12 repite el tercer puesto, en esta ocasión tras Caudal Deportivo y Real Avilés C.F., siendo eliminado en Cuartos de Final por el conjunto balear C.D. Llosetense después de ser derrotado en ambos encuentros; 1-0 en Lloseta y 1-2 en casa. La tercera oportunidad de la década llega en la temporada 12/13 una vez sido cuarto, resultando una vez más eliminado en Cuartos de Final, ahora frente a la U.D. Mutilvera; 0-0 en casa y derrota por 2-1 en la localidad navarra de Mutilva Baja.

El campeonato 13/14 significa su vuelta a Segunda División B después de un sinfín de intentos frustrados sin recompensa. De la mano del técnico y exjugador Pablo Lago, los azulgranas son subcampeones de Liga empatados a puntos con un sorprendente C.D. Lealtad. En la Promoción, contrariamente a sus últimas actuaciones, se muestran fuertes y eliminan sucesivamente a Club Atlético de Monzón en Cuartos de Final; 0-1 en la localidad oscense y 2-0 en casa, Club Haro Deportivo en Semifinales; 1-0 en la localidad riojana y 2-0 en casa, consiguiendo el ascenso en la Final ante el Mérida A.D.; 0-0 en la ida y victoria por 1-0 en casa con gol de Pablo Aceval.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2014

 

BIBLIOGRAFÍA:

  • Álbum Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Historia y estadística del fútbol español. Vicente Martínez Calatrava. Fundación Zerumuga (2002).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles. Vicent Masià Pous (2009).
  • Anuarios de la RFEF.

 

ENLACES EXTERNOS:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Historial del Real Oviedo, S.A.D.

titular Real Oviedo

 

 

PLANTILLA 2018-2019:

Plantilla Real Oviedo 2018-2019

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Real Oviedo, S.A.D.
  • Ciudad: Oviedo / Uvieo
  • Provincia: Asturias
  • Comunidad Autónoma: Principado de Asturias
  • Fecha de constitución: 26 de marzo de 1926
  • Fecha de federación: 26 de marzo de 1926

 

DATOS SOCIALES:

  • Presidente: D. Jorge Menéndez Vallina
  • Dirección social: c/ Ricardo Vázquez Prada, s/n – 33.013 Oviedo
  • Teléfono: 985215300
  • Correo electrónico: info@realoviedo.es
  • Dirección del estadio: c/ Ricardo Vázquez Prada, s/n – 33.013 Oviedo
  • Web oficial: www.realoviedo.es
  • Facebook oficial: Real Oviedo
  • Twitter oficial: @RealOviedo
  • Canal Youtube oficial: Real Oviedo TV

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Oviedo Foot-ball Club (1926)
  • Real Oviedo Foot-ball Club (1926-1931)
  • Oviedo Foot-ball Club (1931-1941)
  • Real Oviedo Club de Fútbol (1941-1992)
  • Real Oviedo, S.A.D. (1992-)

 

TÍTULOS NACIONALES:

5 Ligas de Segunda División A

  • 1932/33
  • 1951/52
  • 1957/58
  • 1971/72
  • 1974/75

1 Liga de Segunda División B

  • 2014/15

4 Ligas de Tercera División

  • 2003/04
  • 2004/05
  • 2007/08
  • 2008/09

1 Copa de la Liga de Segunda División A:

  • 1985

1 Copa de Campeón de Segunda División B:

  • 2014/15

 

ESTADIO:

estadio Nuevo Carlos Tartiere

  • Nombre: Estadio Municipal Carlos Tartiere
  • Año de inauguración: 2000
  • Cambios de nombre:
  • Estadio Municipal Carlos Tartiere (2000-)
  • Capacidad: 30.800 espectadores

OTROS ESTADIOS:

  • Teatinos (1926-1932)
  • Buenavista/Carlos Tartiere (1932-2000)
  • Estadio Nuevo Carlos Tartiere (2000-)

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales Real Oviedo

ESCUDOS DEL REAL OVIEDO, S.A.D. EVOLUCIÓN HISTÓRICA:

Copyright Escudos y uniformes LaFutbolteca.com

UNIFORMES DEL REAL OVIEDO, S.A.D. EVOLUCIÓN HISTÓRICA:

Copyright Escudos y uniformes LaFutbolteca.com

ORÍGENES DEL FÚTBOL EN OVIEDO:

Con cincuenta mil habitantes a principios del siglo XX, la irrupción del fútbol en la capital asturiana tuvo su origen en noviembre de 1901 con la constitución de la Unión Escolar Ovetense, una asociación de carácter cultural dependiente de la Universidad de Oviedo formada por académicos y alumnos de las distintas facultades cuya principal ocupación era el fomento de la educación sin descuidar las labores recreativas. Propio de la edad de los estudiantes y de las nuevas tendencias recogidas de otros centros de enseñanza de moda europeos donde desde las universidades se fomentaba el asociacionismo y la práctica deportiva, algunos de ellos eligieron el fútbol como vehículo idóneo para su desarrollo físico y también lúdico dando inmediatamente forma al Foot-ball Club Escolar, sociedad que asentó el balompié en Oviedo teniendo el Campo de Maniobras situado en los terrenos de Llamaquique como principal base operativa.

Prendida la mecha, a principios de 1903 otro grupo de jóvenes de acomodada situación económica y en edad estudiantil, arrastrados por otros como Pedro Rubín y Santiago de la Riva quienes habían jugado al fútbol respectivamente en el Reino Unido y Suiza, fomentaron entre los universitarios la idea de constituir un foot-ball club como los británicos que tuvo un exitoso eco puesto que, el 4 de abril, en el Campo de Maniobras, dos teams del Oviedo Foot-ball Club, el rojo y el azul, centraban la atención del público que se reunió para ver las evoluciones en este su primer encuentro que terminó con empate a un tantos.

El Oviedo F.C., conocido también como Foot-ball Club Ovetense, la Sociedad de Foot-ball de Oviedo o simplemente como el Foot-ball Club dependiendo de la fuente consultada, fue el primero de la ciudad en realizar desplazamientos a otras localidades siendo entre 1903 y 1905 habituales sus enfrentamientos contra el Gijón Sport Club y el Avilés Sport Club, encuentros donde saltaban chispas por la intensidad y ganas que ponían sus protagonistas por llevarse la victoria.

A finales de 1905 estos encuentros decayeron bastante y el fútbol languideció desapareciendo las sociedades de Gijón y Oviedo, reapareciendo por fortuna el fútbol en la capital asturiana en 1906 con la constitución de dos nuevas sociedades que cubrieron el hueco dejado por el Oviedo F.C. La primera de ellas fue el Oviedo Sportivo, conjunto que pronto se vio acompañado por el Sporting Ovetense, protagonizando ambos intensos duelos en el Campo de Maniobras hasta que sus integrantes decidieron poner punto y final a sus aventuras corriendo tras una pelota.

Hacia 1909, coincidiendo con la constitución de la primera Federación Española de ámbito nacional que hubo en el país, se constituyó el Victoria Sport Club, sociedad que durante unos años se convirtió en la representativa de la ciudad quedando inscrita en la Federación Española de Clubs de Foot-ball en 1910 en unos tiempos donde la inscripción al máximo organismo nacional era directo sin mediar la respectiva federación territorial, en el caso de que ésta existiera. El Victoria S.C., pese a la voluntad de sus integrantes y la ambición de convertirse en un referente acabó siendo un fracaso, siendo sustituido en 1912 por un nuevo Oviedo Foot-ball Club, el segundo con esta denominación y sin vinculación con el anterior, al que pronto acompañó el Club Fortuna Ovetense.

En 1913 ambos clubs se repartían el fervor de los practicantes y aficionados que gustaban de jugar o ver encuentros de fútbol. Por entonces, el fútbol se había asentado en Asturias y desde concretamente Avilés, se había hecho fuerza en varias ocasiones, siempre sin éxito, para constituir una federación en el Principado que defendiera los intereses de sus clubs y organizara un campeonato regional cuyo campeón pudiera representar a la región en el Campeonato de España.

Cogiendo el reto de ser el club representativo de Oviedo a nivel asturiano y, quién sabe, si luego a nivel nacional, en 1914 quedó constituido el Stadium Club Ovetense, conjunto que al igual que sus precedentes, hizo uso del Campo de Maniobras. Vistiendo camisa gualdiazul con pantalón negro, la solidez de su directiva y jugadores consolidaron esta iniciativa entre la afición local convirtiéndose al poco de su nacimiento en un team fuerte que era bien considerado allí donde acudía. Un año después de iniciar su actividad, junto a clubs de Avilés y Gijón participó en la constitución de la Federación Cantábrica de Clubs de Foot-ball reafirmada el 9 de diciembre de 1915 donde, a pesar de su nombre, sólo tenían cabida inicialmente los clubs asturianos. Asociado el Stadium Club Ovetense, en la nueva federación quedaron inscritos de inmediato otras sociedades como el Club Fortuna Ovetense y el Sport Club Ovetense, siendo necesario recalcar que, ante la extensa igualdad de denominaciones entre los clubs de Oviedo y Gijón, además de otros pertenecientes a otras localidades que eligieron los mismos nombres, los clubs de ambas ciudades tuvieron que acompañar su título por el gentilicio que identificaba su origen para poder distinguirse y no provocar confusiones.

La evolución del Stadium Club Ovetense y del fútbol ovetense en general fue lenta en estos años, figurando los gualdiazules en Segunda Categoría hasta que, en la temporada 18/19, ya como Real Stadium Club Ovetense al haber conseguido en 1918 la presidencia honoraria de S.M. el Rey D. Alfonso XIII, fueron aupados a una Primera Categoría donde apenas brillaron a consecuencia de sus malas relaciones con el Real Sporting de Gijón. Durante esa campaña, la ciudad de Oviedo contaba con varias sociedades federadas como el Club Fortuna Ovetense, el Pumarín F.C. y el Club Nacional Ovetense, surgiendo en cualquier rincón nuevas iniciativas como al del Asturias F.C.

El 4 de abril de 1919, producto de una escisión en el seno del Real Stadium Club Ovetense donde varios socios eran contrarios al sentir general, quedó constituido el Club Deportivo Oviedo, sociedad presidida por José Tartiere que, por su capital, pronto gozó de buenos jugadores y una situación privilegiada que le ascendió directamente a la Primera Categoría donde se estrenó en la temporada 19/20. Vistiendo camisa blanquiazul con pantalón blanco, a principios de su carrera compartieron el Campo de Maniobras con sus hasta entonces compañeros gualdiazules, inaugurando el 31 de agosto de 1919 el Campo de Teatinos, recinto de grandes dimensiones y un coloso para la región.

Iniciados los años veinte, tanto Real Stadium Club Ovetense como C.D. Ovetense seguían actuando en Primera Categoría pero muy distanciados de los clubs gijoneses donde el Real Sporting de Gijón, campeón en todos los Campeonatos de Asturias y la Unión Deportivo Racing, parecían con su potencial futbolístico inalcanzables para los ovetenses. Así fue hasta la temporada 22/23 cuando, sorprendentemente, los sacaveras finalizaron el torneo regional empatados a puntos con los sportinguistas, resultado que obligó a un encuentro de desempate disputado en Madrid resuelto favorablemente para los intereses rojiblancos por 3-1.

El fútbol ovetense plantaba cara al gijonés y en la campaña 23/24 fue el C.D. Ovetense quien fue subcampeón tras los sportinguistas de los que les separó un par de puntos. El incremento de aficionados iba en aumento y el 30 de septiembre de 1923, el Real Stadium Club Ovetense abandonó el Campo de Maniobras en Llamaquique e inauguró el Campo de Vetusta, en Fozaneldi, con el ánimo de tener un recinto más apto para sus progresos. La ambición de los sacaveras, conscientes de su potencial deportivo, tuvo al fin su recompensa en la edición 24/25 cuando, muy superiores, conquistaron el Campeonato de Asturias con cuatro puntos de ventaja sobre los sportinguistas. La remontada se había conseguido, pero por el camino habían transcurrido veinte años intentando dar caza al fútbol gijonés.

Impulsados por su reciente éxito, la directiva del C.D. Ovetense solicitó en 1925 a la Casa Real la presidencia honoraria de su sociedad, siendo consentida ésta por lo cual pasó a denominarse Real Club Deportivo Ovetense. Sin embargo, pese a la buena dinámica, la temporada 25/26 no fue positiva. Terceros los gualdiazules sin posibilidades de optar al campeonato y colistas los deportivistas fruto de un mal torneo, pronto se alzaron algunas voces reclamando una fusión de ambas sociedades para constituir una nueva que recogiera lo mejor de la ciudad y fuera, en primer lugar, un aspirante al título regional y, en segundo lugar, un digno competidor dentro del fútbol profesional a nivel nacional.

HISTORIA DEL REAL OVIEDO:

1926 – 1930

A principios de 1926, representantes de las respectivas directivas haciéndose eco del sentir de algunos periodistas, aficionados y también jugadores, pese a que había bastantes detractores dieron un paso al frente e iniciaron conversaciones con el fin de establecer un borrador de lo que, al parecer, iba a ser una segura unión. En el mes de marzo, fruto de la buena disposición de todos los integrantes, casi todo estaba sentenciado y el día 14 quedaron definidos los términos de la fusión en los que se descartaban unos nombres, uniformes y escudos. Cerrado todo, tras darse una espera por si surtía algún inconveniente, el 26 de marzo quedó constituido oficialmente el Oviedo Foot-ball Club eligiéndose como primer presidente a Carlos Tartiere, hijo del deportivista José Tartiere, quien salió reforzado por unanimidad con el voto favorable de los catorce compromisarios, siete por cada bando, mientras que para el uniforme quedaban reservados el celeste para la camiseta y el blanco para el pantalón. En cuanto al escudo, se mantuvo la forma deportivista insertándose en su interior las iniciales del club y simbología de la heráldica municipal como la Cruz de los Ángeles.

Dado el empaque de la nueva sociedad y las buenas relaciones que se mantenían con la Casa Real, tras las pertinentes gestiones realizadas por el Duque de Santoña en fechas posteriores a la fusión, el 10 de mayo fue aceptada la solicitud para que la presidencia honoraria del club recayera en el Príncipe de Asturias, D. Alfonso de Borbón, pasando la sociedad celeste a denominarse Real Oviedo Foot-ball Club.

El Real Oviedo F.C. comenzó su andadura en el Campeonato Regional Asturiano durante el Campeonato 26/27, pero no sería hasta la 27/28 cuando conquistaría su primer título, trofeo que repetiría en la edición 28/29. Tras unas reuniones celebradas a lo largo de 1928, el 23 de noviembre se acuerda crear una Liga con clubs profesionales y partidos a ida y vuelta. El 10 de febrero de 1929 es la fecha elegida para iniciar la competición, estando claros nueve de los diez participantes pero en duda el décimo. El Real Oviedo F.C. tiene que disputar unas eliminatorias para conseguir una plaza que de derecho a disputar una liguilla a cuatro, siendo eliminado por el Real Betis Balompié quien pasa a ser uno de los cuatro candidatos finales. En definitiva será el Real Racing Club de Santander quien se adjudique la plaza en disputa.

El Real Oviedo F.C. se ha de conformar con jugar el Campeonato de Segunda División, torneo en el que finaliza séptimo al término de la temporada 28/29, mientras que es quinto en la 29/30. Entre 1929 y 1931 el club sufrió una crisis en su juego que provocó que se mantuviera alejado de conquistar el Campeonato Regional y en Liga quedase octavo durante la sesión 30/31.

1930 – 1940

Sin embargo el ánimo por ascender a Primera División seguía vivo y en 1931 se ficha a Herrerita procedente del Real Sporting de Gijón. Con este jugador se alcanza el segundo puesto en la 31/32, temporada en la cual se cambia de nombre a Oviedo Foot-ball Club al establecerse la República, además de inaugurarse el nuevo Campo de Buenavista, más funcional y amplio que el anterior. En el ámbito regional se adjudica el Campeonato 31/32 de la Mancomunidad Astur-Montañesa,

Con un terreno de juego nuevo y una afición ilusionada, el Oviedo F.C. asciende por fin a Primera División al término de la campaña 32/33 tras ser Campeón de Liga, haciéndose también con el de la Federación Asturiana, título que repite en la edición 33/34. El club ovetense, que viene jugando desde hace tiempo con camisa azul, debuta entre los grandes en la temporada 33/34 con un buen sexto puesto. Jugadores emblemáticos como Sirio, Mugarra, Gallart, Lángara o Galé dirigidos por Emilio Sempere son terceros en la temporada 34/35. A este éxito le sucede la consecución de idéntico puesto en la 35/36, quedando en esta ocasión a tres puntos del Campeón Athletic Club de Bilbao y dirigidos por José María Peña. Cuando todo parecía entrever que el Oviedo F.C. iba a dar guerra en la siguiente campaña, el estallido de la Guerra Civil cercenó de cuajo tales aspiraciones y durante los cuatro años siguientes anduvo la afición local sin fútbol. En este periodo de tiempo el Oviedo F.C. proporciona varios internacionales a la Selección Española, caso de Lángara, Herrerita, Galé, Gallart, Zabala, Emilín y Soladero.

El Campo de Buenavista fue teatro de operaciones Nacional y Republicano, quedando muy dañado tras la Guerra. Por este motivo el club solicitó a la F.E.F una excedencia de un año para reparar y acondicionar su feudo, pudiendo volver a militar en Primera División la temporada 40/41.

1940 – 1950

Durante 1940 juega en estadios forasteros para mantener en forma a la plantilla. La década de los cuarenta significa el asentamiento del club carbayón entre la élite y la pasa entera en Primera División. Los años iniciales son duros puesto que Buenavista tarda más de la cuenta en estar reparada y los jugadores no son los mismos que tan buen sabor de boca dejaron un lustro atrás. Pese a todo durante las temporadas 43/44 y 44/45 el equipo es capaz de ser cuarto y desplegar buen fútbol. En el segundo tramo de la década el club sufre un retroceso deportivo y es superado por otros y tras una buena campaña 48/49 en la que es quinto, llega el descenso a Segunda División de la 49/50 al ser decimocuarto y colista. Desde 1941, año en el cual el Régimen prohíbe los extranjerismos, la entidad cambia de nombre y pasa a ser conocida como Real Oviedo Club de Fútbol.

1950 – 1960

En los años cincuenta la entidad se convierte en un club ascensor. Tras pasar una desapercibida campaña 50/51 en la que es sexto, en la 51/52 se proclama Campeón de su grupo y asciende directamente a Primera División. En esta categoría tan solo puede aguantar un para de campañas ya que al término de la 53/54 es decimoquinto, muy descolgado y baja junto al Real Gijón C.F. El club carbayón inicia un periplo en Segunda División intentando recuperar la categoría perdida siendo sus intentos vanos. En la 54/55 es segundo y en la Fase de Ascenso tercero. En la 55/56 es nuevamente subcampeón y también tercero en la Fase de Ascenso, teniendo que aguardar a la 57/58 para ser Campeón y ascender por la vía directa a pesar de estar empatado a puntos con el Ct. de D. Sabadell. Coincidiendo con este logro en 1958 Buenavista pasa a ser denominada Estadio Carlos Tartiere.

1960 – 1970

Con este ascenso el Real Oviedo C.F. inicia un periodo de estabilidad que perdura siete temporadas, pasando apuros en la campaña 60/61 en la que debe defender su categoría frente al Real Club Celta de Vigo; 1-0 en casa y 2-2 en Balaídos. Destaca la campaña 62/63 en la cual queda contra todo pronóstico tercero en Liga. La venta de sus figuras provoca que pierda fuelle y tenga nuevamente apuros en la 63/64 para mantenerse, debiendo promocionar frente al aspirante Hércules C.F. al que elimina; 4-1 en casa y derrota por 1-0 en Alicante. En la sesión 64/65 no tiene tanta fortuna y desciende a Segunda División al ser decimoquinto a un punto de la permanencia. En lo que resta de década el club carbayón permanece en la categoría de plata sin poder optar al ascenso, alejado de las primeras plazas y en franca recesión.

1970 – 1980

Tras una deficiente temporada 70/71 en la que es decimocuarto, promociona para mantenerse frente al aspirante Palencia C.F.; 2-0 en casa y 1-2 en La Balastera. La directiva toma nota y refuerza la plantilla, consiguiendo en la campaña 71/72 ser Campeón de Liga y ascender a Primera dentro de un grupo muy igualado resuelto a última hora. El Real Oviedo C.F. es consciente de sus posibilidades y pelea por mantenerse, pero sus esfuerzos duran un par de temporadas, acabando por descender al término de la 73/74 como colista y bastante descolgado. La campaña 74/75 la afronta casi con la misma plantilla y consigue proclamarse Campeón por segunda vez en la década. Como sucediera en su anterior paso por la élite, la estancia azulona es corta y al final de la 75/76 regresa de nuevo a Segunda quedando a un punto de la permanencia.

Durante la edición 76/77 aspira al ascenso y a punto esta de conseguirlo, sin embargo los refuerzos de la campaña 77/78 no cuajan y termina inesperadamente en Segunda División B. El palo es fuerte para directivos, socios y abonados, convirtiéndose la temporada 78/79 en una pesadilla. Con tesón logran ser segundos y ascender directamente a la categoría de plata.

1980 – 1990

La década de los años ochenta la pasa casi íntegramente en Segunda División con numerosos problemas para no descender y con presupuestos muy ajustados para desenvolverse sin complicaciones. La llegada de Eugenio Prieto a la presidencia es definitiva y da un golpe de entusiasmo que se ve refrendado con el ascenso afortunado de la campaña 87/88 a Primera División tras ser cuarto y verse favorecido por el tercer puesto del Castilla C.F. que no puede ascender al ser filial. El mayor logro del club en esta década será sin duda la obtención del título de Campeón de la Copa de la Liga de la edición 84/85 al derrotar en la Final al Atlético Madrileño C.F.: victoria por 1-0 con gol de García Barrero en el Carlos Tartiere y empate 1-1 en la vuelta.

Se inicia la segunda etapa dorada del club pues trece son las temporadas consecutivas en las que se milita en la élite. Vienen jugadores que marcan una época como Luís Manuel, Bango, Viñals, Carlos, Lacatus, Rivas, Jankovic o Berto.

1990 – 2000

En la temporada 90/91 con Javier Irureta son sextos y consiguen entrar en competición europea por primera vez en su historia. Juegan en U.E.F.A. y son eliminados por el Genoa C.F.C. italiano; 1-0 en casa y 3-1 en la vuelta. A lo largo de 1992 se convierten en Sociedad Anónima Deportiva con un capital inicial de 605 millones de pesetas, culminando el proceso de transformación el 30 de junio y pasando a denominarse Real Oviedo, S.A.D. En los años siguientes se pasan problemas, caso de la campaña 92/93, resultando más cómodas las 93/94 y 94/95 con dos sendos novenos puestos. Jugadores como Onopko, César, Manel, Velamazán, Oli, Christiansen, Losada o Dubovsky son los protagonistas del segundo lustro, periodo que se caracteriza por el esfuerzo que realiza el club para mantenerse entre los grandes y la consecución año a año del mismo.

2000 – 2010

El aumento de la masa social hace que el Estadio Carlos Tartiere quede pequeño para un club que esta en pleno auge deportivo. A finales de década Eugenio Prieto emprende la construcción de un nuevo estadio más moderno y funcional, dotado con una capacidad de treinta mil espectadores y que supone un gran desembolso para el club, ayuntamiento y Gobierno asturiano. Finalmente, el 17 de septiembre de 2000 estrenan el Nuevo Carlos Tartiere en un encuentro de Liga de Primera División frente a la U.D. Las Palmas, con resultado final de empate 2-2 y marcando el primer gol Robert Jarni. La inauguración oficial se produce el 20 de septiembre con un partido amistoso entre el Real Oviedo y el F.K. Partizan, de Belgrado, con resultado final de 0-2 para los serbios. A resultas de tanto gasto la economía carbayona se resiente y la temporada 00/01 resulta negativa por cuanto se desciende a Segunda División al ser decimoctavo con once victorias y ocho empates, a un solo punto de la permanencia.

La pérdida de socios es inevitable y el Nuevo Carlos Tartiere queda medio vacío, empezando un periodo de recesión del cual todavía no ha podido salir. Deportivamente la campaña 01/02 es aceptable por cuanto queda séptimo en la clasificación, pero la temporada 02/03 supone el fin dentro del fútbol profesional al ser vigésimo primero, muy descolgado y con solo nueve victorias. El Real Oviedo desciende a Segunda B pero por si fuera poco no puede hacer frente a las fichas de sus jugadores, con lo cual es denunciado por la A.F.E por impago y descendido administrativamente a Tercera División.

La entidad asturiana se enfrenta a la peor crisis de su historia, con un equipo en Tercera División, sin apenas masa social y sin la ayuda del ayuntamiento que le da la espalda. Pese a todo es un grande dentro de la categoría y consigue ser Campeón del grupo astur. Este puesto le permite promocionar para ascender y en semifinales se enfrenta al Real Avila C.F. eliminándolo; 1-2 en el Adolfo Suárez y 0-0 en casa. En la final es eliminado sorprendentemente por el valor doble de los goles foráneos por el conjunto coruñés del Club Atlético Arteixo; 1-0 en la ida y 3-2 en casa.

En la temporada 04/05 tiene una nueva oportunidad y no la desaprovecha tras ser Campeón nuevamente de Tercera División y ahora sí pasar las eliminatorias de la Promoción; 0-0 ante el C.D. Coruxo en la ida y 1-0 en casa en semifinales y en la final ante el Real Avila C.F.; 1-5 en la ida y 2-0 en casa. El Real Oviedo se reencuentra con la Segunda B casi treinta años después de su última y única estancia. Con un conjunto reforzado queda séptimo en la campaña 05/06, pero la maltrecha economía carbayona interviene de nuevo y en la 06/07 desciende a Tercera División, encontrándose otra vez en el pozo y debiendo comenzar de nuevo. En la temporada 07/08 es Campeón por tercera vez en la década de su grupo de Tercera División y entra a disputar la Promoción, cayendo en semifinales sorprendentemente ante el Caravaca C.F.; 4-1 en la ciudad murciana y un insuficiente 4-2 en casa. En la campaña 08/09 es de nuevo Campeón y en esta ocasión sí consigue su objetivo al eliminar al Real C.D. Mallorca B desde la tanda de penaltis; 1-0 en casa y 1-0 en Son Moix. De nuevo en Segunda B, la temporada 09/10 la vive con pasión y es subcampeón de Liga tras la Agrupación Deportiva Alcorcón. En la Promoción sin embargo la suerte le es adversa y se ve incapaz de superar al Pontevedra C.F. cayendo eliminado después de perder ambos encuentros; 2-1 en la capital gallega y 1-2 en casa.

2010 – 2020

En la campaña 10/11 se aspira a ocupar una de las cuatro primeras plazas, pero desafortunadamente la plantilla no es tan buena como se presupone y estos puestos quedan lejos de su alcance, ocupando finalmente el octavo lugar. La edición 11/12 es ligeramente mejor pero aún así no se alcanza un puesto en la Promoción, quedando esta a tan solo tres puntos y el conjunto ovetense sexto.

Copyright Texto historiales LaFutbolteca.com

BIBLIOGRAFÍA Y HEMEROGRAFÍA:

  • Album Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • El Real Oviedo: su historia. José Luís García Ordóñez (1996).
  • Real Oviedo: historia del club azul. Juan Mesa Gil (2005).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles. Vicent Masià Pous (2009).
  • Anuarios de la RFEF.
  • Región. Diario.
  • El Sol. Diario.
  • La Voz de Asturias. Diario.
  • El Correo de Asturias. Diario.
  • El Progreso de Asturias. Diario.
  • El Comercio. Diario.
  • El Noroeste. Diario.
  • www.elmundodeportivo.es/hemeroteca Diario deportivo.
  • www.lavanguardia.es/hemeroteca Diario.

ENLACES RELACIONADOS CON EL CLUB:

  • www.realoviedo.es (Web oficial).
  • www.oviedin.com (Web no oficial).
  • www.realoviedo.info (Web no oficial).
  • www.carlostartiere.com (Web no oficial).

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,