Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

ACEPTAR

titular CD San Fernando

escudo CD San Fernando

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Club Deportivo San Fernando
  • Ciudad: San Fernando
  • Provincia: Cádiz
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 19 de septiembre de 1940
  • Fecha de federación: 1940

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Club Deportivo Once Diablos (1940-1943)
  • Club Deportivo San Fernando (1943-2009)

TÍTULOS NACIONALES:

3 Ligas de Tercera División:

  • 1978/79
  • 1995/96
  • 2007/08

ESTADIO:

estadio Iberoamericano 2010

  • Nombre: Estadio Iberoamericano 2010
  • Año de inauguración: 1992
  • Cambios de nombre:
  • Estadio Municipal Bahía Sur (1992-2010)
  • Estadio Iberoamericano 2010 (2010-)
  • Capacidad: 6.461 espectadores

 

OTROS ESTADIOS:

  • Campo de Deportes Marqués de Varela / Madariaga (1940- 1992)
  • Estadio Municipal Bahía Sur / Estadio Iberoamericano 2010 (1992-2009)

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales CD San Fernando

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Situada en la Bahía de Cádiz y conocida antiguamente como Isla de León, la ciudad de San Fernando conoció el fútbol casi al unísono que el resto de las localidades de su entorno geográfico. La primera referencia de una sociedad dedicada a este deporte al encontramos  hacia 1910 cuando surge el San Fernando Foot-ball Club, entidad que permanecerá en activo durante pocos años hasta su desaparición un lustro después, aunque no el fútbol de la localidad, pues en estos años se disputa el Trofeo de San Mauro organizado por la Escuela Naval Militar que tiene en este deporte uno de los mejores elementos para mantener en forma a sus alumnos. En 1919, tras unos años de apatía y no demasiado seguimiento por parte de la población civil autóctona, surge de nuevo la ilusión por el fútbol y se crea un segundo San Fernando F.C., el cual correrá una suerte similar al anterior dejando de existir en 1923.

Pese a las dificultades iniciales que encuentra este deporte, los años veinte van a significar la eclosión definitiva en la ciudad con el nacimiento de multitud de sociedades puesto que en 1921 surgen el Racing F.C. y la Academia Olivera, esta última patrocinada por la famosa institución dedicada a la formación para cursar carreras militares, a las cuales les siguen en 1924 el Andalucía F.C. y el que va a convertirse en principal entidad durante esta década, la S.D. Constructora Naval F.C., un club que juega en el Campo de Madariaga y esta dirigido por la Empresa San Carlos, vistiendo camisa azul y pantalón negro. La Constructora a finales de los años veinte llega a adquirir bastante nivel al alcanzar la militancia en el Grupo B de Primera Categoría, descendiendo sus prestaciones en los años treinta al pasar a la Tercera Categoría. En 1925 surge la Balompédica de San Fernando y en 1926 la Unión Sporting San Fernando, ambos con escasa trayectoria, al igual que sucede con la Unión Deportiva San Fernando, de 1929.

En 1930 se constituye un tercer San Fernando F.C., entidad que viste camisa azulina con pantalón blanco y juega en el Campo de Madariaga. Este club nace con el ánimo de convertirse en el más importante del municipio y en 1933 consigue alcanzar la Segunda Categoría, pasando en 1934 a Primera Categoría tras ser reestructuradas las categorías territoriales por la Federación Regional del Sur en cumplimiento de los dictámenes de la Federación Española quien ha decidido suprimir los campeonatos de Tercera División y sustituirlos por torneos mancomunados interregionales, pasando los por entonces clubs de Primera Categoría a formar parte de Primera y Segunda División de Liga.

Durante los primeros años de la II República surgen en la ciudad un buen número de sociedades como el Athletic Club de San Fernando en 1931, que viste camisa rojiblanca y pantalón negro pretendiendo sin alcanzarlo ser el máximo rival del San Fernando F.C. y el más modesto Hércules F.C., a los que les acompañarán en lo sucesivo otros como el Balompié F.C., el Arenas F.C., el C.D. Politécnica, el Excelsior F.C., el Metropolitano F.C., el Español F.C., el Betis F.C., el Deportivo España F.C, y el O’Dogherty F.C., todos ellos con suerte dispar y que hacia 1934 habrán desaparecido en su mayoría.

En febrero de 1935 y en medio de una ciudad que no sigue el fútbol y el deporte en general con mucho interés, surge el Arsenal F.C., conjunto que acompaña al San Fernando F.C. como abanderado del balompié isleño y con quien en julio de 1936 se verá sorprendido por la irrupción de la Guerra Civil. En este periodo San Fernando permanece desde sus inicios bajo el bando nacional, propiciándose durante el conflicto encuentros entre equipos militares formados para la ocasión en beneficio de los damnificados por la guerra, además de los correspondientes al Campeonato Provincial Amateur.

HISTORIA DEL CLUB:

1940 – 1950

En 1939, una vez el conflicto armado finalizado, el fútbol ocupa un papel secundario subsistiendo en la antigua Isla de León tan solo el Arsenal F.C., radicado en el barrio de La Carraca y presidido por Serafín Gómez, mientras las otras sociedades importantes se muestran incapaces de reaparecer. Las autoridades, apremiadas por el estreno de la inminente temporada 39/40, inciden en la importancia de contar con una sociedad de fútbol que represente la ciudad oportunamente, presión que ocasiona en 1940 que el máximo representante del Arsenal F.C. y los antiguos representantes de los inactivos Athletic Club San Fernando, Luís del Corral y San Fernando F.C., Horacio Aldea, tras mantener varias conversaciones acuerden aportar varios jugadores con ficha anterior en estos clubs quienes, junto a algunos jóvenes valores en ciernes, den conformidad a un nuevo club con el cual competir bajo el nombre de C.D. Once Diablos.

Dicho y hecho, la nueva entidad queda inscrita en la sede del Gobierno Civil el 19 de septiembre presentando una directiva donde Agustín Rosete Nogales actúa como presidente, Antonio del Hombre es vicepresidente, Natalio Romero Utrera ejerce de secretario, José Barroso de vicesecretario y Enrique García Pérez de Tesorero, contando con Luís Montero como entrenador y José Bazán Torres como Delegado Deportivo. El C.D. Once Diablos, que viste camisa blanquiazul con pantalón negro, inicia su vida deportiva jugando en el Campo de Madariaga siendo inscrita en la Federación Regional del Sur, partiendo desde Tercera Categoría durante la temporada 41/42, la misma en la cual se encuentra el Arsenal F.C., quien cambia el 1 de enero de 1941 a C.D. Arsenal por la nueva Ley que prohíbe el uso de extranjerismos, consiguiendo ascender al término de la misma a Segunda Categoría.

En 1942 se crea el Esperanza C.F. mientras  los blanquiazules realizan paralelamente un gran torneo durante la campaña 42/43 que les lleva de nuevo a ascender, en esta ocasión a Primera Categoría. Lo que inicialmente parecía una aventura prontamente se confirma en realidad y la sociedad isleña se encarama en lo más alto del fútbol regional deseando a partir de ese instante la mayor parte de sus socios llevar el nombre de la ciudad por el resto de campos andaluces, voluntad que el 6 de julio de 1943 queda reflejada en sus Estatutos con el cambio de nombre oficial a Club Deportivo San Fernando. Los cambios, además de a su denominación, se amplían a los colores siendo a partir de la fecha azulina ó celeste para la camiseta y blanco para el pantalón – como lo hiciese el desaparecido San Fernando F.C. -. La sociedad, presidida ahora por Luís del Corral, cuenta con el apoyo de la ciudad entera que desea estrenarse lo antes posible en Categoría Nacional, máxime tras el anuncio de la reestructuración que va a sufrir la Tercera División para convertirse en la más alta categoría de los clubs modestos. Este paso todavía tardará cierto tiempo en llegar y antes de ello el flamante C.D. San Fernando debuta en Primera Categoría durante la temporada 43/44, torneo en el cual resulta subcampeón teniendo en sus filas a Ramallets, el gran portero que procedente del C.D. Europa realiza el servicio militar en la ciudad y más tarde triunfará en el C.F. Barcelona y en la Selección Nacional.

Los celestes no cesan en su empeño de ascender a una categoría superior y en la campaña 44/45 son subcampeones igualados a puntos con el Cádiz C.F., su gran rival, logrando el ansiado y perseguido ascenso a Tercera División al término de la campaña 45/46 al ser por fin Campeones. El estreno en Categoría Nacional es aceptable y el club queda quinto en su primera comparecencia de la edición 46/47, descendiendo a Regional en la sesión siguiente 47/48 al perder la Promoción de Permanencia. En la campaña 48/49 vuelve a recuperar la Tercera División, reestrenándose en la campaña 49/50 con un buen sexto puesto.

1950 – 1960

La década de los años cincuenta verá materializar el apogeo de los isleños con un deseado ascenso inimaginable tiempos atrás. El inicio no es muy espectacular, ocupando plazas en mitad de la tabla clasificatoria a excepción de la campaña 50/51 en la que es quinto. Estas temporadas irregulares sin embargo dan paso a la edición 53/54, campaña exitosa en la que es subcampeón de su grupo tras el Real Betis Balompié. Este puesto le permite promocionar a Segunda División, resultando primero de un grupo de aspirantes en el que le acompañan Club Real Murcia, C.D. Cacereño, U.D. Melilla y Orihuela Deportiva, consiguiendo el ascenso a la categoría de plata ante el júbilo de su incrédula afición y siendo presidente Angel Baleato Vázquez.

El club azulino debuta en Segunda División durante la temporada 54/55 con relevo presidencial, puesto que ocupa ahora Angel Baleato de Vergés, con el Campo de Madariaga a rebosar consiguiendo ser decimotercero, puesto que repite la edición siguiente 55/56, ambas en el Grupo Segundo ó Sur, grupo en el que permanecerá durante todas las temporadas en esta categoría. En la campaña 56/57 es decimocuarto en un grupo ampliado de dieciséis a veinte componentes, mientras que en la edición 57/58 es sexto en la mejor clasificación de su historia y en la que tan solo dos puntos le separan de promocionar a Primera División. En las siguientes dos temporadas, 58/59 y 59/60 ocupa el duodécimo y noveno puesto respectivamente, cerrando una década brillante en la que ha conseguido estabilizarse en el mundo profesional.

1960 – 1970

La década de los años sesenta verá al club isleño perder su situación de privilegio, pero antes de eso su afición todavía logra disfrutar de algunas campañas en la élite. En la temporada 60/61 es noveno, pero en la edición 61/62, tras ser decimocuarto, ha de afrontar una Promoción de Permanencia frente al aspirante Real Avilés. C.F. que supera holgadamente: 2-3 en la ciudad asturiana y 5-2 en casa. Después de una discreta campaña 62/63 en la que es duodécimo, el C.D. San Fernando desciende a Tercera División al ser decimoquinto en la edición 63/64 cerrando un ciclo exitoso de diez campañas consecutivas en Segunda División.

Destacan en esta época jugadores como Chispa, Lucas, Jiménez, Ayala, Elorriaga, Mendi ó Periñán. El resto de la década lo pasa en Tercera División con buenas plantillas pero sin ocasión de volver a la categoría abandonada hasta que al término de la campaña 69/70, siendo duodécimo, desciende a Regional por reestructuración de la categoría tras no superar el corte establecido por la RFEF.

1970 – 1980

Los años setenta los inicia en Preferente, una categoría convertida de facto en el cuarto nivel que no consigue atraer a la afición local como antaño, consiguiendo ascender a Tercera División en la campaña 71/72 tras ser segundo y ganar la Promoción de Ascenso al C.D. Cacereño; 2-2 en la ida y 2-0 en casa. Desde este momento intenta ascender a Segunda División, no consiguiéndolo aunque está próximo de hacerlo en la temporada 75/76. En 1977 la RFEF crea una categoría intermedia entre Segunda y Tercera División que resulta el tercer nivel nacional, la Segunda División B, teniéndose los isleños que conformar con perder una categoría. En la campaña 77/78 el C.D. San Fernando intenta denodadamente el ascenso pero es subcampeón de Liga en beneficio del C.P Cacereño quien le supera por un punto. Este logro se obtiene directamente al término de la sesión 78/79 al ser Campeón de Liga.

1980 – 1990

El club azulino compite sin demasiada fortuna en esta nueva categoría durante cuatro temporadas a excepción de la sesión debutante 79/80 en la que es octavo, endeudándose en exceso por la carestía de los jugadores, desplazamientos, poca recaudación, además de perder su plaza en la campaña 82/83 al ser decimonoveno. Por si no fuese poco la debacle es aún mayor y a lo deportivo se une la deuda contraída con parte de sus jugadores quienes denunciana la institución y es descendida administrativamente a Regional.

Tras una temporada 83/84 hundido en Preferente asciende a Tercera División no haciendo un buen papel en la campaña 84/85 en la que es decimonoveno y se salva por los pelos del descenso. Tras unas temporadas de aclimatización vuelve a opositar para el ascenso, perdiendo la oportunidad en la sesión 87/88 al ser segundo tras el Algeciras C.F. quien consigue el premio. En las dos ediciones siguiente ocupa puestos alejados de cualquier opción al ascenso.

1990 – 2000

La década de los años noventa la inicia continuando en Tercera División, con la salvedad de que el sistema competitivo ha cambiado y ahora promocionan los cuatro primeros clasificados al término del torneo de Liga. Tras un comienzo dubitativo, en la temporada 91/92 casi se llega al drama del descenso a Preferente tras una pésima campaña en la que quedan a dos puntos del abismo. Alertados, en la siguiente temporada 92/93 son terceros en Liga y disputan la Promoción de Ascenso, siendo terceros superados por Mármol Macael C.F. y U.B. Conquense mientras colista es el C.P. Moralo.

En 1992 abandonan el viejo Campo del Marqués de Varela y estrenan el dia 22 de noviembre el Estadio Bahía Sur, un recinto más moderno con capacidad para doce mil espectadores. El éxito se obtiene en la campaña 93/94 cuando tras ser igualmente tercero en Liga, en la Fase de Ascenso es líder superando a Guadix C.F., Atlético Ciudad Real y C.P. Cristian Lay, consiguiendo ascender a Segunda División B diez años después. La temporada 94/95 no resulta como se esperaba y el club anda durante casi todo el campeonato en la zona baja, no pudiendo evitar el descenso finalmente al ser decimoséptimo. De inmediato se piensa en ascender lo antes posible y en la campaña 95/96 conquista el torneo de Liga, no corroborándolo en la Fase de Ascenso al ser colista tras C.D. Manchego, C.P. Moralo y C.D. Motril.

La siguiente oportunidad llega en la campaña 97/98 al ser subcampeón, puesto que le da acceso a la Liguilla en donde es segundo tras el Jerez C.F., dejando atrás a Vélez C.F. y Puertollano Industrial C.F. En la sesión 99/00 que cierra el decenio es subcampeón de Liga, pero un mal partido ante los placentinos en casa proporciona el ascenso al Almería C.F. y queda segundo en la Promoción, acompañándoles en este fase U.P. Plasencia y Puertollano Industrial C.F. Sin embargo la suerte no les es esquiva del todo y el descenso administrativo del C.D. Manchego por deudas les permite ocupar la plaza de estos en Segunda División B.

2000 – 2009

El C.D. San Fernando estrena el s.XXI ocupando plaza en el tercer nivel realizando un aceptable campeonato 00/01 en el que finaliza en duodécimo puesto. La sesión 01/02 no es tan afortunada y el club isleño es incapaz durante la temporada de abandonar los puestos de descenso, abonándose a este tras ser decimonoveno. Instalado nuevamente en Tercera División, la campaña 02/03 resulta decepcionante y se ocupa la decimotercera plaza. Gracias a unos retoques profundos efectuados en la plantilla, en la temporada 03/04 se alcanza el cuarto puesto, consiguiendo entrar en la Promoción de Ascenso. En este torneo, ahora eliminatorio, es superado en semifinales por el C.D. Don Benito; 1-1 en casa y derrota por 1-0 en la ciudad pacense.

Pese a este relativo fracaso, la entidad isleña no cesa durante los años siguientes en el empeño de retornar a la categoría de bronce, disponiendo de varias ocasiones para ello. En la temporada 05/06 es subcampeón en Liga, cayendo en semifinales en casa ante el Motril C.F. en una eliminatoria muy reñida que se resuelve desde los penaltis tras imponerse ambos contendientes en sus respectivos feudos por 1-0. En la campaña 06/07 es cuarto en el torneo doméstico, siendo superado una vez más en semifinales, en esta ocasión por la U.B. Conquense; 0-0 en casa y 2-0 en Cuenca. El ansiado ascenso se logra al término de la temporada 07/08 tras ser Campeón de Liga y conseguir en la Promoción superar a C.D. Calahorra; 1-2 en la ciudad riojana y 0-1 en casa, con valor doble de los goles obtenidos a domicilio, y Club Amurrio; 0-0 en la localidad alavesa y 3-0 en el Bahía Sur. La edición 08/09 es catastrófica para el club puesto que al descenso deportivo tras ser decimoséptimo ha de unir el administrativo a Regional por no satisfacer la deuda contraída con su plantilla que asciende a seiscientos mil euros.

En Primera Andaluza milita el Unión Sporting San Fernando, dándose la circunstancia de que ambos compartirán categoría. Este hecho marca un punto de inflexión entre los socios que se debaten entre si continuar en tan baja categoría endeudados o disolver la entidad para partir de cero. El 16 de junio de 2009, mediante asamblea extraordinaria, más de dos tercios de los socios deciden la disolución de la entidad al no divisar continuidad condenando la gestión realizada por Ángel Serrano y Delfín Cañas, finiquitando una sociedad con más de sesenta años de historia.

La junta gestora creada para la finiquitación del club entabla conversaciones con Juan Rojas, presidente del Unión Sporting San Fernando, para adquirir la plaza que este conjunto tiene en Primera Andaluza, resolviéndose todo exitosamente a finales de junio con el pago de cerca de cien mil euros que permiten la creación de una nueva sociedad que toma los colores y escudo del anterior con muy leves modificaciones, el San Fernando Club Deportivo.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2009

BIBLIOGRAFÍA:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

titular Granada CF B

 

escudo Granada CF B

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Granada Club de Fútbol, S.A.D. “B”
  • Ciudad: Granada
  • Provincia: Granada
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 10 de julio de 1947
  • Fecha de federación: 1947

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Club Recreativo Granada (1947-1948)
  • Granada Club de Fútbol “B” (1948-1950)
  • Club Recreativo Granada (1950-1997)
  • Granada Club de Fútbol “B” (1997-2011)
  • Granada Club de Fútbol, S.A.D. “B” (2011-)

 

TÍTULOS NACIONALES:

  • 0 Ligas de Catgoría Nacional

 

ESTADIO:

estadio Granada CF B

Campo Miguel Prieto García

  • Nombre: Campo de Fútbol Miguel Prieto García
  • Año de inauguración: 1966 (remodelado en 2008)
  • Cambios de nombre:
  • Campo de la Federación (1966-2009)
  • Campo de Fútbol Miguel Prieto García (2009- )
  • Capacidad: 1.000 espectadores

 

 

OTROS ESTADIOS:

  • Estadio Los Cármenes (1947-1997)
  • Campo Miguel Prieto (1997- )

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales Granada CF B

ESCUDOS:

escudos Granada CF B

UNIFORMES:

uniformes Granada CF B

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Tal y como sucede con el resto de las capitales andaluzas, la introducción del fútbol en Granada es llevada a cabo en los primeros años del s. XX. Influenciada por la cercana Sevilla, el principal foco futbolístico de toda la región, la ciudad en el segundo lustro de la primera década disfruta ya de una entidad que practica el fútbol a nivel destacado, la Sociedad Sierra Nevada F.C., conocida también como España F.C. Este club nazarí cuya fecha de origen es indeterminada, pronto adquiere gran importancia en su entorno geográfico e iniciados los años diez adquiere el título honorífico de Real, pasando a ser denominado Real Sociedad Sierra Nevada F.C.

La iniciativa tomada no cae en saco roto y pronto le surge un rival con el que protagonizará intensos duelos, el Sporting Club de Granada. Ambos representan a la ciudad en numerosos embites deportivos como amistosos y encuentros en los que se disputa alguna copa o medallas frente a clubs andaluces, destacando sobre los demás los que les enfrentan al F.C. Malagueño, partidos que resultan eléctricos. A finales de los años diez, la Real Sociedad Sierra Nevada F.C. que viste camisa grana con pantalón blanco cambia de denominación y adopta el nombre de Real Sociedad España F.C., mientras paralelamente surgen nuevas entidades como el Alhambra F.C. o el Alfonso XIII, ambos de menor entidad que sus precedentes y con escasa vida deportiva, pero pioneros y avanzadilla de los que luego vendrán.

En 1920 la Federación Regional Sur es una institución arraigada en toda Andalucía y los campeonatos regionales que organiza en sus distintas categorías empiezan a ser atractivos. En 1922 tres son los clubs granadinos que permanecen inscritos en esta federación, la Real Sociedad España F.C., que compite en Primera Categoría Grupo B y los nuevos Recreativo Español F.C. y Granada F.C. quienes compiten en Segunda Categoría. Los tres rivalizan por la hegemonía en la ciudad y cada uno, desde su propio campo de juego, es alentado por su respectiva afición, naciendo un gran número de seguidores que apoyan a unos u otros. La ciudad en los años veinte siente devoción por el fútbol y se organizan los primeros campeonatos locales a los que, a parte de los mencionados, se inscriben la Balompédica de Granada y la Unión Deportiva Granada.

Sin embargo, la falta de campos en condiciones y la aparición de un incipiente profesionalismo encubierto, el denominado profesionalismo marrón, hace mella en todos ellos y en 1926 prácticamente no queda en activo ninguno de ellos. Tan solo clubs más humildes como la Balompédica de Granada permanecen en el candelero y federada durante la temporada 26/27 en Segunda Categoría, con escasa fortuna desaparece poco tiempo después. Granada a partir de 1926 es un solar futbolístico a nivel federado y no existe iniciativa privada o institucional que se decida a crear un club que represente a la ciudad, hecho que le priva de seguir compitiendo junto al resto de ciudades andaluzas en los campeonatos regionales y en los de nuevo cuño como los nacionales de Liga instaurados por la RFEF en 1928 tras muchos años de reivindicación. La subsistencia del fútbol local pasa a manos de equipos de barrio y formados por amigos que disputan campeonatos realizados en el Campo de Los Mondragones, sede en la que empiezan a sonar el Alcázar F.C., el Numancia F.C., el Once Azul o el Boquerón entre otros.

Tantos años sin fútbol de élite eran una rémora para una capital de tanto realengo y desde las aulas universitarias se gestó en 1930 el Sporting Universitario, humilde club que despertó las conciencias de los veteranos del Recreativo Español F.C., quienes todos juntos propusieron crear un club que representara a la ciudad en Categoría Nacional. El 6 de abril de 1931 quedaba oficialmente constituido el Club Recreativo Granada tras ser elegida su directiva con Julio López Fernández en la presidencia, pasando el 14 de abril a ser inscrito en el Registro de Asociaciones del Gobierno Civil. Los colores elegidos son camisa blanquiazul a rayas y pantalón azul, mientras que el terreno de juego es el destartalado Campo de las Eras de Cristo, sede que es abandonada casi de inmediato para pasar en diciembre al Campo de Las Tablas.

En el verano de 1940 el club padece una fuerte reestructuración y la entrada de nuevos directivos en el club presidido por Ricardo Martín Campos hace que se cambie el nombre de la entidad, pasando a ser conocida desde entonces como Granada Club de Fútbol. La eliminación de los extranjerismos en las denominaciones de las asociaciones según la Orden del Gobierno de 16 de mayo de 1940, hizo que la junta directiva tomara la decisión, comunicándolo a la RFEF antes de comenzar la temporada 40/41. Poco después, con el Decreto de 21 de enero de 1941 del Ministerio de la Gobernación, todos los nombres de los equipos españoles fueron castellanizados. Este cambio profundo afecta también a sus colores, ahora rojiblancos con pantalón azul, además de su escudo que sufre ligeros cambios.

El Granada C.F. será en adelante el club más importante de la ciudad y gozará de gran prestigio tanto en Andalucía como en el resto del país, alcanzado prontamente la Segunda División y posteriormente la Primera División, categoría esta donde sus intervenciones serán intermitentes pero donde su afición gozará de las vicisitudes del conjunto rojiblanco de forma apasionada.

HISTORIA COMO CLUB:

1947 – 1950

En 1947 el Granada C.F. se encontraba en Segunda División con la necesidad de tener un segundo equipo donde foguear a jóvenes promesas, donde habilitar a jugadores en prueba o poder recuperar a lesionados además de algún profesional que no tuviese espacio en la primera plantilla. El 10 de julio quedaba constituido el Club Recreativo Granada, sociedad que venía a recordar el nombre del primer club granadino y que, al igual que este, empleaba sus mismos colores, blanquiazul para la camisa y azul para el pantalón. Su presidente, José Domínguez Sánchez, vicepresidente José Amigo Vico.

Instalado en el Campo de Los Cármenes, el filial granadino se estrenaba en Primera Regional durante la campaña 47/48, dándose a final de temporada la circunstancia de que el primer técnico del Granada C.F., Cholín, sentía una profunda preocupación por el paso de jugadores del filial a la primera plantilla o viceversa. Tratado el tema y viéndose que las trabas federativas limitaban el trasiego de jugadores entre uno y otro equipo para con clubs de distinto nombre, la directiva nazarí decide cambiar la denominación del filial y transformarlo en Granada C.F. “B” o Amateur, creyendo con esta medida dar una solución óptima.

El cambio de nombre deja vacante tal título, siendo el movimiento aprovechado ese mismo 1948 por una directiva totalmente ajena a la nazarí encabezada por Antonio Fernández Bravo y algunos ex-jugadores del Recreativo Granada C.F., quienes crean el Real Club Recreativo Granada, club de nuevo cuño que no causa una buena impresión en la sede del Granada C.F., que juega en el Campo de La Juventud y viste camisa rojiblanca con pantalón azul. Ambos clubs, Granada C.F. “B” y Real Club Recreativo Granada, compiten durante la temporada 48/49 en el mismo grupo de Primera Regional junto a otros cuatro clubs de su entorno geográfico, consiguiendo el Granada C.F. “B” dentro del Campeonato de Andalucía de Aficionados el título de Campeón.

Las rencillas y rivalidad de la sesión 48/49 desaparecen a medida que avanza el torneo, convirtiéndose en una franca cordialidad que desemboca en la asimilación de los realistas dentro del seno nazarí y el cambio de denominación a Granada C.F. “C” en el verano de 1949, nombre con el que compiten en Primera Regional durante la sesión 49/50.

El Granada C.F. “B” consigue paralelamente ascender a Tercera División al proclamarse Campeón por delante del Club Atlético Malagueño, momento que es aprovechado para reconstituirse en club y adquirir nuevamente independencia, adoptando el anterior y conocido nombre de Club Recreativo Granada.

1950 – 1960

Los años cincuenta van a resultar la mejor época de su historia pues, temporada tras temporada, el filial compite y consigue permanecer noblemente en una categoría que en esos instantes es el tercer nivel nacional. El debut en Tercera División coincide con el estreno de la década, estrenándose en un grupo donde coinciden clubs andaluces y norteafricanos. El decimotercero puesto de la campaña 50/51 es superado en la edición 51/52 al ser undécimo, mejorando ostensiblemente en la edición 52/53 cuando finaliza sexto.

En 1953 accede a la presidencia José Bailón Verdejo quien con su directiva decide cambiar los colores del club, pasando a vestir camisa azulgrana con pantalón blanco. Deportivamente las plantillas que se confeccionan cada temporada dan la talla y algunos de sus jugadores más destacados acaban en la primera plantilla. En la sesión 53/54 son novenos, repitiendo la novena plaza en las ediciones 54/55 y 55/56. En la campaña 56/57 realizan un gran torneo y finalizan cuartos, quedando a pocos puntos de conseguir una de las dos plazas que dan derecho a promocionar para ascender a Segunda División.

Esta es sin duda su mejor temporada, siendo relegados al undécimo puesto en la siguiente sesión 57/58. Con la llegada de Luís Rivas Gálvez a la presidencia el club vuelve a emplear la camisa blanquiazul con el pantalón azul, alcanzando nuevamente el undécimo puesto en la campaña 58/59 que también será su lugar en la edición 59/60.

1960 – 1970

La década de los años sesenta contempla a un club consolidado en Tercera División, proporcionando jugadores a la primera plantilla que ocupa generalmente plaza en Segunda División alternándola con alguna incursión esporádica en Primera División. El Club Recreativo Granada se estrena siendo undécimo en la sesión 60/61 y decimoquinto en la 61/62, adoptando los colores del primer equipo, rojiblancos, en el verano de 1962. En la campaña 62/63 es sexto en Liga iniciando un periodo de inalterable tranquilidad en Tercera División, alcanzando el noveno puesto en la temporada 63/64, el séptimo en la 64/65 y nuevamente el noveno en la 65/66.

En el segundo lustro su nivel competitivo se resiente y la edición 66/67 la concluye undécimo, retrocediendo al duodécimo puesto en la sesión 67/68. Esta plaza, y en obediencia a la reestructuración que sufre la categoría, le hace descender a Primera Regional, consiguiendo retornar rápidamente a Categoría Nacional al término de la campaña 68/69 tras un brillante torneo. La temporada 69/70 la disputa en el Grupo VI dentro de una Tercera División que está en plena época de cambios y donde la composición de sus grupos varía constantemente. El filial rojiblanco consigue ser sexto huyendo de los puestos noveno al vigésimo cuyos ocupantes pierden la categoría, compitiendo con clubs andaluces, valencianos, murcianos y castellano-manchegos.

1970 – 1980

La nueva década se inicia dentro de una remodelada Tercera División que reúne a clubs con un gran potencial con otros considerados tradicionalmente como modestos, además de muchos filiales. El Club Recreativo Granada compite durante la campaña 70/71 en el Grupo IV junto a sociedades andaluzas, extremeñas, valencianas, ceutíes y melillenses, ocupando un decimonoveno puesto que les relega a Regional Preferente. En esta categoría será decimoquinto en la edición 71/72, pasando desapercibido y alejado de cualquier posibilidad de retornar a Categoría Nacional, al menos, de forma inmediata.

En 1972 y en plena efervescencia de los equipos aficionados, el Granada C.F. que se haya en Primera División, crea su segundo filial, el Granada C.F. “B” o Aficionados, club que preside Manuel Ortega Rosillo y alberga a lo más destacado de los jugadores sub-21, juveniles y aficionados de la ciudad y provincia, debutando en Primera Regional durante la campaña 72/73 desde donde consigue ascender a Regional Preferente.

En esta categoría paradójicamente se encuentran los dos filiales durante la temporada 73/74, dándose la circunstancia de que el Granada C.F. “B” reúne una mejor plantilla que el Club Recreativo Granada, hecho que propicia la obtención del campeonato por parte del equipo “B” con su correspondiente ascenso a Tercera División y la consecución del decimoquinto puesto del primer filial. En la España de los años setenta y ochenta, según la reglamentación de la RFEF, la Categoría Nacional está vetada a los equipos aficionados integrados en la estructura de otros clubs, con lo cual ley en mano el Granada C.F. “B” no puede competir en la categoría inmediatamente superior. Dado que el Granada C.F. cuenta con dos filiales y uno de ellos ha conseguido ascender sobre el terreno de juego, se solicita permiso a la RFEF para independizar al segundo filial o equipo “B”, proporcionándole identidad propia y estatutos que terminan con la constitución en el verano de 1974 del Real Granada Club de Fútbol, siguiendo ostentando como hiciera desde años antes con los clásicos colores rojiblancos para la camiseta y azul para el pantalón.

filial Granada CF 74-75

El año 1974 no solo aprecia el cambio de status del hasta ahora Granada C.F. “B”, sino que vislumbra el nacimiento de otra sociedad que adquirirá gran importancia en el futuro dentro del concierto local, provincial y más tarde nacional, el Club Polideportivo Granada 74, una entidad fundada por el empresario Carlos Marsá que vestía camisa granate con pantalón blanco y estaba muy unida al barrio de Almanjáyar.

El estreno del Real Granada C.F. durante la campaña 74/75 en Tercera División es sombrío dentro de una categoría dividida en cuatro grupos de veinte participantes cada uno que tiene un gran potencial. Colista casi desde el principio, los rojiblancos terminan vigésimos y colistas retornando de inmediato a Regional Preferente. En la edición 75/76 ambos filiales, Recreativo y Real, se ven las caras en la primera de las categorías regionales, concluyendo los recreativistas decimoterceros y los realistas decimoséptimos, plaza que les conduce al descenso a Primera Regional. En el verano de 1976 el Granada C.F., descendido a Segunda División, decide reafirmar a los recreativistas como primer filial y convierte al club realista, su segundo filial, nuevamente en club dependiente del conjunto de los Cármenes, cambiando sus estatutos y siendo asimilado en su estructura bajo el anterior nombre de Granada C.F. “B”.

Deportivamente la situación ha cambiado en sumo grado y el fútbol de la capital andaluza atraviesa por un gran bache. En la campaña 76/77 el Club Recreativo Granada es undécimo en Preferente, mientras que en la siguiente edición 77/78 es decimonoveno y desciende a Primera Regional coincidiendo con el ascenso del Granada C.F. “B” a la categoría que acaba de abandonar. Las tornas se han cambiado y en la edición 78/79 ambos filiales no se encuentran, quedando el equipo “B” sexto en Preferente y los recreativistas primeros de su grupo, puesto que les confirma como nuevo club de Preferente.

La directiva del Granada C.F. se haya de nuevo en una gran disyuntiva al coincidir sus dos filiales en la misma categoría, optando por retirar al equipo “B” e inscribirlo en Primera Regional, permaneciendo el Club Recreativo Granada en la categoría más alta. La temporada 79/80 se salda con un decimonoveno puesto para los recreativistas y la misma plaza para el segundo filial en Primera Regional, produciéndose un momento delicado en el seno de la institución. La directiva rojiblanca, tras meditar el futuro del club y sus distintas secciones, decide suprimir uno de sus dos filiales al competir ambos en divisiones muy bajas, confirmándose el Recreativo como único filial.

1980 – 1990 

En 1980, con la remodelación que experimenta la Tercera División a nivel nacional, el Club Recreativo Granada accede a jugar en el Grupo IX finalizando en decimoctavo puesto, siendo vigésimo y último en la temporada 81/82, plaza que le condena al descenso a Regional Preferente. El filial granadino viste durante esos años camisa blanquiazul con pantalón azul en una vuelta a sus orígenes, pero deportivamente se encuentra alejado de épocas más gloriosas iniciando un peregrinaje por una categoría que sufre bastantes cambios.

La Regional Preferente de los años ochenta está fraccionada en varios grupos que tienen un carácter interprovincial, organizándose alrededor de varias provincias por razones geográficas. El Club Recreativo Granada se asienta en el Grupo I siendo noveno en la campaña 82/83, quinto en la 83/84 y sexto en la 84/85, retrocediendo a la decimoséptima plaza en la sesión 85/86.

En 1986 la Federación Andaluza remodela la categoría y crea grupos uniprovinciales, naciendo el grupo granadino donde a partir de la fecha participarán los blanquiazules. Lejos de ocupar los primeros puestos, el filial concluye decimosegundo en la temporada 86/87 y undécimo en la edición 87/88, reforzándose la plantilla para intentar regresar a Tercera División durante el verano de 1988. El intento conduce a los blanquiazules al primer puesto, pero en la Promoción son eliminados, teniendo que continuar en una categoría que es un quinto nivel poco atractivo. La década será cerrada con una discreta séptima plaza en la campaña 89/90.

1990 – 1997

En la temporada 90/91 se proclama nuevamente Campeón de su grupo de Regional preferente, logrando esta vez sí el ansiado ascenso a Tercera División tras superar la Promoción. El Club Recreativo Granada pasa al Grupo IX donde compiten los clubs del este andaluz, resultando décimo en la campaña 91/92 y decimoctavo en la sesión 92/93, librándose del descenso gracias a una reestructuración de las categorías inferiores. En la edición 93/94 ocupa el noveno puesto, pero en la campaña 94/95 no consigue levantar cabeza y con tan solo catorce puntos en su cuenta es vigésimo de un total de veintiún participantes, regresando nuevamente a Regional Preferente.

El paso por esta categoría afortunadamente es breve, resolviéndose la temporada 95/96 exitosamente al conseguir el ascenso a Tercera División. La Categoría Nacional resulta complicada para el filial nazareno y la edición 96/97 la concluye en duodécimo puesto.

HISTORIA COMO EQUIPO DEPENDIENTE:

1997 - 2000

En 1991 la FIFA dictamina una Ley por la que no puede haber libre circulación de jugadores entre dos clubs diferentes sin transacción económica o pago de derechos de formación, con lo cual la RFEF se ve obligada a impulsar una nueva Ley del Deporte en la que todos los filiales deben tomar la decisión de desaparecer como clubs independientes e integrarse como equipos dependientes en otros clubs o desvincularse definitivamente del club del cual dependen a partir del verano del mismo año. El Club Recreativo Granada conserva su independencia hasta 1997 mientras el Granada C.F. se encuentra en una categoría no profesional como es la Segunda División B, año en el que desaparece como club, decisión que le hace perder su indumentaria y escudo tradicionales quedando su estructura asimilada por el club rojiblanco. El antiguo Club Recreativo Granada pasa a ser un nuevo equipo, que no club, denominado Granada C.F. “B”, conservando su plaza en la última categoría disputada.

La temporada 97/98 se desarrolla en Tercera División con mala fortuna, pues el equipo termina en decimoctavo puesto y pierde la categoría regresando años después a una Regional Preferente donde cierra la década sin demasiadas oportunidades para regresar a Categoría Nacional.

2000 – 2010

El Granada C.F. “B” inicia el nuevo siglo dubitativo y sin mucho apoyo por parte del club, siendo séptimo en la campaña 00/01 y decimoquinto en la sesión 01/02, plaza que le lleva directamente a Primera Regional donde toca fondo. Esta categoría es el sexto nivel nacional y la temporada 02/03 se convierte en una pesadilla dentro de su historial, confeccionándose una plantilla con garantías para abandonarla lo antes posible. El objetivo se cumple y en la edición 03/04 se compite nuevamente en el grupo granadino de Regional Preferente finalizando en sexto puesto.

En 2004 la Federación Andaluza crea la Primera Andaluza, categoría intermedia entre Tercera División y Regional Preferente, pasando los rojiblancos a formar parte de la primera de las categorías del fútbol andaluz donde no tiene continuidad al ser decimocuarto y con esta plaza descender a Regional Preferente. En esta categoría competirá durante tres largas temporadas, 06/06, 06/07 y 07/08, consiguiendo en esta última regresar a la neonata Primera Andaluza.

El 29 de noviembre de 2008 se inaugura oficialmente la remodelación llevada a cabo en el Campo de La Federación tras una inversión de 700.000 euros. En marzo de 2009 fallece el presidente de la Federación Granadina desde 1982, Don Miguel Prieto, pasando el Campo de la Federación a llevar en su honor el nombre Campo Miguel Prieto. El papel del equipo granadino es discreto en sus primeras estancias, finalizando octavo en la temporada 08/09 y sexto en la edición 09/10, con unas plantillas confeccionadas para mantenerse con suficiente holgura y no pasar por excesivos problemas.

2010 – 2020 

Esta tendencia es continuada en la campaña 10/11 cuando se alcanza el séptimo puesto en Liga, pero en 2011 se piensa desde el club potenciar el equipo dependiente y darle más calidad para afrontar un acceso a Tercera División. El 2 de agosto de 2011 la entidad granadina culmina su conversión en Sociedad Anónima Deportiva, pasando el equipo dependiente a ser Granada Club de Fútbol, S.A.D. “B”. La llegada de nuevos jugadores y el buen trabajo de sus dirigentes liderados por su presidente Quique Pina, más profesionales que en los últimos tiempos vividos por la sociedad nazarí, catapultan al Granada C.F. “B” a Categoría Nacional durante la temporada 11/12 al alcanzar el primer puesto en su grupo.

El éxito no se detiene en este punto y el equipo dependiente, instalado en el Grupo IX, realiza una extraordinaria competición durante la edición 12/13 terminando tercero tras los pasos de C.D. El Palo y Atlético Mancha Real. En la Promoción se enfrenta en la Primera Eliminatoria al C.F. Trival Valderas de Alcorcón, empatando 1-1 en la localidad madrileña e imponiéndose en casa por 3-1. En Semifinales se encuentra en un duelo fraticida a otro dependiente, el Córdoba C.F. “B”, venciendo 1-0 en casa y cayendo derrotado por 2-1 en la vuelta donde pasa la eliminatoria gracias al valor doble de goles obtenidos a domicilio. En la Final se juega el ascenso ante el Extremadura U.D., conjunto de la localidad pacense de Almendralejo al que superan con los mismos guarismos: 1-0 en casa y 2-1 en el Francisco Heras, resultados que le permiten el ascenso directo a Segunda División B, una categoría donde nunca ha competido.

Texto: Vicent Masià © 2013

Última actualización: 2013

BIBLIOGRAFÍA:

  • Álbum Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Bodas de Oro del Granada C.F. José Luis Piñero. Editorial Imprenta Nueva (1982).
  • Paso a paso rojiblanco: Granada C.F., 75 años de historia. Antonio Prieto Castillo. Editorial Santa Rita (2006).
  • Pidiendo la hora: 75 años de pasión rojiblanca. Raúl Alcover, Martín Domingo y Jose G. Ladrón de Guevara. Editorial Comares (2006).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles. Vicent Masià Pous (2009).
  • Anuarios de la RFEF.

ENLACES EXTERNOS:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

titular Algeciras CF

 

Escudo Algeciras CF

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Algeciras Club de Fútbol
  • Ciudad: Algeciras
  • Provincia: Cádiz
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 10 de enero de 1923
  • Fecha de federación: 1923

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Algeciras Foot-ball Club (1923-1941)
  • Algeciras Club de Fútbol (1941-1956 )
  • España de Algeciras Club de Fútbol (1956-1957)
  • Algeciras Club de Fútbol (1957- )

 

TÍTULOS NACIONALES:

1 Liga de Segunda División B:

  • 2002/03

7 Ligas de Tercera División:

  • 1955/56
  • 1961/62
  • 1987/88
  • 1999/00
  • 2006/07
  • 2012/13
  • 2014/15

 

ESTADIO:

estadio Nuevo Mirador

  • Nombre: Estadio Municipal Nuevo Mirador
  • Año de inauguración: 1999
  • Cambios de nombre:
  • Estadio Municipal Nuevo Mirador (1999-)
  • Capacidad: 7.200 espectadores

 

 

OTROS ESTADIOS:

  • Campo del Calvario (1923-1954)
  • Estadio El Mirador (1954-1999)
  • Estadio Nuevo Mirador (1999- )

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales Algeciras CF

ESCUDOS:

escudos Algeciras CF

UNIFORMES:

uniformes Algeciras CF

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Situada en el extremo sur peninsular y frente a la costa norteafricana, la ciudad de Algeciras es cabecera de la comarca del Campo de Gibraltar y sede de uno de los principales puertos marítimos del país.

Fruto de su estratégica situación geográfica, la empresa británica “Greenwood Company Ltd.”, con sede en Londres, se había adjudicado la concesión de la línea férrea Bobadilla-Algeciras en 1888 con extensión al enclave de Gibraltar, creando una nueva empresa denominada “The Algeciras-Gibraltar Railway Company Ltd.” que sería la encargada de la construcción y explotación de dicho tramo. Esta decisión supuso la llegada de un gran número de británicos, inaugurándose el ferrocarril en 1890 y quedándose algunos de ellos en la zona para la posterior edificación de hoteles tanto en Algeciras como en Ronda, estableciendo relaciones comerciales con Gibraltar.

Por entonces Gibraltar ya tenía un buen número de clubs, creándose en 1895 la Gibraltar Foot-ball League, campeonato que tuvo una amplia repercusión en la zona y cuya influencia fue vital para la práctica de este deporte por nativos de la propia Algeciras como de La Línea de La Concepción al poco tiempo.

Gracias a la presencia británica y el interés que los locales mostraban en el fútbol, a partir de 1905 surgen los primeros equipos, muy humildes, entre los que recordamos al Prim Club o al Algeciras Rail-Way Foot-ball, conocido también como Ferrocarril F.C., sociedad ésta participada por jugadores británicos y algecireños que jugaba en el Campo del Depósito de FF.CC., además de otras como el España Foot-ball Club, el Victoria Eugenia F.C. o el Albinos Foot-ball Club. Algecireños como los hermanos Cabello o José Soriano se forjarían en estas lides, siendo vital su experiencia para posteriores aventuras balompédicas.

Paralelamente surgían otras sociedades en Cádiz, Jerez de La Frontera y La Línea de La Concepción, cultivándose el germen para crear una entidad que llevase el nombre de la ciudad. La iniciativa tuvo al fin respuesta el 7 de junio de 1909 cuando surge el Algeciras Foot-ball Club, sociedad cuyo secretario era Emilio Infante, Arturo Casola hacía las labores de tesorero y Joaquín Almela ocupaba el puesto de capitán, una plaza muy importante en aquellos tiempos. Sin un terreno propio donde jugar, su desarrollo deportivo tenía que efectuarse en el Campo de la Era de Las Torres, transcurriendo los años sin apenas actividad y en condiciones muy difíciles que impedían su crecimiento condenándolo a la desaparición.

Desde el Café Las Delicias aquellos muchachos propagaron entre sus vecinos la idea de crear un nuevo club con carácter polideportivo a imagen y semejanza de los existentes en Cádiz y Jerez de La Frontera, centrándose su interés en la obtención de un feudo donde poder jugar. El Campo de la Era de Las Torres fue su elección y el 23 de noviembre de 1912 quedaba oficialmente constituido el Algeciras Sporting Foot-ball Club cuando llevaba ya varios meses de rodaje acumulados, una entidad que además de fútbol iba a practicar natación en el puerto y lawn-tennis. Su primer presidente fue Cristóbal Gómez Maresco, mientras Enrique Fillol era elegido secretario, ambos directivos-jugadores, vistiendo camisa con pantalón blanco y un escudo con las iniciales de la sociedad entrelazadas.

En su plantilla recordamos a jugadores como Emilio Infantes, Pepe Cabello, Abelardo Martínez, Ángel Cabello, Arturo Casola, José Soriano, Juan Furé, Luís Casola, Ramón Puigcarbó, Juan de La Paz, Pepper, Benzuza, Rafael Infantes, Enrique Fillol, Juan Herrera, Pepe González, Juan Roca, José Venancio Sagrario y José Sagrario.

El Algeciras Sporting F.C. se estrenó el 8 de abril de 1912 frente al Alexandra F.C., de Gibraltar, disputando a continuación y durante ese mismo mes encuentros frente al Sierra Nevada F.C. de Granada, conocido también como España F.C. y el gibraltareño Albion F.C. Gracias al apoyo institucional local del que gozaban llegaron a impulsar hasta tres ediciones de un trofeo denominado Copa Ayuntamiento que se celebraba coincidiendo con la Feria de Junio, siendo la primera de ellas frente al Ferrocarril F.C. al que se impusieron por 1-0. Luego llegarían los encuentros frente al gibraltareño The White Rose Heart y el Victoria Eugenia F.C., de La Línea de La Concepción. El 27 de octubre de 1912 quedan inscritos en la antigua y disuelta en 1913 Federación Española de Clubs de Foot-ball.

El impulso adquirido por el Algeciras Sporting F.C. seguiría en los años siguientes, convirtiéndose en una sociedad de referencia en toda la comarca y provincia de Cádiz, destacando durante este periodo por su carácter extraordinario la especial situación que atravesaron el Español F.C., de la ciudad de Cádiz, y el Algeciras Sporting F.C., dos sociedades con potentes plantillas quienes rehusaron enfrentarse durante años alegando mil y una escusas para justificarse. El Campo de la Era de Las Torres no era un recinto apropiado para albergar encuentros donde hacer taquilla y, desde el ayuntamiento, los sportinguistas recibieron la promesa de recibir pronto un terreno apto para sus intereses. Sin embargo el conjunto merengue nunca llegaría a estrenar el Campo del Polvorín y en su lugar fue el Athletic F.C., una sociedad creada alrededor de 1914 que vestía camisa rojiblanca con pantalón negro, quien tendría dicho honor el 20 de enero de 1916.

A partir de 1916 se pierde la pista totalmente al Algeciras Sporting F.C., coincidiendo con la aparición de otras sociedades que se generan por esas fechas como el Stadium F.C., sociedad ésta donde van a parar varios jugadores del Algeciras Sporting F.C., al igual que sucede con otras como el Romega F.C. y el Racing F.C., que vestía camisa con pantalón blanco. Del Stadium F.C. se recuerda que adoptó a finales de los años diez el popular estilo de la Escuela Sevillana que tan de moda había puesto el jugador catalán del Sevilla F.C., Juan Armet “Kinké”, fino y estilista en contraposición con el practicado por el Romega F.C., menos depurado y arrollador, resultando el Athletic F.C. el más importante de todos ellos y quien enarboló la bandera algecireña por toda la provincia durante el último lustro de la década, siendo recordado el encuentro disputado en abril de 1917 frente al Español F.C., de Cádiz, disputado en la capital provincial y que suscitó la atención de muchos aficionados.

En la primavera de 1921 y con motivo de la partida de soldados al frente Marruecos, se organiza un encuentro en el Campo del Polvorín -inaugurado en 1916- entre lo más distinguido del fútbol local al carecerse de un club puntero y el Español F.C., de Cádiz, imponiéndose los algecireños por 1-0. Aparte del resultado, cabe destacar el vuelco del vehículo de los españolistas por parte de los aficionados a consecuencia de una patada recibida por el jugador local Armando que solivianta los ánimos. Entre la selección algecireña se hallan jugadores procedentes del Athletic F.C., Stadium F.C., Romega F.C., Príncipe de Asturias F.C. y demás sociedades de la capital del Campo de Gibraltar.

HISTORIA DEL CLUB:

1923 – 1930

A finales de 1922 la diversidad de sociedades locales y el escaso peso que tienen en el panorama regional provocan que en el ambiente futbolístico algecireño se plantee la necesidad de crear una nueva entidad que reúna a lo más destacado de todos los clubs y consiga que Algeciras vuelva a sonar con fuerza en Andalucía, un peso perdido desde años antes ante la pujanza de otras localidades.

Las reuniones se suelen llevar a cabo en el Café Hércules y el 10 de enero de 1923 queda constituido el Algeciras Foot-ball Club, sociedad presidida por Rogelio Roca y vicepresidida por Marco Morante mientras Juan Casero es el tesorero. La mayor parte de sus integrantes proceden del Athletic F.C., conjunto recientemente desaparecido que lleva la iniciativa en todo momento aportando lo más destacado de su repertorio y contribuye con sus colores, rojiblanco para la camisa y negro para el pantalón, sumándose otros jugadores procedentes a menor escala del Racing F.C., Stadium F.C. y Romega F.C., sociedades que tras la pérdida de sus jugadores más destacados todavía siguen en activo durante ese periodo.

En la primera plantilla del Algeciras F.C. figuran jugadores como Paco Riva, Carrasco, Joaquín Benzuzán, Juan Díaz, Antonio Calderón y José Illesca, todos procedentes del Athletic F.C., a los que se añaden Juan Casero, Julio Sanz, Coca, procedente este último del Racing F.C., Pepe Burman, Antonio Hernández Marcet y José Olmo. Del Stadium F.C., club que desaparecerá en 1924 tras haber incorporado a jugadores procedentes del extinto Algeciras Sporting F.C., llegan Macister, Ricardo Torres, Aurelio Casero, Francisco Melgar, José Benroso, Joaquín Bianchi y Miguel Puyol, mientras que del Romega F.C. se incorporan Enrique Aparicio, Antonio Muñoz “Titón”, Extremera, Manuel Imossi y el guardameta Márquez.

En el Campeonato local de 1923 compiten Racing F.C., Stadium F.C., Español F.C., Algeciras F.C. y el nuevo Athletic F.C., sociedad de nueva creación y distinta a la recién desaparecida, siendo el triunfo para el Algeciras F.C. que arrasa a sus adversarios. El conjunto rojiblanco adelanta los plazos para hacerse con un terreno de juego, vital para poder competir dentro de los campeonatos organizados por la Federación Regional del Sur a la que se adhiere, consiguiendo en marzo de 1923 estrenar el Campo del Calvario, financiado con acciones reintegrables de cincuenta pesetas mientras las maderas de vallado se adquieren a Ricardo Casero quien, a su vez, las había comprado procedentes de un buque averiado en Gibraltar.

En 1924 Juan Furé sustituye a Rogelio Roca, estrenándose el Algeciras F.C. en el Grupo B de Primera Categoría -la segunda en importancia en Andalucía-, donde competirá sin hacerse notar demasiado. En 1925 José Soriano accede a la presidencia y se amplían las miras del club, ampliándose la superficie del Campo del Calvario al adquirir y nivelar los terrenos adyacentes por valor de veinte mil pesetas y adquirir más madera por un montante de treinta mil. El club sigue compitiendo en el Grupo B durante la sesión 25/26 y 26/27, campaña ésta en la cual se proclama Campeón del Grupo I. En la Promoción de Ascenso al Grupo A es superado por el Málaga F.C. por 6-5 en un emocionante encuentro decisivo, ascendiendo los malagueños, pero finalmente la ampliación de la Primera Categoría hace que los algecireños asciendan junto a un Real Club Recreativo de Huelva que acaba de reorganizarse recientemente tras varios años inactivo.

El club rojiblanco debuta en el Campeonato de Andalucía durante la temporada 27/28 dentro del Grupo Oriental siendo tercero, resultando efímero su paso por la más alta de las categorías andaluzas puesto que la Federación Regional del Sur decide en 1928 volver al formato original. El Algeciras F.C. compite en la sesión 28/29 dentro de la denominada Segunda Categoría Regional Preferente donde es quinto, resultando Campeón en la campaña 29/30 del Grupo II de Segunda Categoría y perdiendo el ascenso a Primera Categoría.

1930 – 1940 

Con la llegada de los años treinta el fútbol algecireño ha perdido el interés de muchos socios y el equipo no atrae a los aficionados tanto como antaño, siendo el campeonato de 1930 el último que disputa a nivel regional. Tras haber concluido este, todavía existe una última referencia del Algeciras F.C. en activo, siendo el encuentro del 4 de enero de 1931 llevado a cabo en el melillense Campo de la Hípica frente al Español F.C. el postrero del club gaditano.

La dejadez empieza a conquistar terreno y tras la instauración de la II República el Campo del Calvario sufre continuos robos y saqueos, llegándose al extremo de ser quemado por unos vándalos. El Algeciras F.C. se queda sin un feudo capaz de albergar hasta tres mil espectadores y con derecho a hacer taquilla, iniciándose una oscura época donde la ciudad no registra lamentablemente ni un solo club a nivel federado. El vandalismo ha arremetido fuerte, pero no es capaz de derrumbar la afición por el fútbol, naciendo a partir de entonces equipos sin mucha repercusión a nivel regional, pero sí capaces de forjar jugadores importantes que marcharán a clubs más importantes de otras localidades.

Los años treinta transcurren con Ligas locales donde coexisten clubs como los Bravo, el de La Pandilla, el de El Pugilato, el Betis, el Corajudo, el Barrio Chino, el Hotel Garrido, el de la Corchera Española F.C., el Racing F.C., el C.D. Obrero, el España F.C., el Levante F.C., el de la Plazoleta de San Isidro, el Nacional, etc., jugando casi todos ellos en un Llano del Calvario que en poco se parece a lo que fue hasta que en julio de 1936 estalla la Guerra.

Durante el conflicto bélico se pasan muchas calamidades, pero afortunadamente dentro de lo que cabe, el frente anda muy alejado y la zona queda sujeta bajo el bando nacional, pudiéndose organizar a partir de 1938 encuentros entre distintos cuerpos militares. Entre 1938 y 1939 surgen equipos ocasionales como el de Infantería, el de Automovilismo  y el de Ingenieros, a los cuales se añaden el España F.C., el Racing F.C. y el de la S.E.U. para conformar una Liga local tras la conclusión de la Guerra.

1940 – 1950

Contrariamente a lo que sucede en muchas localidades del resto del país donde sus clubs titulares reemprenden la actividad después de 1939 o a lo sumo en 1940, Algeciras no logra recomponerse rápidamente debido a la inexistencia de un terreno de juego en condiciones. En 1940 el Frente de Juventudes se encarga de reacondicionar el Campo del Calvario cerrándolo con un muro en su perímetro, todo ello en vistas a reorganizar un club que represente a la ciudad ante la insistencia de las autoridades que tienen un especial interés en recuperar el deporte como medio de confraternización. A lo largo de 1940 y 1941 se organizan distintas selecciones con los más distinguidos jugadores de los equipos locales que se enfrentan a sociedades de la provincia, incluso de provincias adyacentes, constituyéndose una Liga Municipal a la cual la Federación Regional del Sur otorga el rango de Tercera Categoría.

Tras muchas pruebas, el 15 de julio de 1941 queda organizado el Algeciras Club de Fútbol concediendo la Federación Regional del Sur la presidencia a Juan Casero, entidad que retoma el nombre del club desaparecido, que no disuelto en 1930, vistiendo en esta ocasión camisa granate con pantalón blanco, mientras a partir de 1942 queda en pantalón azul haciendo uso de los colores de la Selección Nacional, distintivos que serán sustituidos a mediados de década por los clásicos camisa rojiblanca con pantalón azul.

El Algeciras C.F., nombre adoptado en correspondencia al decreto gubernamental que prohíbe el uso de extranjerismos desde el 1 de enero de 1941, se estrena en Primera Categoría durante la temporada 41/42, siendo subcampeón de su grupo en la edición 42/43 ya bajo la presidencia de José Rivera Aguirre. En 1943 la Federación Española reemprende la instauración oficial del Campeonato Nacional de Tercera División, torneo que se inicia en la temporada 43/44. El Algeciras C.F. consigue deportivamente acceder a tal categoría, debutando con un séptimo puesto en el Grupo VIII junto a clubs andaluces a los que se les suma el Club Atlético Tetuán.

Precisamente en 1943 accede a la presidencia Bernardo Ardanaz, hombre que será determinante en el club durante los siguientes años y quien consolidará un proyecto que en el futuro alcanzará cotas muy altas. Ardanaz proporciona estabilidad y ambición, consiguiendo proclamarse Campeón de Andalucía de Aficionados en los años 1944 y 1945, además de asentar la sociedad en Tercera División, categoría donde es octavo en la temporada 44/45, décimo en la 45/46 y sexto en la edición 46/47, manteniéndose en ese nivel durante las restantes sesiones donde concluye noveno en la 47/48, séptimo en la 48/49 y décimo en la 49/50.

Durante los años cuarenta numerosos clubs algecireños son inscritos en la Federación Regional del Sur, destacando el España C.F. de E. y D., sociedad que viste enteramente de blanco y alcanza a jugar en Primera Regional. Otras entidades participantes en Tercera Categoría son la U.D. Automovilista, el Iberia C.F., el C.D. Español, el Recreativo Campo de Gibraltar, el Corchera Española C.F. y el Imperio del F.J.

1950 – 1960

La década de los años cincuenta supone un paso adelante del club gaditano. En 1950 Juan Casero retorna brevemente a la presidencia siendo sustituido en 1951 por Antonio González, coincidiendo con una temporada inicial 50/51 donde no se juega bien y se termina en decimoquinto puesto a punto de descender a Regional. En la campaña 50/51 se alcanza el octavo puesto y en la 52/53 se es cuarto en una remontada importante.

Tras una cómoda edición 53/54 en la que finaliza octavo, la llegada de refuerzos en 1954 aumenta sus posibilidades de éxito y la sesión 54/55 es notable quedando subcampeón de Liga precedido por el Cádiz C.F. con quien mantiene una dura pugna. Esta plaza le permite acceder a la Fase de Ascenso a Segunda División, quedando nuevamente subcampeón en el Grupo IV donde compiten ocho aspirantes y en el cual el Cádiz C.F., rival en la Liga regular, le usurpa el ascenso al mostrarse superior. El 16 de junio de 1954 abandona el Campo del Calvario e inaugura el nuevo Estadio del Mirador, más acorde para sus necesidades y dotado con capacidad para más de once mil espectadores. En la temporada 55/56 el Algeciras C.F. se proclama Campeón de Liga con dieciocho victorias, un empate y tres derrotas, accediendo al Grupo IV de la Fase de Ascenso donde no tiene excesiva fortuna y es tercero tras Córdoba C.F., quien asciende, y Real Balompédica Linense.

En el transcurso de 1956 la ONU concede la tramitación de la independencia del nuevo estado de Marruecos. El hasta entonces Protectorado Español en el norte de África ha de entregarse al país vecino, suponiendo este paso que los clubs participantes en la Liga española han de ser disueltos obligatoriamente o bien integrarse parte de su estructura, en el caso de ser clubs con profesionales, en clubs españoles.

La directiva de la U.D. España, un club ubicado en Tánger y que reúne un elenco de profesionales, se replantea su futuro inmediato acuciado por las circunstancias y decide disolver la entidad, buscando antes de ese decisivo fin en las plazas de Ceuta y Melilla junto a ciudades del sur peninsular, un aliado con el que unirse para tener cierta continuidad. Las negociaciones son arduas y los viajes en una dirección u otra, constantes. El Club Atlético Tetuán, quien atraviesa la misma situación como club norteafricano, parece tener el camino encauzado con la S.D. Ceuta, mientras la U.D. Melilla es descartada por sus graves problemas económicos. Por potencial tan solo quedan el Algeciras C.F. y la Real Balompédica Linense, siendo descartados otros clubs de mayor potencial como Cádiz C.F. y Real Club Recreativo de Huelva. Finalmente el compañero de viaje elegido es un Algeciras C.F. que acaba de proclamarse Campeón de Tercera División y no ha conseguido el ascenso en las distintas Promociones realizadas.

fusion Algeciras CF 1956

El Algeciras C.F., tras ofrecer como oferta doscientas setenta y dos mil quinientas pesetas al club tangerino por sus activos, acaba fusionándose con la U.D. España absorbiendo parte de sus jugadores más destacados, proceso en cuyo acuerdo entra el cambio de nombre a España de Algeciras Club de Fútbol con el beneplácito de la Federación Andaluza y de la RFEF. Los algecireños, con el presidente Eugenio Parrón al frente, se estrenan durante la campaña 56/57 en Segunda División al ocupar la plaza de los tangerinos, desarrollando un torneo pésimo en el que quedan decimoctavos y colistas con la consiguiente pérdida de categoría.

En la edición 57/58 Eugenio Parrón y su directiva deciden volver a la denominación original del club puesto que el nuevo nombre, pese al acuerdo inicial, no cuaja entre los aficionados. Bajo el nombre de Algeciras Club de Fútbol se afronta la edición 57/58 con ánimo del retornar lo antes posible a la categoría de plata, culminándose con una aceptable sexta plaza. En 1958 se incorporan nuevos jugadores y la sociedad queda tercera en Liga tras Adra C.F. y C.D. Linares, mejorándose las prestaciones en la temporada 59/60 cuando se alcanza el subcampeonato precedido por el C.D. Málaga. Esta plaza le permite promocionar para intentar ascender a Segunda División, eliminado en Primera Ronda al C.D. Puerto, de Sevilla, por 3-1 en casa y empate 0-0 en la capital andaluza. En Segunda Ronda supera al C.F. Calvo Sotelo, 1-0 en Puertollano y 2-0 en El Mirador, plantándose en una Final donde se juega el todo por el todo ante el gran rival Cádiz C.F., conjunto que será quien finalmente ascienda al empatar 1-1 en Algeciras e imponerse 2-1 en casa.

1960 – 1970

Los años sesenta van a ser sin duda la época gloriosa del club rojiblanco. Durante esta década conseguirán objetivos nunca alcanzados antes y militarán durante unas temporadas en uno de los dos grupos de Segunda División con una ciudad que se vuelca con su equipo y donde cada domingo se dan cita antes de cada encuentro multitud de aficionados en las calles. El inicio de la década empieza con un cuarto puesto en Liga durante la campaña 60&61, pero en la siguiente edición 61/62 se consigue el Campeonato de Tercera División por segunda vez en su historia. En la Fase de Ascenso de encuentran en Semifinales al C.F. Gandía, conjunto al que eliminan imponiéndose 0-2 en la localidad valenciana y empatando 1-1 en casa, pasando a una Final donde el C.D. Constancia es un gran escollo insuperable; 3-2 en El Mirador y derrota por 2-0 en la localidad mallorquina de Inca.

Apesadumbrados por no conseguir el objetivo, en la temporada 62/63 llegan nuevos fichajes y de la mano del técnico Paquirrín son subcampeones tras el Club Atlético Ceuta. En la Fase de Ascenso superan al C.D. Lugo en la Primera Eliminatoria; 3-0 en casa y nueva victoria, esta vez por 0-2, en la capital gallega, pasando a Semifinales donde no tienen problemas con el C.D. Atlético Ciudadela; 4-0 en casa y 0-2 en la localidad menorquina, accediendo a una Final donde el rival, C.D. Atlético Baleares, no se lo pone nada fácil; 3-1 en casa, derrota por 2-0 en Palma de Mallorca y encuentro de desempate disputado el 20 de junio de 1963 en el Estadio Vallejo de Valencia con victoria por 2-1 a favor de los rojiblancos. El ascenso es tomado con gran júbilo por los aficionados con el presidente Eugenio Parrón al frente, concentrándose más de treinta mil personas en la ciudad para dar la bienvenida al nuevo club de Segunda División.

El estreno en la categoría de plata se realiza en la sesión 63/64 dentro del Grupo II de la categoría compitiendo con los clubs del sur, cosechando un octavo puesto en un torneo muy competido donde la igualdad en la parte baja de la clasificación es notoria. En la temporada 64/65 es décimo manteniéndose en los mismos parámetros de la edición anterior, pero en la campaña 65/66, con Manuel García Alba en la presidencia, son sorprendentemente terceros, la mejor clasificación de toda su historia, quedando a dos puntos de jugar la Promoción de Ascenso a Primera División, un sueño que se lleva el Granada C.F. mientras el Hércules C.F. es Campeón del grupo y quien asciende directamente. En la sesión 66/67 pierde a muchos efectivos de gran valía y durante el torneo sólo se consiguen siete victorias, quedando decimoquinto en Liga a un punto del decimosexto y colista C.D. Condal, de Barcelona, una plaza que le hace descender a Tercera División además de acumular una deuda de tres millones y medio de pesetas.

Durante estos años de éxito pasan muchos jugadores de renombre que aún perduran en la memoria de gran cantidad aficionados y llenaron bastantes hojas en la prensa, pero el gran artífice de este logro hay que depositarlo en la figura de Eugenio Parrón, persona que dotó con su singular dirección una estructura profesional y dedicó un gran esfuerzo en vistas a reforzar la cantera. Parrón convirtió al C.D. Juan Sebastián Elcano, un club forjado en 1958 desde el barrio de Los Pescadores que jugaba en el Campo de La Era con superficie de albero, en su filial y vistiendo camisa amarilla con franja horizontal azul y pantalón del mismo color consiguió que durante cuatro temporadas consecutivas militase en Tercera División, desde la 63/64 a la 66/67, perdiendo su plaza en 1967 tras el descenso de la primera plantilla cuando ya era denominado Club Atlético Algeciras desde 1963.

En su época de Segunda División jugaron entre otros Omist, Torollo, Torres, Mendoza, Juan José, Nelly, Rafaelín, Hita, Gerardo, Antón, Bordones, Bruna, Navarro, Joselín, Tapia, Loren, Moli, Paco León, Larrauri, Polo, Garre, Yiyi, Totó, Garrido, Martiarena, José Mari, Juanito, Sosa, Babi, Unamuno, Benítez, Ríos, Sánchez, Marín, Antonio, Martín, etc., teniendo como técnicos a entrenadores de la talla de Santiago Núñez y Álvaro.

De nuevo en Tercera División, la temporada 67/68 se afronta con una plantilla muy renovada con gran presencia de caras nuevas. El objetivo es clasificarse al menos para la Promoción, pero unos ligeros tropiezos hacen que al final sea tercero sin opciones. En la campaña 68/69 la pérdida de calidad fue más evidente aún y los rojiblancos retroceden al noveno puesto, quedando bastante alejados de las primeras plazas. En 1969 la RFEF establece que, a consecuencia de la profunda remodelación que va a sufrir la categoría, los clasificados entre los puestos noveno al vigésimo -ambos inclusive-, descenderán a Regional. El Algeciras C.F. compite en el Grupo VII donde hay una pléyade de sociedades con gran potencial, llegando al término del torneo sin fuerzas y desmoralizado al no poder acercarse a las plazas de permanencia, siendo decimocuarto y esfumándose su presencia en Categoría Nacional.

1970 – 1980 

Los años setenta son vertiginosos para el club gaditano experimentando una serie de cambios continuos, siempre en forma ascendente, que le hacen recorrer hasta cuatro categorías en apenas unos años, pasando desde la primera de las categorías regionales hasta una categoría tan profesional como la Segunda División.

La entrada la vive en Regional Preferente durante la campaña 70/71 donde finaliza segundo tras el Linares C.F., club que asciende directamente a Categoría Nacional tras imponerse en la Promoción andaluza al otro Campeón, el Jerez Industrial C.F. El equipo no funciona como se espera y en la edición 71/72 es cuarto, mientras que en la sesión 72/73 ocupa el quinto puesto. En la temporada 73/74 se proclama Campeón de su grupo de Regional Preferente, disputando la Promoción andaluza al otro Campeón, el Granada C.F. “B” -sociedad esta que en el verano de 1974 se convierte en Real Granada C.F.-, siendo superado por el filial nazarí al perder 1-2 en casa y nuevamente en la vuelta por 1-0. Este resultado le obliga a disputar la Promoción de Ascenso como aspirante ante la U.D. Barbastro, consiguiendo ascender a Tercera División tras ganar 3-1 en El Mirador y empatar 0-0 en la localidad oscense.

El reestreno en Tercera División tras cuatro campañas sumido en Regional se realiza en un grupo muy fuerte como es el IV, coexistiendo con clubs castellano-manchegos, andaluces, valencianos, extremeños, norteafricanos y murcianos, ocupando finalmente un discreto undécimo puesto. En esos momentos el Algeciras C.F. es un club humilde, alejado de los años exitosos de la década anterior, pero no por ello poco ambicioso en sus opciones deportivas. Después de ser quinto en la sesión 75/76, en 1976 la RFEF anuncia que va a crear una nueva categoría intermedia entre Tercera División y Segunda División, la malamente denominada Segunda División B, una categoría que de facto se convertirá en el tercer nivel nacional.

El Algeciras C.F. lucha por entrar dentro de las diez primeras plazas que dan opción a colarse en la nueva categoría, consiguiendo felizmente el objetivo al ser séptimo en un reñido torneo. El estreno en Segunda División B de la campaña 77/78 se realiza dentro de un potente Grupo II repleto de sociedades de la zona meridional nacional, consiguiendo en una emotiva lucha ser subcampeón tras la Ag.D. Almería y después de un duelo espectacular con la A.D. Ceuta que le supone ascender a Segunda División.

Antonio Ruiz es el presidente durante la temporada 78/79, compitiendo los rojiblancos en una categoría que desde hace una década ha sido reducida a un grupo único y retiene un gran nivel deportivo, notable diferencia ésta respecto a su anterior estancia de los años sesenta. La igualdad es significativa entre los contendientes y la lucha tanto por el ascenso como por el descenso titánica, logrando los del Campo de Gibraltar la permanencia en un sprint final agónico donde quedan empatados con el Real Jaén C.F., entidad que desciende. En la campaña 79/80 la plantilla es debilitada y como consecuencia de la falta de competitividad se obtienen tan solo siete victorias, un bagaje insuficiente que le hace ser vigésimo y colista descendiendo a Segunda División B.

1980 – 1990

En la década de los años ochenta también paseará su nombre por cuatro categorías, empezando la edición 80/81 en Segunda División B con una plantilla que es cuarta en Liga, pasando en la edición 81/82 a ser sextos. En la edición 82/83 es sorprendentemente subcampeón tras los pasos del Granada C.F. y después de empatar a puntos con el Albacete Balompié con quien mantiene una enconada lucha, saliendo vencedor gracias al gol average y consiguiendo retornar a la categoría de plata. El regreso a Segunda División es acogido con gran júbilo por parte de su afición, conscientes de que pueden revivir los dorados años sesenta. Sin embargo la realidad no es como desean y la campaña 83/84 se salda con un decimoctavo puesto que les condena al descenso, quedando la permanencia a tan solo un punto de su alcance.

En la sesión 84/85 es cuarto ya en Segunda División B teniendo opciones de haber ascendido, pero en 1985 aflora una preocupante deuda que amenaza su futuro inmediato. La fuga de sus mejores jugadores y la debilidad con la que afronta el torneo hace que finalice decimonoveno, descendiendo a Tercera División. El club es denunciado por impago y la RFEF le desciende administrativamente encadenando su segundo descenso consecutivo de la temporada, en esta ocasión a Regional Preferente. La dimisión de la junta directiva y la ausencia de alguien que se haga cargo de la institución empieza a tomar cuerpo y la sombra de la desaparición se adueña de todo el entorno algecireño. Al final, y a pocos días de finalizar el plazo de inscripción, el empresario hostelero Juan Gandiaga asume el mando y el Algeciras C.F. puede salir a competir.

El esfuerzo de algunos jugadores locales, técnicos y el nuevo presidente hacen que la afición reflexione y haga piña con el club, consiguiendo bajo la tutela del técnico Fernando Gallego ascender a Tercera División. En la temporada 87/88 los rojiblancos realizan un gran torneo mostrando un gran poderío respecto a sus rivales, consiguiendo una vez concluida esta la primera plaza que le proporciona el ascenso directo a Segunda División B. La presencia en esta categoría, lejos de ser duradera, se conserva durante una sola campaña, resultando la edición 87/88 frustrante por cuando se termina decimoctavo. De nuevo en Tercera División, la campaña 89/90 proporciona una cuarta plaza que no satisface a nadie.

1990 – 2000

En los años noventa el Algeciras C.F. se convierte en un equipo ascensor: demasiado importante como para militar en Tercera División -el cuarto nivel nacional-, pero acusadamente débil para soportar la Segunda División B, compaginando su andadura deportiva con nuevas reglas a la de hora de acceder a esta última categoría.

La década comienza con un séptimo puesto en la campaña 90/91 que es seguido de una cuarta plaza en la edición siguiente 91/92. Esta posición le permite promocionar para intentar ascender a la categoría de bronce, pero en dicha Fase es superado por el C.D. Toledo quien se lleva el premio, quedando tras ellos el Moralo C.P. y el C.D. Mármol Macael. Tras el esfuerzo acometido para intentar ascender, llega la crisis y el club concluye decimoséptimo la edición 92/93 y cae al pozo de la Regional Preferente. En esta categoría permanecerá a lo largo de dos larguísimas y poco atractivas campañas, consiguiendo remontar el vuelo al final de la 94/95 cuando consigue retornar a Categoría Nacional.

Después de la travesía por regional y el paréntesis de la edición 95/96 donde queda decimocuarto, en la temporada 96/97 vuelve a la carga por intentar retornar a Segunda División B, torneo en el cual es tercero tras Atlético Ceutí y C.D. Isla Cristina. En la Promoción no gana ningún encuentro y sólo consigue un empate, clasificándose último superado por Motril C.F., C.D. Torrijos y C.D. Burguillos. La cumplida revancha llega en la campaña siguiente 97/98 cuando tras un cuarto puesto en Liga nadie sospecha su actuación en la Promoción. En esta Fase supera a todos sus rivales conquistando el primer puesto y con ello el ascenso a Segunda División B, manteniendo una dura pugna con el Club Hellín Deportivo y quedando más rezagados C.P. Mérida “B” y C.P. Granada 74.

Su paso por la categoría de bronce resulta efímero tal cual sucedió diez años antes en su anterior comparecencia, abandonando la Segunda División B después de ser decimosexto en Liga y disputar una larguísima Promoción de Permanencia donde, tras no superar en Semifinales al C.D. Aurrerá Vitoria: 3-0 en la capital alavesa y 0-0 en casa, pierda la última oportunidad de permanencia al no poder con el Caudal Deportivo; 2-0 en la asturiana localidad de Mieres y un insuficiente 1-0 en casa.

De vuelta a Tercera División, la campaña 99/00 resulta exitosa y el Algeciras C.F. consigue desarrollar un magnífico torneo al concluir Campeón del Grupo X con bastante suficiencia coincidiendo con la inauguración del Estadio Nuevo Mirador, un moderno recinto con capacidad para siete mil doscientos espectadores, inaugurado el día 9 de junio de 1999 con un encuentro frente al Real Betis Balompié con resultado final de 0-1. En la Promoción mantiene un gran pulso con el C.D. Don Benito a quien logra superar por dos puntos, quedando atrás U.D. Maracena y A.D. Torpedo 66, cosecha que le permite ascender nuevamente a la categoría de bronce.

2000 – 2010

El cambio de siglo se inicia compitiendo en Segunda División B dentro de un Grupo IV donde la competitividad es notoria y el club algecireño no sale bien parado al ser decimosexto. En la Promoción de Permanencia en esta ocasión si le acompaña la fortuna, consiguiendo superar al C.F. Fuenlabrada en Semifinales después de empatar ambos encuentros, 1-1 en casa y 1-1 en la localidad madrileña, obteniendo la permanencia desde la tanda de penaltis. En la temporada 01/02 es decimotercero, pero en la edición siguiente, 02/03, realiza un espléndido campeonato donde precede a todos sus rivales y alcanza el primer puesto con diecinueve victorias, quince empates y cuatro derrotas, fundamentando tal logro desde la fortaleza defensiva. En la Promoción, con José Luís Montes en el banquillo, se impone en su grupo a Athletic Club “B”, Burgos C.F. y Zamora C.F., consiguiendo el cuarto ascenso a Segunda División de su historia.

Después de veinte años de ausencia, la afición rojiblanca se dispone a ver nuevamente a su equipo en la categoría de plata. Existe una gran ilusión y el Nuevo Mirador parece el sitio idóneo para alargar la aventura algecireña en una Segunda División que es muy atractiva y donde la televisión hace acto de aparición retransmitiendo algunos de sus encuentros a todo el país. Sin embargo el campeonato depara una enorme desilusión: el Algeciras C.F. no levanta cabeza y, a medida que transcurren las jornadas, el equipo pronto ocupa el farolillo rojo. Josu Ortuondo sustituye a Montes, pero tras catorce encuentros no mejoran las expectativas y es relevado a su vez por José Antonio Asián. Al final es vigésimo segundo y colista descendiendo a Segunda División B.

Como sucediera en anteriores ocasiones, tras el paso por la categoría de plata el club gaditano encadena una gran crisis que le lleva a perder posiciones en el fútbol nacional. Así pues, después de una esperanzadora campaña 04/05 donde es sexto, pierde la categoría en la temporada 05/06 al finiquitar decimonoveno. El club logra recuperarse a medias y en la edición 06/07 se gana el campeonato de Tercera División del Grupo X obteniendo el ascenso a Segunda División B después de imponerse en la Promoción al Sangonera Atlético C.F. en Semifinales; 1-1 en la localidad murciana y 2-0 en casa, y en la Final al C.D. Toledo; 0-1 en la capital castellano-manchega y empate 1-1 en el Nuevo Mirador.

La temporada 07/08 es desastrosa a todos los niveles: deportivamente, financieramente y socialmente. Con Alberto Tenorio en la presidencia y poco dinero en las arcas para hacer frente a los pagos, la plantilla que dirige José Luís Montes obtiene unos resultados decepcionantes al sumar cuatro victorias, diez empates y veinticuatro derrotas, terminando la sesión vigésimo y colista, unos números que le hacen descender a Tercera División. La plantilla y el cuerpo técnico han sufrido a lo largo del torneo, dejando de percibir sus emolumentos y denunciando su situación a la AFE. La RFEF, ante el impago a final de temporada, decide descender administrativamente la sociedad otra categoría más, un hecho que se repite en su historia y es el segundo tras el de 1986, condenándose a los algecireños a militar en Primera Autonómica, la primera de las categorías regionales de Andalucía.

En la campaña 08/09 el Algeciras C.F. es Campeón de su grupo y consigue ascender a Tercera División, recobrando dentro de lo deportivo un lugar en Categoría Nacional. El paso durante la sesión 09/10 por esta categoría es discreto y siempre mirando de reojo la cola de la clasificación, consiguiendo una vez concluida esta el decimoquinto puesto.

2010 – 2020

La nueva década se empieza con un conjunto que quiere estabilizarse dentro de la categoría y, por qué no, aprovechar sus oportunidades para intentar llegar lo más lejos posible dentro de sus posibilidades. En la campaña 10/11 finaliza en quinto puesto escapándose la Promoción por escaso margen, algo que se vuelve a producir en la edición 11/12 cuando cierran el torneo en sexta plaza. En la sesión 12/13 y con Francisco Javier Gudiel en la presidencia acompañado de Manuel Real “Manolo Sanlúcar” en el banquillo, los rojiblancos realizan una gran campaña y se proclaman Campeones del Grupo X con un juego arrollador. Este puesto le permite promocionar, consiguiendo el ascenso directo a Segunda División B en la Eliminatoria de Campeones tras imponerse al C.D. Tropezón, de Tanos; derrota por 1-0 en Torrelavega y victoria en el Nuevo Mirador por un contundente 4-0.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2013

 

BIBLIOGRAFÍA:

  • Álbum Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles. Vicent Masià Pous (2009).
  • Anuarios de la RFEF.
  • Los Deportes. Diario deportivo
  • El Noticiero Gaditano. Diario.
  • Heraldo de Madrid. Diario.

 

ENLACES EXTERNOS:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 

escudo Atletico Sanluqueno CF

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Atlético Sanluqueño Club de Fútbol
  • Ciudad: Sanlúcar de Barrameda
  • Provincia: Cádiz
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 1948
  • Fecha de federación: 27 de enero de 1951

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Sociedad Deportiva Emperador Carlos (1948- 1950)
  • Atlético Sanluqueño Club de Fútbol (1950- )

 

TÍTULOS NACIONALES:

1 Liga de Tercera División:

  • 2011/12

 

ESTADIO:

Estadio Municipal El Palmar

  • Nombre: Estadio Municipal El Palmar
  • Año de inauguración: 1948
  • Cambios de nombre:
  • Campo Municipal El Palmar / Estadio Municipal El Palmar (1948-)
  • Capacidad: 5.000 espectadores

 

 

OTROS ESTADIOS:

  • Campo Municipal El Palmar (1948-)

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales Atletico Sanluqueno CF

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Situada en las confluencias de las provincias de Huelva, Sevilla y Cádiz, la gaditana ciudad de Sánlucar de Barrameda es el punto final del Guadalquivir y a la vez puerta de Doñana. Con un amplio bagaje histórico a cuestas gracias a su determinante situación geográfica, la ciudad fue creciendo entorno al río hasta reunir veinticinco mil almas en 1917. En ese año las carreras de caballos por las amplias playas sanluqueñas ya eran famosas, pero el fútbol, un incipiente deporte que había encontrado acomodo en la vecina Huelva y en toda la comarca de la Bahía de Cádiz, empezaba a ganar adeptos y simpatizantes entre los jóvenes de la localidad que peloteaban en la arena incordiando a los paseantes.

Héctor Abreu, fue el impulsor y alma mater de la primera sociedad local, el Sanlúcar Foot-ball Club, una entidad que vestía camisa con pantalón blanco y nada más constituirse hizo uso de unos terrenos situados en El Palmar de San Sebastián, entonces a las afueras de la localidad. Su estreno fue el 25 de julio frente a la Deportiva Chipionera con un abultado 6-1, emprendiendo desde ese instante una carrera deportiva que le hizo enfrentarse a los clubs más importantes de Cádiz primero y de Sevilla después.

En los primeros años veinte surgieron varios clubs a la estela del Sanlúcar F.C., algunos de ellos desde la fértil cantera del colegio lasaliano y otros bajo iniciativa popular como los nacidos entre 1923 y 1924 Trabajo F.C., el Deportivo Sanlúcar, el Escolapio F.C. y el San Telmo F.C., además del estricatmente lasaliano Lanflis Quespia F.C. Ninguno de ellos estaba federado y sus trayectorias eran casi siempre efímeras, durando lo que el capricho de sus componentes decidía. El Sanlúcar F.C. en cambio era el decano, el club importante que visitaba a otros clubs provinciales y el de más raigambre, recibiendo a mitad de 1926 el título honorífico de Real, un prestigioso ornamento que mitificaba su existencia pero que no le reportó grandes beneficios. El Real Sanlúcar F.C. era un club pobre y fruto de sus males económicos se vio desprovisto de competir en las más altas categorías de la por entonces Federación Regional del Sur, un hito que sí alcanzarían otras sociedades de localidades colindantes a la Bahía.

En 1931 y con la implantación de la II República se vio desprovisto de su título y quedó simplificado a Sanlúcar F.C., compitiendo en los torneos comarcales que tan frecuentemente se organizaban en la provincia gaditana. Durante estos años le surgió un rival, el Bodega F.C., inspirado en las tan famosas industrias vinícolas de la ciudad, sorprendiéndoles a ambos la Guerra Civil en julio de 1936.

Pasado el conflicto bélico llegaron tiempos difíciles y el Sanlúcar F.C., sin apenas medios pero siguiendo las directrices de la DND que requería que cada localidad contase con un club de fútbol, se inscribió en la Federación Regional del Sur como club adherido sin derecho a competir en cualquiera de las categorías que ésta organizaba. A pesar de contar con el recinto del Campo de El Palmar desde hacía una par de décadas, la afición local no apostó por el fútbol ni por el ya Sanlúcar C.F., nuevo nombre desde 1941 tras la prohibición de extranjerismos por parte gubernamental, y poco a poco fue dando la espalda al club quien a finales de 1947 empezó a languidecer.

 

HISTORIA DEL CLUB:

1948 – 1950

A finales de los años cuarenta Sanlúcar de Barrameda contaba con cerca de treinta y cinco mil almas, pero no con un club importante. El fútbol seguía siendo el deporte más practicado con diferencia y de la ciudad y desde sus peñas salían jugadores con calidad suficiente para jugar en las sociedades de localidades limítrofes. En 1948 se crea la S.D. Emperador Carlos, un club con escasos recursos que se limita a mantener viva la llama futbolística en la ciudad. Sus aspiraciones no van más allá de competir en los diversos campeonatos locales de la ciudad y en los comarcales a los que pueda asistir transcurriendo su trayectoria sin novedad hasta que llega Rafael Bartel.

1950 – 1960

Bartel desea imprimir a este club rigor y una estructura más moderna con la pretensión de ser el club insignia de la ciudad en detrimento de un Sanlúcar C.F. que no sobrepasa la Categoría Provincial. El primer paso es cambiar la denominación pasando a ser Atlético Sanluqueño C.F. y reformar sus estatutos, hechos acontecidos el 11 de enero de 1951 en plena temporada 50/51, continuando vistiendo de blanquiverde con pantalón blanco y haciendo uso del Campo de El Palmar. El club se inscribe el 27 de enero en la Federación Andaluza, nuevo nombre de la hasta entonces Regional del Sur, iniciando su trayectoria oficial el 24 de agosto de 1951 durante la campaña 51/52 en Categoría Provincial, la misma que ostenta su vecino Sanlúcar C.F.

La existencia de dos sociedades resulta un handicap y pronto el decano, más debilitado, sufre las consecuencias terminando por diluirse y pasar la escasa masa social que reúne al club atlético. Los blanquiverdes tardan en acoplarse y tras unas temporadas en Provincial al término de la sesión 54/55 ascienden a Segunda Regional donde debutan en la edición 55/56 consiguiendo encadenar bajo la presidencia de Antonio Sánchez Racero un nuevo ascenso, en esta ocasión a Primera Regional. En esta categoría permanecerán dos campañas puesto que la directiva tiene la mente puesta en la Tercera División y es el objetivo a conseguir. Para ello se refuerzan todas las líneas y al final, tras mucho esfuerzo se consigue debutar en Categoría Nacional durante la temporada 58/59 en medio de un grupo con clubs del occidente andaluz donde finalizan decimoquintos. Amenazados con perder la categoría, en 1959 se refuerzan convenientemente y consiguen ser sextos en la sesión 59/60.

1960 – 1970

La década de los años sesenta será irregular y el inicio es traumático ya que en la campaña 60/61 con una plantilla muy floja son decimosextos y colistas descendiendo a Primera Regional. El encuentro con esta categoría es duro y fruto de los gastos ocasionados en los años anteriores los gaditanos tardan en recuperar su nivel coincidiendo con el nacimiento del C.D. Rayo Sanluqueño, una entidad que viste camisa blanquiazul con pantalón blanco que se convertirá en su principal rival.

El ansiado ascenso llega en la sesión 64/65 cuando es subcampeón tras el C.D. Alcalá. El reencuentro con la Terrcea División es discreto y los sanluqueños terminan la temporada 65/66 en décimo puesto, una plaza que mejorarán sensiblemente en las campañas 66/67 y 67/68 cuando son en ambas octavos. En 1968 la RFEF anuncia una fuerte reestructuración de la categoría que será acometida en las dos siguientes ediciones, comenzando con una temporada 68/69 donde el nivel es más fuerte y donde el Atlético Sanluqueño C.F. concluye decimoquinto. En la edición 69/70 las cosas se complican más si cabe y sólo subsistirán aquellos clasificados entre los ocho primeros puestos, una meta que no se alcanza al ser decimosextos dentro de un grupo donde coexisten andaluces, manchegos y murcianos.

1970 – 1980

Los años setenta van a ser muy complicados para los verdiblancos puesto que son tiempos de vacas flacas y la suerte tampoco les acompaña. Durante este periodo su supremacía local se verá ampliamente cuestionada y no serán pocas las voces que anuncien su fin. Este extremo no se alcanzará, pero los verdiblancos lo pasarán francamente mal. En la temporada 70/71 el Atlético Sanluqueño C.F. pierde la categoría y desciende a Segunda Regional donde tras competir sin éxito en la sesión 71/72, se encuentra durante la campaña 72/73 al C.D. Rayo Sanluqueño que acaba de ascender desde Tercera Regional.

El conjunto rayista que preside Juan Becerra Roldán lleva una trayectoria ascendente y así en la temporada 73/74 los rayistas estarán en Primera Regional mientras los atléticos permanecerán en Segunda Regional, todo un varapalo para el orgullo verdiblanco. En las ediciones 74/75 y 75/76 ambos contendientes compiten en Primera Regional, consiguiendo los atléticos ascender a Regional Preferente al término de esta última. La estabilidad parece al fin llegar y los verdiblancos se instalan cómodamente en una categoría que anda más cerca de sus pretensiones deportivas. Aún así no será todo fácil y salir del final del túnel requiere un esfuerzo, consiguiendo retornar a Tercera División al término de la temporada 79/80 cuando esta categoría se amplíe y se creen nuevos grupos.

1980 – 1990

La Tercera División de principios de los años ochenta no tiene el mismo peso que diez años antes y en realidad es el cuarto nivel a escala nacional. Aún así es un atractivo y el Atlético Sanluqueño C.F. toma la campaña 80/81 con ilusión quedando tercero en un grupo donde hay andaluces y extremeños, perdiendo gas en las siguientes ediciones al ser duodécimo en la 81/82 y decimonoveno en la 82/83. Este puesto le ocasiona el descenso a Regional Preferente pero una reestructuración de los grupos con la creación de un grupo extremeño único le salva in extremis. Los verdiblancos aprovechan la ocasión y son terceros en la campaña 83/84 estando a punto de promocionar, teniendo un ligero desliz en la 84/85 y recuperando terreno en las ediciones 85/86 con el cuarto puesto y 86/87 con un tercer puesto que les sabe a gloria puesto que significa su ascenso a Segunda División B al ser ampliada esta categoría tras una profunda reestructuración.

Su paso por el tercer nivel, al contrario de lo que en un principio se preveía, dura cinco largas temporadas que recompensan en parte el sufrimiento almacenado tras su peregrinaje por Categoría Regional durante los años setenta, pasando por el Campo de El Palmar clubs ilustres como la U.D. Salamanca, Getafe C.F., Córdoba C.F., Real Jaén C.F., Albacete Balompié, Granada C.F., C.P. Mérida, Real Club Recreativo de Huelva y Extremadura C.F. entre otros. En su primera temporada, 87/88, es decimoquinto salvándose en el último instante de un descenso casi seguro, mientras en la edición 88/89 realiza el mejor campeonato de su historia y finaliza tercero, considerándose todo un éxito sin precedentes. En la campaña 89/90 desciende a la novena plaza tras perder algunos mimbres importantes y en la campaña 90/91 es decimotercero.

1990 – 2000

En la sesión 91/92 pone fin a su paso por la categoría de bronce al ser decimoséptimo, aún cuando se queda a tan solo dos puntos de la salvación. Descendido a Tercera División, su vuelta es aceptable pues en la temporada 92/93 es quinto, muy cercano a la Promoción, pensándose que en el futuro inmediato se podrá armar una plantilla que le devuelva la categoría recién disfrutada. La fuga de algunas piezas importantes hace que sea séptimo en la campaña 93/94 y duodécimo en la 94/95. En la temporada 95/96 es subcampeón de Liga a tres puntos del C.D. San Fernando, consiguiendo entrar en la Promoción de Ascenso. En esta fase realiza una gran competición pero al final, en un mano a mano durísimo, es superado por un solo punto de diferencia por el Club Polideportivo Ejido SAD quien se lleva el gato al agua. C.P. Mérida B y Puertollano Industrial C.F. son los otros dos participantes. De aquí hasta el final de la década el club verdiblanco intenta volver a entrar en la Promoción, pero la calidad de sus plantillas se lo impide postergando un deseo que parecía fácil y que termina en alargarse más de la cuenta.

2000 – 2010

El cambio de siglo trae esperanza y en su primera edición 00/01 son cuartos en el campeonato doméstico. En la Promoción no tiene excesiva fortuna y queda segundo tras el C.P. Mérida B, siendo los otros dos participantes C.D. Cuenca y U.P. Plasencia. Sin embargo cuando todo parecía encarrilado para intentar el ascenso, en la temporada siguiente 01/02 desciende hasta el puesto decimoquinto con muchos problemas para seguir en la categoría. En las dos campañas siguientes rectifica algo su clasificación con puestos meridianos en la tabla, pero en la sesión 04/05 sufre un nuevo bache y casi pierde la categoría al ser decimosexto. La llegada de mimbres de más calidad y un nuevo preparador hace que sorprendentemente quede quinto en la edición 05/06, para bajar con la misma intensidad a la plaza decimoséptima en la 06/07.

La trayectoria verdiblanca sigue el patrón de los dientes de sierra y tan pronto está arriba como está abajo, siendo la incertidumbre su característica más destacada y no encontrándose explicación convincente para ello. Siguiendo con la tendencia es sexto en la temporada 07/08 y decimosexto en los torneos 08/09 y 09/10, despidiéndose de una década forzosamente irregular.

2010 – 2020

Los años diez los inicia siendo octavo clasificado en la campaña 10/11, pensándose en 2011 configurar una plantilla de garantías con la cual poder promocionar. La evolución durante la temporada 11/12 es espectacular y el Atlético Sanluqueño C.F. apenas encuentra oposición en su grupo de Tercera División, contando con José Carrete en el banquillo y Manolo Fernández en la presidencia, tandem con el cual son Campeones de Liga. Este éxito necesita ser corroborado con el ascenso a Segunda División B, pero en la Fase de Campeones no consigue superar al barcelonés A.E. Prat; 0-0 en casa y derrota por 2-0 en El Prat de Llobregat. El sistema competitivo le da otra oportunidad y el club gaditano no la desaprovecha eliminando en Semifinales al C.D. Montuïri; 1-1 en la localidad mallorquina y 4-1 en casa, y al Extremadura U.D. en la Final; 0-1 en Almendralejo y 2-1 en casa ante la alegría de sus seguidores que se ven en la categoría de bronce veinte años después.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2012

 

 

BIBLIOGRAFÍA:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,







DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: San Fernando Club Deportivo Isleño
  • Ciudad: San Fernando
  • Provincia: Cádiz
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 18 de septiembre de 2000
  • Fecha de federación: septiembre de 2000



CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Unión Deportiva San Fernando (2000- 2007)
  • Unión Sporting San Fernando (2007- 2009)
  • San Fernando Club Deportivo (2009- 2014)
  • San Fernando Club Deportivo Isleño (2014- )



TÍTULOS NACIONALES:

  • 0 Ligas de Categoría Nacional



ESTADIO:

estadio Iberoamericano 2010

  • Nombre: Estadio Iberoamericano 2010
  • Año de inauguración: 1992
  • Cambios de nombre:
  • Estadio Municipal Bahía Sur (1992-2010)
  • Estadio Iberoamericano 2010 (2010-)
  • Capacidad: 6.461 espectadores

 



OTROS ESTADIOS:

  • Campo de Sacramento / Campo Municipal de Fútbol Bazán (2000-2010)
  • Estadio Municipal Bahía Sur / Estadio Iberoamericano 2010 (2010-)



TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales San Fernando CD

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Situada en la Bahía de Cádiz y conocida antiguamente como Isla de León, la ciudad de San Fernando conoció el fútbol casi al unísono que el resto de las localidades de su entorno geográfico. La primera referencia de una sociedad dedicada a este deporte al encontramos hacia 1910 cuando surge el San Fernando Foot-ball Club, entidad que permanecerá en activo durante pocos años hasta su desaparición un lustro después, aunque no el fútbol de la localidad, pues en estos años se disputa el Trofeo de San Mauro organizado por la Escuela Naval Militar que tiene en este deporte uno de los mejores elementos para mantener en forma a sus alumnos. En 1919, tras unos años de apatía y no demasiado seguimiento por parte de la población civil autóctona, surge de nuevo la ilusión por el fútbol y se crea un segundo San Fernando F.C., el cual correrá una suerte similar al anterior dejando de existir en 1923.

Pese a las dificultades iniciales que encuentra este deporte, los años veinte van a significar la eclosión definitiva en la ciudad con el nacimiento de multitud de sociedades puesto que en 1921 surgen el Racing F.C. y la Academia Olivera, esta última patrocinada por la famosa institución dedicada a la formación para cursar carreras militares, a las cuales les siguen en 1924 el Andalucía F.C. y el que va a convertirse en principal entidad durante esta década, la S.D. Constructora Naval F.C., un club que juega en el Campo de Madariaga y esta dirigido por la Empresa San Carlos, vistiendo camisa azul y pantalón negro. La Constructora a finales de los años veinte llega a adquirir bastante nivel al alcanzar la militancia en el Grupo B de Primera Categoría, descendiendo sus prestaciones en los años treinta al pasar a la Tercera Categoría. En 1925 surge la Balompédica de San Fernando y en 1926 la Unión Sporting San Fernando, ambos con escasa trayectoria, al igual que sucede con la Unión Deportiva San Fernando, de 1929.

En 1930 se constituye un tercer San Fernando F.C., entidad que viste camisa azulina con pantalón blanco y juega en el Campo de Madariaga. Este club nace con el ánimo de convertirse en el más importante del municipio y en 1933 consigue alcanzar la Segunda Categoría, pasando en 1934 a Primera Categoría tras ser reestructuradas las categorías territoriales por la Federación Regional del Sur en cumplimiento de los dictámenes de la Federación Española quien ha decidido suprimir los campeonatos de Tercera División y sustituirlos por torneos mancomunados interregionales, pasando los por entonces clubs de Primera Categoría a formar parte de Primera y Segunda División de Liga.

Durante los primeros años de la II República surgen en la ciudad un buen número de sociedades como el Athletic Club de San Fernando en 1931, que viste camisa rojiblanca y pantalón negro pretendiendo sin alcanzarlo ser el máximo rival del San Fernando F.C. y el más modesto Hércules F.C., a los que les acompañarán en lo sucesivo otros como el Balompié F.C., el Arenas F.C., el C.D. Politécnica, el Excelsior F.C., el Metropolitano F.C., el Español F.C., el Betis F.C., el Deportivo España F.C., y el O’Dogherty F.C., todos ellos con suerte dispar y que hacia 1934 habrán desaparecido en su mayoría. En febrero de 1935 y en medio de una ciudad que no sigue el fútbol y el deporte en general con mucho interés, surge el Arsenal F.C., conjunto que acompaña al San Fernando F.C. como abanderado del balompié isleño y con quien en julio de 1936 se verá sorprendido por la irrupción de la Guerra Civil. En este periodo San Fernando permanece desde sus inicios bajo el bando nacional, propiciándose durante el conflicto encuentros entre equipos militares formados para la ocasión en beneficio de los damnificados por la guerra, además de los correspondientes al Campeonato Provincial Amateur.

En 1939, una vez el conflicto armado finalizado, el fútbol ocupa un papel secundario subsistiendo en la antigua Isla de León tan solo el Arsenal F.C., radicado en el barrio de La Carraca y presidido por Serafín Gómez, mientras las otras sociedades importantes se muestran incapaces de reaparecer. Las autoridades, apremiadas por el estreno de la inminente temporada 39/40, inciden en la importancia de contar con una sociedad de fútbol que represente la ciudad oportunamente, presión que ocasiona en 1940 que el máximo representante del Arsenal F.C. y los antiguos representantes de los inactivos Athletic Club San Fernando, Luís del Corral y San Fernando F.C., Horacio Aldea, tras mantener varias conversaciones acuerden aportar varios jugadores con ficha anterior en estos clubs quienes, junto a algunos jóvenes valores en ciernes, den conformidad a un nuevo club con el cual competir bajo el nombre de C.D. Once Diablos.

Dicho y hecho, la nueva entidad queda inscrita en la sede del Gobierno Civil el 19 de septiembre presentando una directiva donde Agustín Rosete Nogales actúa como presidente, Antonio del Hombre es vicepresidente, Natalio Romero Utrera ejerce de secretario, José Barroso de vicesecretario y Enrique García Pérez de Tesorero, contando con Luís Montero como entrenador y José Bazán Torres como Delegado Deportivo. El C.D. Once Diablos, que viste camisa blanquiazul con pantalón negro, inicia su vida deportiva jugando en el Campo de Madariaga siendo inscrita en la Federación Regional del Sur, partiendo desde Tercera Categoría durante la temporada 41/42, la misma en la cual se encuentra el Arsenal F.C., quien cambia el 1 de enero de 1941 a C.D. Arsenal por la nueva Ley que prohíbe el uso de extranjerismos, consiguiendo ascender al término de la misma a Segunda Categoría.

En 1942 se crea el Esperanza C.F. mientras los blanquiazules realizan paralelamente un gran torneo durante la campaña 42/43 que les lleva de nuevo a ascender, en esta ocasión a Primera Categoría. Lo que inicialmente parecía una aventura prontamente se confirma en realidad y la sociedad isleña se encarama en lo más alto del fútbol regional deseando a partir de ese instante la mayor parte de sus socios llevar el nombre de la ciudad por el resto de campos andaluces, voluntad que el 6 de julio de 1943 queda reflejada en sus Estatutos con el cambio de nombre oficial a Club Deportivo San Fernando. Los cambios, además de a su denominación, se amplían a los colores siendo a partir de la fecha azulina ó celeste para la camiseta y blanco para el pantalón –como lo hiciese el desaparecido San Fernando F.C.-. La sociedad, presidida ahora por Luís del Corral, cuenta con el apoyo de la ciudad entera que desea estrenarse lo antes posible en Categoría Nacional, máxime tras el anuncio de la reestructuración que va a sufrir la Tercera División para convertirse en la más alta categoría de los clubs modestos. Este paso todavía tardará cierto tiempo en llegar y antes de ello el flamante C.D. San Fernando debuta en Primera Categoría durante la temporada 43/44, torneo en el cual resulta subcampeón teniendo en sus filas a Ramallets, el gran portero que procedente del C.D. Europa realiza el servicio militar en la ciudad y más tarde triunfará en el C.F. Barcelona y en la Selección Nacional. El C.D. San Fernando desarrollará una extensa carrera deportiva que le llevará a permanecer cerca de siete décadas en la élite del fútbol nacional consiguiendo militar durante varias temporadas en Segunda División, su techo competitivo, hasta que graves problemas económicos surgidos en la primera década de los años dos mil den al traste con un club tan representativo.

En el inicio de los años setenta el fútbol isleño no atravesaba por un buen momento y sus dos máximos representantes, C.D. San Fernando y Hércules San Fernando C.F., sociedad esta que vestía completamente de blanco, jugaban en Primera Regional compartiendo el estadio azulino. Al término de la temporada 71/72 el C.D. San Fernando asciende a Tercera División coincidiendo con una intensa remodelación de las distintas categorías que organiza la Federación Andaluza, creándose nuevos grupos y surgiendo un sinfín de nuevos clubs. San Fernando se convierte en un hervidero y en Tercera Regional el municipio cuenta con sociedades como el Águila Imperial, el G.E. Bazán C.F., el Club Corbeta Atrevida, el C.D. Estudiantes, el San Fernando Industrial, el San Marcos C.F. y el Sporting C.F.

A todos ellos se une el C.D. Pastora, una entidad creada en 1972 por el incombustible Francisco Blanca García bajo cuyo mando se convertirá en todo un histórico del fútbol local. El C.D. Pastora vestirá camisa verdiblanca con pantalón verde y poco a poco irá progresando alcanzando la Segunda Regional a finales de los años setenta y la Primera Regional recién empezada la década de los años ochenta, categoría en la que se desenvolverá perfectamente durante muchísimo tiempo suponiendo a la vez su techo deportivo.

HISTORIA DEL CLUB:

2000 – 2010

El cambio de siglo insufla nuevos aires al fútbol isleño y los dirigentes del C.D. Pastora -hastiados de tantos años en Regional-, observan cómo la única posibilidad de crecimiento subsiste en fusionarse con otro club que posea una potente cantera, ya que sus limitaciones en este aspecto son manifiestas. La idea es sólida y el pretexto convertirse en el segundo club de la ciudad tras el C.D. San Fernando. La directiva pastoril intercambia propuestas con la U.D. San Germán, un club creado en 1985 por Joaquín Ruiz Benítez que posee una serie de equipos en edad formativa muy interesantes, cuajando la fusión en el verano de 2000 con el nacimiento de un nuevo club perfectamente saneado que se denomina Unión Deportiva San Fernando. La nueva entidad queda inscrita en el Registro de Entidades Deportivas el 18 de septiembre y ocupa la plaza que el C.D. Pastora venía empleando en Primera Regional, adoptando como colores camisa grana con pantalón azul marino y teniendo como terreno de juego el Campo de Bazán. El U.D. San Fernando empieza a crecer y al término de la campaña 01/02 obtiene sus primeros frutos con el ascenso a Regional Preferente, categoría donde se estrena durante la temporada 02/03 finalizando decimoséptimo y descendiendo.

Tras este hito deportivo se suceden una serie de temporadas en las cuales el club isleño permanece estancado, consiguiendo al fin de la campaña 06/07 ascender a Primera Andaluza, la más alta categoría a nivel regional. En 2007 y coincidiendo con el ascenso, une a su estructura la cantera de la Escuela Sporting Bahía, club canterano que está obteniendo buenos resultados y del cual espera obtener en poco tiempo jóvenes jugadores que se unan a la primera plantilla. Esta fusión acarrea el cambio de nombre pasando a ser conocido como Unión Sporting San Fernando y de uniforme, que pasa a ser camisa naranja con detalles azul amarino y pantalón del mismo color. Deportivamente la edición 07/08 es discreta y termina undécimo, retrocediendo un tanto en la sesión 08/09 cuando ocupa la plaza decimocuarta.

A punto de cumplirse la campaña 08/09 y estando el Unión Sporting San Fernando en Primera Andaluza, el C.D. San Fernando se haya inmerso en una difícil coyuntura deportiva y económica puesto que acaba de descender a Tercera División tras ser decimoséptimo en su grupo de Segunda División B y de ahí a Primera Andaluza administrativamente por no satisfacer las deudas contraídas con parte de sus jugadores. Este hecho marca un punto de inflexión entre los socios del C.D. San Fernando que se debaten entre si continuar en tan baja categoría endeudados con cerca de seiscientos mil euros o disolver la entidad para partir de cero. El 16 de junio de 2009, mediante asamblea extraordinaria, más de dos tercios de los socios deciden la disolución de la entidad al no divisar continuidad condenando la gestión realizada por Ángel Serrano y Delfín Cañas, finiquitando una sociedad con más de sesenta años de historia que estuvo diez temporadas en Segunda División A, ocho en Segunda División B y cuarenta y una en Tercera División.

La junta gestora creada para la finiquitación del club entabla una serie de conversaciones de inmediato que se convertirán en tensas con Juan Rojas, presidente y alma mater del Unión Sporting San Fernando, para adquirir la plaza que este conjunto tiene en Primera Andaluza y no tener que empezar desde la última de las categorías del fútbol andaluz, resolviéndose todo exitosamente el 30 de junio con el pago de cerca de noventa mil euros de los cuales treinta y ocho mil son entregados durante la venta y el resto en varios plazos. El hasta entonces Unión Sporting San Fernando pasa a denominarse San Fernando Club Deportivo, adoptando como colores celeste para la camiseta y blanco para el pantalón con un escudo muy similar al lucido por el club extinto.

Trasladados durante la temporada 09/10 al Campo de Sacramento por estar el Estadio Iberoamericano 2010 en obras – estadio inaugurado el 22 de noviembre de 1992 bajo el nombre de Estadio Municipal Bahía Sur y cuya nueva denominación es adpotada tras ser aprobado por la junta de gobierno el 21 de diciembre de 2009 -, los azulinos son subcampeones de Primera Andaluza tras el Conil C.F., consiguiendo ascender a Tercera División gracias a la renuncia de la plaza que el Mueco Ceuta C.F. había obtenido tras la Promoción entre los campeones de Preferente de Ceuta y Melilla.

2010 – 2020

El 22 de mayo de 2010 se inaugura la remodelación del Estadio para la celebración de los XIV Campeonatos Iberoamericanos de Atletismo en el mes de junio. La fortuna parece sonreir a los isleños y ya desde el Estadio Iberoamericano 2010, reforzados convenientemente para la ocasión debutan durante la campaña 10/11 en Tercera División siendo subcampeones tras la Real Balompédica Linense. Esta plaza les permite promocionar para acceder a Segunda División B, eliminando a Jerez C.F.; 0-1 en la localidad pacense y 3-1 en casa, y Loja C.D.; 3-2 en la localidad granadina y 4-0 en casa, cediendo en la Final ante La Roda C.F.; 3-0 en la localidad albaceteña y nueva derrota en casa por 0-1. En la edición 11/12 son subcampeones de Liga tras un inalcanzable Atlético Sanluqueño C.F., consiguiendo ahora sí ascender a Segunda División B por primera vez en su historia al superar consecutivamente a U.D. Mutilvera en Cuartos; 1-1 en la localidad navarra y 0-0 en casa, Levante U.D. B en Semifinales; 2-0 en casa y 0-1 en Valencia, y C.D. Laudio en la Final; 2-0 en casa y 0-1 en la localidad alavesa. En su debut en la categoría de bronce la sesión 12/13 se termina en un meritorio séptimo puesto, descendiendo nuevamente la 13/14 al ser decimoctavo. Con el regreso a Tercera División, el club incluye un cambio en su denominación para la temporada 14/15, pasando a ser conocido como San Fernando Club Deportivo Isleño.

Texto: Vicent Masià © 2012

Última actualización: 2012



BIBLIOGRAFÍA:

  • Album Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Historia y estadística del fútbol español. Vicente Martínez Calatrava. Fundación Zerumuga (2002).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles. Vicent Masià Pous (2009).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles (Tomo III). Vicent Masià Pous (2012).
  • Anuarios de la RFEF.
  • Archivo privado de Luís Villegas.
  • Archivo privado de Antonio Gutiérrez Rivero.
  • www.elmundodeportivo.es/hemeroteca Diario deportivo.
  • www.hemeroteca.abc.es Diario.
  • www.diariodecadiz.com Diario.
  • www.sanfernandocd.com (Web oficial).
  • www.elguichidecarlos.com (Web no oficial).
  • www.sentirseazulino.blogspot.com (Web no oficial).

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Loja Club Deportivo
  • Ciudad: Loja
  • Provincia: Granada
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 1924
  • Fecha de federación: 19 de mayo de 1940

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Loja Foot-ball Club (1924- 1941)
  • Loja Club de Fútbol (1941- 1951)
  • Club Deportivo La Peña (1951- 1963)
  • Loja Club de Fútbol (1963- 1978)
  • Loja Club Deportivo (desde 1978)

 

TÍTULOS NACIONALES:

1 Liga de Tercera División:

  • 2011/12

 

ESTADIO:

Estadio Medina Lauxa

  • Nombre: Estadio Municipal Medina Lauxa
  • Año de inauguración: 2006
  • Cambios de nombre:
  • Estadio Municipal Medina Lauxa (2006-)
  • Capacidad: 1.250 espectadores

 

 

OTROS ESTADIOS:

  • Campo de La Esperanza (1924- 1934)
  • Campo de Los Barreros (1934- 1940)
  • Estadio Silva / Estadio San Francisco (1940- 2006)

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales Loja CD

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Situada en el extremo occidental granadino y limitando con la provincia de Málaga, la localidad de Loja no se ha caracterizado históricamente por tener una presencia relevante dentro de las primeras categorías del fútbol español, más bien al contrario, la Regional ha sido su entorno natural y quien en más ocasiones le ha contemplado.

El origen del fútbol en Loja es mezcla de dos iniciativas que confluyeron en una localidad situada a mitad de camino entre Granada, su capital provincial y Málaga, la gran ciudad del sur cuya actividad futbolística es reconocida desde principios del s.XX. La eclosión que sufrió la capital provincial -algo más reciente- y su comarca a principios de los años veinte con la creación de numerosos clubs no pasó desapercibida en la ciudad, y así la aparición del fútbol en Loja se convirtió en cuestión de tiempo, pues antes o después el primer club tendría nacimiento.

HISTORIA DEL CLUB:

1924 – 1930

En 1924 surje el Loja F.C., sociedad que juega en el Campo de La Esperanza, un recinto inaugurado precisamente ese mismo año frente a otro club local, el Athletic Club de Loja, entidad esta creada casi a la par cuya rivalidad irá creciendo hasta que nada más se sepa de los athléticos.

1930 – 1940

En 1930 surgen otras entidades que adquieren gran protagonismo: el C.D. La Peña, conjunto que juega en el Campo Carmen de Los Ángeles vistiendo camisa blanca con pantalón azul y estando presidida por Manuel Altozano Castilla, y el Deportivo Español, presidido por Pablo García que tendrá su sede en el Llano de Piñar del núcleo de Plines. El camino de Loja F.C. y C.D. La Peña continuará de la mano hasta la llegada de la Guerra Civil en julio de 1936, fecha en la que cesan su actividad. Previamente y siendo el día de Navidad de 1934, el Loja F.C. inaugurará el Campo de Los Barreros bajo la presidencia de Miguel Luque Pascual.

1940 – 1950

Pasada la Guerra Civil y en consonancia con las directrices que se marcan desde el Gobierno donde se insta a todas las poblaciones a contar con un club de fútbol para normalizar la situación, el 19 de mayo de 1940 se reorganiza el Loja F.C. en medio de una posguerra bastante dura, sociedad impulsada por Manuel Campos Ruiz y presidida por Manuel Torres Ropero que es afiliada a la Federación Regional del Sur de forma inmediata. Como terreno de juego se emplea el Estadio Silva, inaugurado el 27 de octubre de ese mismo año en encuentro disputado con victoria local por 4-1 frente al club cordobés Rute Balompié.

En el aspecto deportivo el conjunto lojeño, que sigue vistiendo camisa blanca con pantalón azul oscuro, empieza fuerte y al término de la temporada 40/41, ya bajo el nombre de Loja Club de Fútbol en cumplimiento de la nueva normativa que prohíbe el uso de extranjerismos, aspira a ascender a Tercera División, sueño que se desvanece tras una abultada derrota frente a la S.D. Olímpica Jiennense. Tras esta fulgurante salida el Loja C.F. empieza a ir a menos y sus plantillas cada vez más presentan menos calidad. La Segunda Regional será su destino y a mitad de década se descenderá llegando a ocupar plaza en Tercera Regional hasta que los aficionados le den la espalda y termine olvidado en 1948 y sin nadie que le atienda.

1950 – 1960

Tras unos años de ausencia, en 1951 varios aficionados locales con ánimo de recuperar el fútbol en la localidad reinscriben al club en la ya denominada Federación Andaluza bajo el nombre de U.D. La Peña, conjunto que en principio permanece sin competir a nivel oficial limitándose a disputar encuentros amistosos y torneos locales. Mediados los años cincuenta al fin deciden competir con otros clubs de su zona iniciándose en Categoría Provincial durante la campaña 54/55, el último nivel, pasando en la edición 55/56 a Segunda Regional y en la sesión 56/57 a Primera Regional. En 1956 conquista la Copa Delegado Provincial, un título menor en el que apabullan en la Final al C.D. Santa Fe por 9-0 en encuentro disputado en casa, cerrando la década en un nivel que es el cuarto en importancia.

1960 – 1970

Iniciados los años sesenta la entidad granadina permuta su nombre y adquiere el de Loja C.F. en 1963 bajo la presidencia de Manuel Torres Ropero, antiguo jugador, entrenador y ex directivo durante varias etapas, pero las cosas no funcionan demasiado bien a nivel económico y la plantilla se resiente dejando la afición de asistir al Estadio Silva, denominado desde hace años atrás como San Francisco. La crisis es total y en 1962 el club deja de competir. Tras un breve periodo de ausencia, Manuel Torres consigue reflotar la entidad y durante la campaña 63/64 se acomodan en Primera Regional, pero tal y como sucediese apenas unos años atrás no hay dinero y cesan la actividad. Sin nadie que desee tomar el testigo, el paro será mayor que en la ocasión anterior y hasta la temporada 68/69 no regresan, jugando en Primera Regional y bajo la batuta de Arturo López-Cuervo, quien preside la junta gestora formada expresamente para la ocasión.

1970 – 1980

Los años setenta van a resultar mucho mejores de lo pensado y desde el principio la afición disfruta las evoluciones de su club. El cuadro blanquiazul se encuentra en Primera Regional, categoría equivalente a la actual Tercera División, y por el Estadio de San Francisco pasan importantes sociedades de las provincias hermanas de Málaga, Almería y Jaén además del resto de clubs granadinos. Las miras deportivas son obtener la permanencia y tras sufrir en la campaña 73/74 para no descender, en la edición 74/75 quedan fuera de las plazas que dan derecho a ingresar en la recién creada Regional Preferente, nueva categoría a estrenar durante la sesión 75/76. El Loja C.F. pierde con este paso una categoría pero al término de la campaña 77/78 consigue ascender a la misma. En la temporada 78/79 y con José Campaña Almirón se debuta en Regional Preferente estrenándose la nueva denominación de Loja Club Deportivo. La entidad granadina goza de una excelente reputación a nivel provincial y por el club pasan jugadores notables de la categoría consiguiéndose en la temporada 79/80 ascender a Tercera División.

1980 – 1990

El debut en Categoría Nacional se ejecuta bajo la presidencia de Juan Delgado Bono dentro del Grupo IX que engloba a sociedades de las cuatro provincias andaluzas orientales más la ciudad autónoma de Melilla. El papel de los lojeños es deficiente y quedan vigésimos y colistas con siete victorias y cuatro empastes, registros insuficientes para conservar la categoría. Tras un par de ediciones en Regional Preferente, los blanquiazules regresan a Tercera División reestrenándose con más fortuna en la campaña 83/84, edición en la que son decimoséptimos con muchos apuros, mientras en la sesión siguiente 84/85 son decimoctavos y pierden la categoría. A partir de este momento con la caja vacía por la carestía de los fichajes y los largos desplazamientos, el club entra en crisis y pasarán muchos años hasta vislumbrar su recuperación, pasando incluso por Primera Regional durante la sesión 88/89.

1990 – 2000

Tras volver rápidamente a Regional Preferente, esta será su categoría durante los años noventa salvo en el tramo final. La Regional Preferente acaba de ser reestructurada y cada provincia cuenta con su propio grupo. El Loja C.D. compite con el resto de clubs granadinos de la categoría basándose mayormente en jugadores locales y con presupuestos más bien escasos no consigue despuntar durante el primer lustro. En la temporada 96/97 causa un sensacional torneo y consigue clasificarse para la Promoción de Ascenso a Tercera División, pero una serie de resultados desafortunados frente a rivales más potentes le impiden el retorno a Categoría Nacional. La espera se hace corta y en la campaña 98/98 se consigue el ansiado ascenso al finalizar Campeón del grupo granadino y rematar el trabajo en la Promoción gracias a la ausencia del rival en el encuentro definitivo. Durante la sesión 99/00 compiten en Tercera División finalizando duodécimos y arrancando una permanencia consecutiva en la categoría de la cual disfrutarán hasta trece temporadas.

2000 – 2010

El cambio de siglo contemplará un periodo de esplendor que llevará a los lojeños a no perder de vista la Tercera División y a convertirse en todo un clásico de la categoría durante su primer decenio. Sus participaciones no son apenas destacables rondando en la mayor parte de las ocasiones puestos colindantes con el descenso, pero el espíritu de salvación que transmite la entidad hacia sus jugadores evita el tropiezo deportivo y con todo elclub es capaz de alcanzar el sexto puesto en la campaña 02/03, todo un islote entre clasificaciones tan apuradas. En el tramo final las plantillas experimentan una gran mejoría y en la ediciones 08/09 y 09/10 se obtiene un tranquilizador noveno puesto respectivamente. Desde el 10 de diciembre de 2006 juega en el nuevo Estadio Municipal Medina Lauxa, sustituto natural del que fuese durante más de seis décadas Estadio de San Francisco.

2010 – 2020

El cambio de década será tremendamente provechoso para los granadinos quienes ven incrementar su presupuesto notablemente con la llegada de nuevos sponsors. Con Antonio Guardeño en la presidencia y de la mano del técnico Fernando Estévez los blanquiazules dan un importante salto cualitativo y en la temporada 10/11 se clasifican en tercer puesto tras el C.D. Comarca de Níjar y Alhaurín de La Torre C.F. Obtenido el pasaporte para la Promoción a Segunda División B por primera vez en su historia, el Loja C.D. se enfrenta al Mar Menor C.F. con quien empata 0-0 en la localidad murciana de San Javier y derrota en casa por 1-0, siendo eliminado a continuación por el San Fernando C.D.; victoria por 3-2 en casa y derrota sin paliativos por 4-0 en la localidad gaditana. Saboreado a medias el éxito de la temporada precedente, durante la campaña 11/12 se refuerza la plantilla y los blanquiazules se proclaman Campeones del Grupo IX de Tercera División sorprendentemente aventajando en un solo punto al Unión Estepona C.F., su gran rival hasta el último suspiro. En la Fase de Campeones se enfrentan como campeón de grupo al Real Valladolid C.F. B, imponiéndose en la capital pucelana por 0-1 y empatando en casa 0-0 lo que les proporciona el ascenso directo y por la puerta grande al tercer nivel nacional, una cota nunca antes alcanzada.

Texto: Vicent Masià © 2012

Última actualización: 2012

 

BIBLIOGRAFÍA:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Real Club Deportivo Córdoba
  • Ciudad: Córdoba
  • Provincia: Córdoba
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 1929
  • Fecha de federación: 1929

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Córdoba Racing Club (1929-1934)
  • Racing Foot-ball Club (1934-1941)
  • Club Deportivo Córdoba (1941-1944)
  • Real Club Deportivo Córdoba (1944-1954)

 

TÍTULOS NACIONALES:

1 Liga de Tercera División:

  • 1944/45

1 Copa Federación Española:

  • 1951

 

 

ESTADIO:

Estadio El Arcángel

  • Nombre: Estadio El Arcángel
  • Año de inauguración: 1945
  • Cambios de nombre:
  • Estadio El Arcángel (1945-1955)
  • Estadio Municipal El Arcángel (1955-1993)
  • Capacidad: 21.800 espectadores

 

OTROS ESTADIOS:

  • Estadio de América (1929-1945)
  • Estadio El Arcángel (1945-1953)
  • Estadio de San Eulogio (1953-1954)

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

El origen de la aparición del fútbol en la capital cordobesa a principios del s. XX es poco conocido, aunque con total seguridad sería introducido por estudiantes residentes en Sevilla que lo practicaban de regreso a su localidad natal. La puesta real en escena tuvo lugar a final de la década de los años diez, prácticamente alrededor de 1920 cuando surgen dos clubs que van a monopolizar el fútbol en la ciudad: el Córdoba Sporting Club, sociedad fundada en 1919 que viste camisa blanca con pantalón azul y juega en los aledaños de los Jardines del Duque de Rivas y; de otro lado, la S.D. Electro Mecánica F.C., originada en 1920 quien emplea camisa rojiblanca con pantalón negro y juega en las instalaciones de la empresa que le da nombre. Como es lógico, desde sus inicios se impuso una gran rivalidad y constantes eran los duelos con sano protagonismo entre seguidores de ambos clubs, siendo la mayoría de estos en los encuentros que disfrutaban en la entonces Primera Categoría Grupo B.

La pujanza del fútbol cordobés fue creciendo a medida que transcurrían los primeros años veinte y pronto surgieron nuevos clubs que fueron incorporándose a los dos primigenios. De entre ellos destacaron fundamentalmente dos, el Córdoba F.C. que viste camisa rojiblanca con pantalón blanco y el Nacional F.C., entidades ambas inscritas en la Federación Regional del Sur tal cual sus antecesores, permaneciendo en los campeonatos locales sociedades con menor peso como el Club Unión Balompié, el Racing Club, el Wanderers F.C., el C.D. Ibérica, el Español F.C., el Sporting F.C. ó el Stadium Balompié de Córdoba.

En 1923 el industrial Jerónimo Padilla, propietario de una empresa metalúrgica, construye el Estadio de América. Dicha instalación con capacidad para cinco mil espectadores albergará los encuentros del Córdoba Sporting Club y del Córdoba F.C. quienes son usufructuarios del recinto, inaugurándose el 27 de mayo con un enfrentamiento entre Córdoba Sporting Club y Granada F.C. Los sportinguistas pisan fuerte y en 1924, gracias al empuje del monárquico Luís Ruiz de Castañeda – presidente del club -, se obtiene de la Casa Real con fecha 27 de junio el título honorífico y destacado de Real, pasando la institución blanquiazul a denominarse Real Córdoba Sporting Club. Lós éxitos sociales no van unidos a la par que los deportivos y la S.D. Electro Mecánica F.C. cuenta a partir de 1925 con mejores jugadores que los sportinguistas, proclamándose los rojiblancos subcampeones en el campeonato 26/27 de Primera Categoría Grupo B, una división donde coinciden además de sportinguistas y electromecánicos, los también cordobeses del Nacional F.C.

HISTORIA DEL CLUB:

1929 – 1930

Llegados a la temporada 28/29, la S.D. Electro Mecánica F.C. se encuentra en Primera Categoría Grupo B junto al Nacional F.C., estando el Real Córdoba Sporting Club en Segunda Categoría. Son los tiempos de la instauración del Campeonato Nacional de Liga en sus primeras categorías y la capital cordobesa ha quedado excluida por su bajo potencial futbolístico coincidiendo con el peor momento de los clubs locales. De un lado, los sportinguistas se encuentran en una categoría por debajo de su nivel y de otro, la dirección de la empresa Sociedad Española de Construcciones Electro Mecánicas S.A. considera que la plantilla de jugadores de su primer equipo no rinde lo necesario tras volver lesionados muchos de ellos después de algunos encuentros siendo además el coste en Primera Categoría muy elevado, síntoma evidente de un profesionalismo marrón al que no pueden ya hacer frente.

Entre los círculos deportivos de la ciudad se piensa en organizar un nuevo club que recoja lo más granado de las distintas sociedades locales con el fin de aspirar a estar en el fútbol profesional (ya aceptado y legalizado) en breve y pronto se inician las conversaciones para alcanzar dicho objetivo. Durante el verano de 1929 la S.D. Electro Mecánica F.C. es disuelta por la carestía que representa y parte de sus mejores jugadores, junto a otros procedentes de otros clubs cordobeses, dan origen al flamante Córdoba Racing Club con Jerónimo Fernández Pérez a la cabeza.

En la nueva sociedad se integran parte de algunos directivos del todavía activo Real Córdoba Sporting Club desilusionados con su situación deportiva, quedando muy afectado el club sportinguista por la nueva iniciativa y siendo su futuro incierto, vistiendo los racinguistas con camisa verdiblanca – los colores de la bandera andaluza – con pantalón azul y haciendo uso del Estadio de América como recinto deportivo. La primera junta directiva eligió a Diego Ruipérez como primer presidente de la sociedad racinguista. El encuentro de debut de los verdiblancos se disputa el 27 de octubre frente al equipo amateur del Real Betis Balompié imponiéndose los locales por 1-0.

En cuanto al Real Córdoba Sporting Club, afectado por la marcha de varios directivos, días antes  adicho encuentro se reorganiza con fecha 20 de octubre siendo elegido presidente José Aparicio Martínez con las miras puestas en continuar la labor del club decano. El debut de la nueva sociedad es formidable y encuadrado en Segunda Categoría consigue ser Campeón de su grupo, disputando una Promoción de Ascenso frente al Real Club Recreativo de Huelva, venciendo 3-2 en casa y siendo derrotado 2-0 en campo de los onubenses, escapándose el ascenso por muy poco.

1930 – 1940

Durante la temporada 30/31 Córdoba Racing Club y Real Córdoba Sporting Club comparten grupo en Segunda Categoría mientras sociedades como el Athletic Club, quien también emplea el Estadio de América, el Nacional F.C. y el Córdoba F.C. ocupan categorías inferiores siempre a nivel federado. En 1931 y con motivo de la instauración de la II República los sportinguistas pierden su condición de Real y pasan a ser denominados Córdoba Sporting Club como en antaño, pero no es su única pérdida pues a partir del momento empiezan a distanciarse deportivamente de los racinguistas. Al término de la campaña 30/31, el Córdoba Racing Club asciende a Primera Categoría donde figuran los grandes clubs andaluces y durante la sesión 31/32 lucha enconadamente por ascender a Segunda División mediante la Fase Final de Tercera División, torneo en el que es segundo.

En la temporada 32/33 repite puesto en la Fase de Ascenso, logrando pasar a Octavos de Final en donde es eliminado por el Cartagena F.C.: 4-0 en la ciudad departamental y 1-0 en casa. En la edición 33/34 los racinguistas siguen arriba de la cima en Primera Categoría, permaneciendo los sportinguistas en Segunda Categoría mientras Athletic Club, Nacional F.C. y el debutante Sparta Sporting Club lo hacen en Tercera Categoría.

Durante 1934 con la creación de los Campeonatos Superregionales, el ahora llamado Racing F.C. ó Racing Club de Córdoba según fuentes, queda exento de estos y en la campaña 34/35 termina cuarto clasificado presidido por Ángel Pozanco. En la sesión 35/36 se proclama Campeón del grupo segundo con Jerónimo Fernández como presidente del club verdiblanco. En estos años comparte Primera Categoría con los rivales locales Córdoba F.C., el decano Sporting Club de Córdoba – conjunto que desde hace unos años juega arrendado en el municipal Estadio de España al ser el Estadio de América privilegio de los racinguistas – y la Balompédica Cordobesa, una sociedad que viste camisa blanca con pantalón azul.

A comienzos de 1936 disputa la Promoción de Ascenso a Segunda División en una eliminatoria frente al Racing Club Extremeño pacense, venciendo 1-0 en casa y cayendo derrotado 2-1 en Badajoz, debiendo disputarse un encuentro de desempate el 9 de febrero celebrado en Madrid donde los cordobeses se imponen por 2-1, consiguiendo el virtual ascenso. En el mes de julio de 1936 son sorprendidos por el levantamiento militar y durante tres años estarán inactivos.

1940 – 1950

Pasada la Guerra Civil y en virtud de la pretendida reintegración de las distintas capas sociales que el nuevo Régimen intenta conseguir, el Racing Club de Córdoba, único club importante en sobrevivir junto al Córdoba F.C., es invitado a participar en Segunda División previa clasificación deportiva debutando con un magnífico cuarto puesto en su grupo. En 1941 la reciente Ley que suprime el uso de extranjerismos provoca que el club cambie de nombre adoptando el de Club Deportivo Córdoba, - el Córboba F.C. sufrirá el mismo trance pasando a Córdoba C.F. -, siendo la campaña 40/41 decepcionante cuando son undécimos en Liga terminando por descender a Regional al verse superado en la Promoción de Permanencia a partido único disputado en Madrid por el Elche C.F. por 1-2.

El conjunto califal que preside Antonio Peralbo Caballero empieza a vestir camisa blanca con pantalón del mismo color desde la temporada 41/42 compitiendo en Primera Categoría durante dos temporadas consecutivas, siendo Campeón en ambas pero no logrando el ascenso en la primera de ellas, 41/42, al ser sexto y colista en la Fase de Permanencia en un grupo formado por campeones de Primera Categoría y colistas de Segunda División. En el verano de 1943 tiene más fortuna, puesto que la FEF decide potenciar la Tercera División convirtiéndola en la categoría de los modestos y le proporciona un formato de Liga en donde el club cordobés es invitado obligatorio tras clasificarse previamente.

El reestreno en Tercera División significa una apuesta por parte del conjunto andaluz de alcanzar la Segunda División lo antes posible y ya en la campaña 43/44 da muestras de su potencial siendo tercero con Don José Ramón De la Lastra y De Hoces que ha accedido a la presidencia recientemente y desea catapultar a la institución cordobesa. Precisamente en esta temporada otro club cordobés, el Club Deportivo Electro Mecánica, una sociedad formaba tras la Guerra al cargo de la gran empresa metalúrgica y heredero del extinguido S.D. Electro Mecánica F.C., queda Campeón de Primera Regional y promociona sin éxito para ascender a Tercera División.

En el transcurso de 1944, De la Lastra consigue gracias a sus convicciones monárquicas que el Régimen le conceda el título de Real, pasando la entidad a denominarse Real Club Deportivo Córdoba. Llegados a la campaña 44/45, el Real C.D. Córdoba recupera su fundacional camisa verdiblanca conservando el pantalón blanco, proclamándose Campeón de Liga y de la Fase Intermedia y pasando a una Fase Final en la que es tercero superado por Club Gimnástico de Tarragona y U.D. Salamanca. Esta tercera plaza le lleva como última oportunidad a jugarse el ascenso con el C.D. Constancia de Inca a partido único, logrando el objetivo de ascender a Segunda División al imponerse 3-2 en un gran encuentro disputado en Madrid el 24 de junio.

La ciudad se convierte en un verdadero hervidero de sociedades y durante los primeros años de la posguerra surgen entidades como la Gimnástica Cordobesa, el Español de Las Margaritas, el C.D. Patria, el C.D. Santa Marina, el C.D. Ciudad Jardín, la U.D. Ferroviaria en la Estación Central, el C.D. San Lorenzo, el C.D. Coliseo ó el C.D. San Rafael, a los que más tarde se incorporarán el Imperial F. de J., el C.D. Cruz Roja, el C.D. Español de Santiago, el C.D. Perla, el C.D. Juventud, el C.D. Cenemesa y el C.D. Candelaria, resultando el principal baluarte cordobés tras los verdiblancos el C.D. Electro Mecánica, dado que el conjunto industrial alcanza la Tercera División en 1946 para mantenerse en ella durante cuatro temporadas, desde la 46/47 hasta la 49/50.

Tras la demolición del Estadio de América y coincidiendo con dicha efeméride, De la Lastra construye con su financiación el Estadio de El Arcángel, estrenándolo el 8 de septiembre de 1945 con un encuentro frente al Sevilla C.F. con resultado de 1-0 para los cordobeses, y convirtiéndose en su nuevo feudo durante la campaña 45/46 en una categoría de plata en la que es quinto a cuatro puntos del ascenso a Primera División. En la siguiente edición 45/46 no correrá la misma suerte y el equipo retrocede al octavo puesto, resultando mucho peor la temporada 47/48 en la que es decimocuarto y último, quedando a un punto de alcanzar la permanencia y perdiendo la categoría.

El propósito del club blanco es recuperar su plaza de inmediato y bien pronto que lo consigue dado que en la campaña 48/49 es subcampeón en Tercera División y consigue el ascenso directo a Segunda División. Casualmente en esta temporada se encuentra con el C.D. Electro Mecánica, deparando un par de derbis en los que se impone el Real C.D. Córdoba por 5-2 en El Arcángel y 0-2 en estadio de los rojiblancos. La entidad cordobesa cierra la década de los años cuarenta siendo octavo en la posterior campaña 49/50.

1950 – 1954

Los años cincuenta pese a que empiezan bien deportivamente tras un quinto puesto en Liga durante la temporada inicial 50/51 con Juan Batista Gutiérrez en la presidencia, van a suponer en el futuro inmediato la lamentable desaparición de la entidad. La entidad cordobesa, que ya calza pantalón blanco, invierte grandes sumas de dinero en realizar fichajes que le conduzcan a Primera División, su gran sueño, pero la realidad es que las plantillas que confecciona no le proporcionan dicho objetivo y los números rojos empiezan a aflorar. Pese a ello, el club verdiblanco logra ser Campeón de la Copa Federación al vener 6-3 en la Final disputada en el estadio zaragozano de Torrero frente al C.D. Baracaldo Altos Hornos. En la temporada 51/52 son novenos con Antonio Bejarano Nieto en la presidencia, pero en la siguiente edición 52/53 - con Lino Devesa López como presidente -, son decimoterceros y han de luchar por defender su plaza en la Promoción de Permanencia. En esta fase se enfrenta en un mismo grupo a U.D. España de Tánger, Levante U.D. y C.F. Calvo Sotelo de Puertollano, quedando apeado al ser tercero y descendiendo a Tercera División.

La campaña 53/54 se vive con muchos problemas por la extrema situación financiera de una entidad inmersa en un mar de deudas que ocasionan su traslado al Campo de San Eulogio por no poder hacer frente al alquiler del Campo del Arcángel y, aunque deportivamente se es decimotercero lográndose la permanencia, el desesperante punto económico al que ha llegado la entidad – se debe un millón y medio de pesetas -, provoca que acosada por las deudas y los acreedores desaparezca el 31 de julio de 1954 mediante decisión tomada en asamblea general ante la imposibilidad de encontrar una solución por parte de la directiva que preside Manuel Franco Márquez.

La afición queda desamparada y pone sus miras en otra sociedad local que pueda servir de enlace mientras se supera el tiempo de crisis, el Club Deportivo San Álvaro, una entidad fundada en 1951 que juega en el Campo de San Eulogio, viste totalmente de blanco y que a pesar de su carácter modesto, esta saneada y ofrece un buen nivel deportivo. Tras la desaparición del Real C.D. Córdoba, el C.D. San Álvaro influenciado por las autoridades y directivos solicita a la Federación Andaluza cambiar de nombre, siéndole aprobada la demanda el 6 de agosto y adoptando el de Córdoba Club de Fútbol, habiendo llegado hasta nuestros días con un amplio historial deportivo a sus espaldas.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2012

BIBLIOGRAFÍA:

  • Album Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Historia del Córdoba Club de Fútbol. Ignacio Cid Luque. Gráficas Santa Marina (1998).
  • Córdoba C.F.: 50 años en blanquiverde (aniversario 1954-2004). Rafael Aranda Tamayo y José Cañadillas Rico. Diario de Córdoba (2004).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles (Tomo II). Vicent Masià Pous (2011).
  • Anuarios de la RFEF.
  • www.elmundodeportivo.es/hemeroteca Diario deportivo.
  • www.marca.com Diario deportivo.
  • www.hemeroteca.abc.es Diario.
  • www.cordobadeporte.com Diario deportivo digital.
  • www.diariocordoba.comDiario.

 

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Club Atlético Malagueño
  • Ciudad: Málaga
  • Provincia: Málaga
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 1990
  • Fecha de federación: 1990

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Sociedad Deportiva Malagueña (1990-1995)
  • Málaga Club de Fútbol, S.A.D. “B” (1995-2009)
  • Atlético Malagueño (2009-2014)
  • Club Atlético Malagueño (2014-)

 

TÍTULOS NACIONALES:

2 Ligas de Tercera División:

  • 1998/99
  • 2016/17

 

ESTADIO:

Ciudad Deportiva El Viso

  • Nombre: Ciudad Deportiva El Viso
  • Año de inauguración: 1990
  • Cambios de nombre:
  • Ciudad Deportiva El Viso (1990-)
  • Capacidad: 1.300 espectadores

 

OTROS ESTADIOS:

  • Ciudad Deportiva El Viso (1990-2003)
  • Estadio La Rosaleda (2003-2006)
  • Ciudad Deportiva El Viso (2006-)

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

Llegó el fútbol a la ciudad malacitana por obra de unos cuantos estudiantes que habían cursado sus enseñanzas en Suiza y de otros que procedían de Gibraltar o de las Islas Británicas, tierras todas ellas con implantación balompédica ya arraigada. Este novedoso deporte cuajó en el alma de la juventud local y de ello surgió en julio de 1903 la primera sociedad: el Málaga Foot-ball Club, una entidad forjada en el Liceo que a pesar de su ilusión duró en su primera acometida un solo año de vida con entusiastas como Petersen, Emilio Andersen, Pérez Montalt, los hermanos Campuzano, entre otros, y la innegable labor de Antonio López. Entrenaban en la Plaza de Toros y jugaban sus encuentros junto al Hospital Noble, con camisetas compradas en la cercana Gibraltar. Su encuentro de debut fue entre dos combinados del propio club un 3 de abril de 1904 con resultado final de empate 1-1.

A esta fugaz aparición le siguió un breve periodo de inactividad durante unos años, al menos de forma trascendente, reiniciándose a finales de 1907 cuando empezaron a disputarse encuentros en el Muelle de Heredia con casi los mismos mimbres de la ocasión anterior, resurgiendo el Málaga F.C. en una segunda acometida más duradera que acabó difuminándose hacia 1910. Paralelamente, desde el Colegio de El Palo surgían nuevos valores que serían fundamentales en el futuro, hasta que en 1912 desde la margen derecha del Guadalmedina nació el F.C. Malagueño, una sociedad fundada por Manolo Gámez entre otros muchos entusiastas, la cual vestía camisa rojinegra con pantalón negro y que solía jugar en los campos de Los Arbolitos y de la Misericordia en sus primeros años.

El F.C. Malagueño como sociedad viviente que era, tuvo desavenencias en su interior y en 1915 sufre una escisión que provoca el nacimiento del nuevo Málaga F.C. encabezado por el propio Manolo Gámez. La ciudad de Málaga es un hervidero de clubs y previamente surgen nuevas entidades como el Victoria F.C. en 1914, fundado por Ignacio Sánchez y José Gutiérrez que viste camisa blanquiazul con pantalón blanco y juega en Guadalmedina, el Sporting Málaga Club del Colegio de los Arcángeles, el Balompié, el Athletic Málaga Club y la Gimnástica a principios de 1917. En 1916 el Sporting Málaga Club y el Athletic Málaga Club se fusionan y bajo la presidencia de Gabriel Requena nace el Racing Club de Málaga. No será la última fusión puesto que en 1917 el Málaga F.C. no alcanza el nivel deseado y ha de fusionarse con el Racing Club de Málaga para dar lugar al Málaga Racing Club, que viste camisa rojiblanca con pantalón blanco, juega en el Campo de Guadalmedina (en 1919 pasan al Campo de Huelin) y es presidido igualmente por Gabriel Requena.

El año 1917 resulta movido y uno de sus protagonistas es el Balompié el cual se fusiona con la Gimnástica dando lugar a la Gimnástica Balompié que viste camisa verdinegra con pantalón negro, herencia gimnástica y juega en el Campo de Ciudad Jardín. Otro club importante, el Victoria F.C. de José Gutiérrez, no cesa su actividad y ese mismo año acuerda fusionarse con el F.C. Malagueño, acuerdo que a las primeras de cambio es roto y José Gutiérrez restituye el nombre de Victoria F.C. como antaño. Mientras, ya en 1918, el conjunto victorista se fusiona con la Gimnástica Balompié integrándolo en su organización y modificando sus colores que pasan a ser camisa verdinegra con pantalón negro. De 1918 son el Marina F.C., club del barrio de La Malagueta que viste camisa y pantalón azules y el Hispania, fundado por los hermanos Carrasquilla.

En 1920 surge a la palestra el Athletic Malagueño con Paco Guerra como presidente y vistiendo camisa verdiblanca a rayas horizontales con pantalón negro. Este club va a ser cantera de grandes jugadores que engrosarán las filas de los más destacados de los años veinte, desapareciendo en 1928 engullido por el profesionalismo. El año siguiente, 1921, ve aparecer al Iberia Balompié, que viste camisa albinegra con pantalón negro y al Victoria Eugenia F.C., presidido por José del Pino y vistiendo desde el Rosaleda Stadium (inaugurado el 28 de septiembre de 1924) con camisa gualdinegra y pantalón negro. Llegan en 1922 el Atlántida F.C. que viste camisa blanquiazul con pantalón azul y el España F.C., vitales en el futuro inmediato.

En 1923 nace la Balompédica Malagueña fundada por José Gómez Mercado que viste camisa blanquiazul con pantalón azul, además del C.D. Malagueño fundado por Antonio García, mientras en 1924 lo hacen el Pedregalejo F.C. con camisa amarilla y pantalón blanco, el Príncipe de Asturias fundado por Félix Fórmica-Corsi, la Unión Deportiva creada por Juan de Barba, y el Olimpia por Rafael Rodríguez. De esta época es también el C.D. Malagueta, del barrio del mismo nombre, mientras 1925 trae al Delfos Balompié y al nuevo Sporting Club, entidad fundada por el padre Francisco Míguez y dirigida por los salesianos, que viste camisa rojiblanca con pantalón azul y anda provista de una gran cantera envidia de toda la ciudad que en 1925 estrena el Campo de Sagalerva. Con el año 1926 nace el Fortuna Balompié fundado por Carlos Navarrete el cual viste camisa blanquiazul con pantalón azul.

A pesar de tanto club, Málaga entre 1918 y 1921 adolece de buenas instalaciones deportivas y tras el cierre en 1920 del Campo del Príncipe de Asturias situado en el Paseo de Redding, sucumben algunas sociedades primitivas como los nostálgicos F.C. Malagueño, Victoria F.C. y Málaga Racing Club. El resurgir del fútbol con palabras mayúsculas se produce realmente a finales de 1921 cuando el 1 de diciembre nace un nuevo club que va a ser épico: el tercer Málaga F.C., con Félix García Lomas en la presidencia y los tres hermanos Cuberta en sus filas, jugando en el Campo de Granadinos y cuyos colores son camisa blanquiazul con pantalón negro. El segundo gran estandarte de la década es el Victoria F.C. que resurge en el último tramo de 1922 tras la inauguración del Carmen. Cocido todo en el Gimnasio de Adolfo de la Torre, el Victoria F.C. y el España F.C. se fusionan y adoptan el nombre de Foot-ball Club Malagueño para que este no se pierda siendo los colores elegidos camisa y pantalón blanco, sumándose algunos jugadores del Atlántida Foot-ball Club.

Instalado en la élite andaluza, comparte categoría con el ya Real Málaga F.C., con el título de Real desde el 11 de agosto de 1927 gracias a las gestiones de su presidente Ignacio Lazarraga. En septiembre de 1930 nace el Málaga Sport Club producto de la fusión entre lo que fue Real Málaga F.C. y el Sporting Club, sociedad con la que desde 1929 viene manteniendo un fuerte vínculo al compartir el Campo de Sagalerva. La nueva entidad viste camisa blanca con pantalón azul partiendo desde Segunda Categoría Preferente.

Poco a poco empieza a recuperarse e incorpora jugadores profesionales y tras la Liga 31/32, el Málaga S.C. consigue ascender a Primera Categoría. Durante la campaña 32/33 la ciudad cuenta con dos clubs entre los mejores de Andalucía, F.C. Malagueño y Málaga S.C., compartiendo un campeonato apasionante con duelos muy intensos que terminará con la fusión de ambas entidades el 12 de abril de 1933 con el surgir del Club Deportivo Malacitano, una nueva sociedad más potente que viste camisa celeste con pantalón blanco y que años después obtendrá grandes éxitos deportivos. El 8 de septiembre de 1941 los malacitanos deciden cambiar de denominación y pasan a ser Club Deportivo Málaga para llevar el nombre de la ciudad, empezando a vestir con el clásico uniforme dotado de camisa blanquiazul y pantalón azul.

El C.D. Málaga fue un club con un amplio historial dentro del fútbol español, pues logró militar un total de veinte temporadas en Primera División, dividido en varias etapas y treinta y una en Segunda División A, además de nueve en Tercera División. Destacan en su historial los primeros años setenta, época en la que fue capaz de permanecer cinco temporadas consecutivas en Primera División entre los grandes.

La triste y lamentable desaparición del C.D. Málaga, todo un símbolo para la ciudad, se produce al finalizar la temporada 91/92 con una entidad inmersa en una enorme crisis deportiva y económica por la que es descendida a Tercera División a consecuencia del impago respecto a sus jugadores y con una deuda acumulada de algo más de 2.000 millones de pesetas, haciendo inviable su conversión en Sociedad Anónima Deportiva. El club ante estas cifras negativas desorbitantes y la falta de un mecenas o entidad que las sufrague, entra en quiebra y acaba desapareciendo ante la impotencia de su sufrida afición.

Previamente a este trágico desenlace, en 1991 la directiva malacitana viendo el rumbo que toman los acontecimientos hace que su club filial, el Club Atlético Malagueño, se desvincule del primer equipo, de modo que en el futuro sea de nuevo el primer club de la ciudad costasoleña.

HISTORIA COMO CLUB:

1990 – 1995

Dicho y hecho, el Club Atlético Malagueño acaba convirtiéndose durante 1992 en la principal entidad de la ciudad. Este proceso de grandes cambios conlleva una profunda reestructuración de la sociedad quien ha de partir prácticamente desde cero y procurar no repetir los errores del pasado aún reciente. Dentro de las prioridades está la de adoptar como filial un club de la ciudad que pueda albergar futuras promesas que el día de mañana puedan participar en el primer equipo, encontrándose el candidato ideal en la Sociedad Deportiva Malagueña, un club fundado en 1990 que venía compitiendo en Regional y equipaba camisa partida lila y verde con pantalón negro, los colores de la bandera local. El club filial logra ascender la sesión 92/93  a Regional Prefrente, donde debuta la campaña 93/94 con un excelente temporada en la que se proclama Campeón del grupo malagueño con 51 puntos.

En el verano de 1994 llegan al Club Atlético Malagueño los empresarios Federico Beltrán y Fernando Puche, quienes revitalizan económicamente la sociedad además de modificar su denominación a Málaga Club de Fútbol, S.A.D. tras la conversión empresarial. En el apartado deportivo, el filial malaguista es octavo en Preferente la temporada 94/95 al terminar en la zona tranquila de la tabla clasificatoria.

HISTORIA COMO EQUIPO DEPENDIENTE:

1995 – 2000

Este cambio trae consigo también el del filial un año después, quien en 1995 pasa a denominarse Málaga Club de Fútbol, S.A.D. “B” en cumplimiento de la normativa tras integrarse la S.D. Malagueña dentro de la estructura de la Sociedad Anónima Deportiva y convertirse en equipo dependiente. La buena marcha que experimenta la primera plantilla hace que el filial sea potenciado sustancialmente y en pocos años se alcanza la Tercera División al lograrlo la sesión 95/96 tras terminar de nuevo Campeón de grupo con 83 puntos, debutando durante la temporada 96/97 en Categoría Nacional con un undécimo puesto en Liga. La cantera empieza a funcionar y se fichan a jóvenes talentos de la provincia que ofrecen un gran rendimiento y fruto de ello, en la campaña 98/99 se proclaman Campeones de la categoría. El paso siguiente es afrontar la Promoción de Ascenso, pero el conjunto blanquiazul es superado por el Dos Hermanas C.F., quedando detrás en el grupo como colistas C.D. Don Benito y Albacete Balompié “B”. El cierre a esta década no le trae buenos resultados y en la campaña 99/00 retrocede al séptimo puesto, escapándose la Promoción.

2000 – 2010

El cambio de década y con ello de milenio va a traer consigo una etapa dorada del filial blanquiazul. En la sesión inicial 00/01 el Málaga C.F. “B” mantiene una dura pugna con la U.D. Marbella y el Torredonjimeno C.F., resultando finalmente subcampeón y pudiendo disputar la Promoción. En esta no tiene excesiva fortuna y es tercero superado por Sevilla F.C. “B” y Club Hellín Deportivo, siendo colista el C.P. Cacereño. Mejor suerte tiene en la campaña siguiente 01/02 en la que es nuevamente subcampeón, en esta ocasión igualado a puntos con el C.D. Linares, decidiéndose el título mediante gol average. En la Promoción es igualmente segundo en un grupo que acaba con un triple empate en cabeza compartido por C.P. Cacereño, Málaga C.F. “B” y Club Atlético Antoniano, siendo colista el C.D. Quintanar. Este puesto que en principio le impide el ascenso, con el paso del tiempo y el transcurso de acontecimientos que implican a terceros le proporciona el cambio de categoría gracias al descenso del Granada C.F. por impago y ser el filial malagueño el mejor club andaluz no ascendido.

El Málaga C.F. “B” debuta en Segunda División B la campaña 02/03 de la mano del técnico Antonio Tapia, comenzando de menos a más y terminando triunfando en un brillante sprint final que le lleva a ser segundo a dos puntos del Algeciras C.F. En la Promoción de Ascenso la marcha del filial sigue más allá y sorprendentemente lideran un grupo en el que superan a U.D. Atlético Gramanet, Real Unión Club y U.D. Lanzarote, consiguiendo el ascenso a Segunda División A por la puerta grande y ante una mezcla de incredulidad y satisfacción de todos sus seguidores que observan un ascenso meteórico poco antes inimaginable. El joven conjunto malagueño debuta en la categoría de plata durante la temporada 03/04 con el técnico talismán Antonio Tapia ocupando el banquillo y consiguiendo la permanencia en una campaña muy similar a la anterior en cuanto al desarrollo salvo las distancias propias de disputar una categoría superior.

En la temporada 04/05, una vez en marcha el campeonato, Antonio Tapia pasa a dirigir la primera plantilla siendo sustituido por José Mari Bakero con quien de forma apurada se es decimoséptimo y se logra seguir un año más. En la sesión 05/06, cuando encarrila su tercera comparecencia consecutiva en la categoría de plata,  todo se viene abajo y el filial malaguista pierde eficacia siendo sustituido el malagueño Juan Carlos Añón por Francisco José “Lobo” Carrasco, obteniendo finalmente tan solo ocho victorias y doce empates, demasiado poco bagaje para continuar en la categoría y que le condenan al descenso. De nuevo en Segunda División B, el campeonato 06/07 va a resultar incluso más desastroso que el anterior.

El cuadro blanquiazul alinea una auténtica pléyade de jugadores con la intención de conseguir resultados, cosa que no sucede y finalmente tres son las victorias sumadas y cinco los empates, quedando hundido en la tabla clasificatoria y descendiendo a Tercera División. Su presencia en el cuarto nivel no resulta demasiado destacada y la sesión 07/08 termina en el decimoquinto puesto y sufriendo más de la cuenta para resistir y no encadenar un nuevo descenso. La edición 08/09 supone la recuperación del dependiente malacista, obteniendo un meritorio cuarto puesto que le lleva a promocionar para subir de categoría. En esta fase supera en Primera Eliminatoria a la U.D. Almansa: 1-0 en casa y 1-1 en la localidad albaceteña; cayendo en semifinales ante el C.D. Tenerife “B” por el valor doble de los tantos obtenidos a domicilio: 4-2 en casa y derrota por 3-1 en la capital canaria. En el verano de 2009 cambia su denominación a Atlético Malagueño, tras ser aprobado el cambio por la RFEF el 9 de julio, recuperando parte de la denominación que emplease el que fuese antiguo filial blanquiazul, siendo desde el punto de vista deportivo una temporada triste al quedarse con la miel en los labios y no poder promocionar tras ser sexto en Liga.

2010 – 2020

El cambio de década trae consigo una nueva Promoción después de repetir el cuarto puesto en Liga como recientemente, siendo superado en la Primera Eliminatoria por el C.D. Olímpic, conjunto valenciano con el cual cae derrotado en ambos encuentros: 0-2 en casa y 2-1 en Xátiva.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2012

BIBLIOGRAFÍA:

  • Album Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Fases Históricas del C.D. Málaga. 45 años de Fútbol malagueño (1904-1949). Fernando González Mart (1950).
  • Historia del Fútbol en Málaga. Antonio Fernando Urdiales Urdiales (2002).
  • Historia y estadística del fútbol español. Vicente Martínez Calatrava. Fundación Zerumuga (2002).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles (Tomo II). Vicent Masià Pous (2011).
  • Anuarios de la RFEF.
  • Archivo privado de José Romero.
  • La Unión Mercantil. Diario.
  • www.elmundodeportivo.es/hemeroteca Diario deportivo.
  • www.hemeroteca.abc.es Diario.

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 

escudo Real Balompedica Linense

 

DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Real Balompédica Linense
  • Ciudad: La Línea de La Concepción
  • Provincia: Cádiz
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 3 de diciembre de 1921
  • Fecha de federación: 1922

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Balompédica Linense (1921-1922)
  • Real Balompédica Linense (1922-1931)
  • Balompédica Linense (1931-1940)
  • Real Balompédica Linense (1940-)

TÍTULOS NACIONALES:

5 Ligas de Tercera División:

  • 1965/66
  • 1967/68
  • 1982/83
  • 1998/99
  • 2010/11

ESTADIO:

estadio Municipal de La Linea

  • Nombre: Estadio Municipal de La Línea de La Concepción
  • Año de inauguración: 1969
  • Cambios de nombre:
  • Estadio Municipal José Antonio (1969-1977)
  • Estadio Municipal de La Línea de La Concepción (1977-)
  • Capacidad: 20.120 espectadores

 

OTROS ESTADIOS:

  • Campo de la Puerta de Tierra (1921-1924)
  • Campo del Aurora (1924-1927)
  • Campo de La Balompédica (1927-1952) / Estadio San Bernardo (1952-1969)

TRAYECTORIA EN LIGA:

clasificaciones finales Real Balompedica Linense

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

La gaditana localidad de La Línea de la Concepción, enclavada en el Campo de Gibraltar, fue una de las puertas por donde entró el fútbol en nuestro país gracias a su proximidad con la colonia británica enclavada en el sur español, colonia que ya disfrutaba de una asociación de clubs en 1895. Desde finales del s.XIX muchos eran los marineros mercantes y tripulantes de la armada británica que tuvieron ocasión de desplegar este juego en los descampados próximos a la frontera, constituyéndose en la ciudad autónoma varios clubs que terminarían siendo objeto de imitación por parte de los muchos trabajadores linenses que, con ocasión de los trabajos que realizaban relacionados con la carga de carbón para los navíos, solían patear el balón ocasionalmente en las playas cercanas cubriendo su tiempo de ocio.

Tras la boda real protagonizada el 31 de mayo de 1906 por S.M. El Rey D. Alfonso XIII y la princesa británica Victoria Eugenia de Battenberg, muchos serían los grupos de jóvenes que optaron por denominar con cualquiera de los nombres de los dos consortes a su equipo, surgiendo a continuación y en torno a 1908 en La Línea de la Concepción dos clubs: el Alfonso XIII F.C. que vestía camisa blanquiazul y tenía su sede en la calle Moreno de Mora y el Victoria Eugenia F.C., quien vestía rayas horizontales gualdirojas con sede en la calle San Pablo. No fueron los únicos clubs creados por empleados relacionados con el carbón y pronto les seguirían La Estrella Blanca y el Serapio, a los que más tarde se uniría el de La Llave, club este que terminaría por adoptar el nombre de Athletic F.C. ya en los años veinte, careciendo todos ellos de terreno de juego propio y teniendo que disputar sus encuentros en la Banqueta de San Felipe.

El Victoria Eugenia F.C. fue de todos ellos quien adquirió más resonancia y en los años diez era un rival de prestigio que se enfrentaba a sociedades importantes como lo eran el Cádiz F.C., el F.C. Malagueño y el Sporting F.C., de Algeciras hasta que terminó esfumándose en plena década. La ciudad durante estos años no disponía de un terreno de juego acorde a la exigencia de este deporte y el Huerto de Pedro Vejer y los Llanos del Campamento se convirtieron en terrenos improvisados cuando no lo era la misma Plaza de Toros. Los militares también contaron con su equipo y a mitad de década surgía el originado en el Batallón de Cazadores de Chiclana, conjunto este que solía enfrentarse con los militares de la vecina Gibraltar. Hacia 1915 surge el Sporting Club Linense y más tarde el Aurora F.C., sociedad esta dependiente de la compañía de seguros del mismo nombre que viste camisa blanquivioleta y pantalón blanco mientras en 1919 un grupo de muchachos crea el Club Recreativo Linense que viste camisa blanquiazul con pantalón blanco.

HISTORIA DEL CLUB:

1921 – 1930

A principios de los años veinte el municipio cuenta con una gran población rebasando los sesenta mil habitantes, pero el fútbol local – para una ciudad de esas características -,  se encuentra adormecido no destacando en el panorama regional ninguna de sus más relevantes sociedades. El progreso es lento y en 1920 se funda el Central F.C., sociedad que toma nombre del café-bar del mismo nombre. Sin embargo todo adquiere un repentino vuelvo en 1921 a raíz de un par de encuentros que disputa el Sevilla F.C. de los Kinké, Spencer, Brand, Herminio y Ocaña en los terrenos de la Puerta de Tierra. La sociedad hispalense se enfrenta a los gibraltareños Britannia F.C. el 28 de mayo y Prince of Wales F.C. el día siguiente, creando una verdadera conmoción entre la juventud local. De repente el fútbol se revitaliza y en la ciudad hay un auténtico hervor balompédico que repercute en la consolidación de este deporte, saliendo favorecido el Aurora F.C. quien se convierte en una sociedad determinante. Los encuentros disputados en la Puerta de Tierra inician el despegue futbolístico de la ciudad fronteriza y pronto surgen entidades como el Arenal F.C., el Fortuna, la Unión Deportiva y el recordado Old Fellows Balompié, sociedad esta que viste camisa grana con pantalón negro y llegará lejos en la categoría regional andaluza.

El gran acontecimiento durante 1921 tiene lugar en la sede social del Club Taurino Joselito sito en la calle Real. Allí varios jugadores que habían jugado en el Club Recreativo Linense con la suma de varios aficionados - todos ellos aficionados a la tauromaquia -, constituyen la Balompédica Linense, aprobando su reglamento el 29 de octubre y quedando definitivamente constituido el 3 de diciembre con José Morales como presidente. Inicialmente la entidad carece de terreno de juego, estrenándose en Algeciras el 21 de diciembre frente al conjunto local Racing F.C. al que se imponen por 1-2, adquiriendo su particular camisa blanquinegra en 1922 tras inscribirse en la por entonces Federación Regional del Sur, colores que combina con el azul del pantalón aunque posteriormente pasará a ser negro. El conjunto blanquinegro hace uso entre 1922 y 1924 de la Puerta de Tierra situado en Gibraltar hasta que en 1924 comparte terreno de juego con el del Aurora F.C. situado en la calle Mateo Inurria, sociedad cuyos accionistas habían costeado el primer campo dedicado en exclusividad al fútbol y que precisamente se había estrenado ese mismo año. En 1927 y después de multitud gestiones consiguen inaugurar su propio terreno, el de La Balompédica.

Su primer secretario y presidente en 1922, Don Cristóbal Becerra García junto a la intervención de la Marquesa de Marzales, hacen que se consiga la presidencia de honor por parte de S.M. El Rey D. Alfonso XIII, recibiendo el título de Real en 1922 y pasando a ser la sociedad denominada Real Balompédica Linense. El 5 de septiembre de ese mismo año se inscribe en la Federación Regional del Sur para poder competir en los torneos andaluces y en la campaña 22/23 es Campeón de Segunda Categoría. Plantado en Primera Categoría, es subcampeón en la edición 24/25 y Campeón de la zona oriental en la 26/27, además de amateur en la sesión 27/28, conquistando un hueco como una de las mejores sociedades de la región y compartiendo espacio a nivel local con otros clubs como el Aurora-Línea F.C., el Arenal F.C. y el también potente Old Fellows Balompié, una sociedad que vistió camisa grana con pantalón negro y alcanzó meritorios puestos a nivel regional.

1930 – 1940

En los años treinta desciende su nivel deportivo y es encuadrado en Segunda Categoría, destacando el cambio de nombre que experimenta en 1931 tras la instauración de la II República, un suceso que le confiere el de Balompédica Linense. En la temporada 33/34 obtiene una mala clasificación y afectado por una crisis deportiva, en los años siguientes deja de competir a nivel oficial, dedicándose a jugar amistosos y torneos locales. Con el estallido de la Guerra en julio de 1936 cesa sus actividades y durante casi tres años permanecerá ausente.

1940 – 1950

Finalizada la contienda, la Balompédica Linense se reorganiza de inmediato y compite en Segunda Categoría durante la campaña 39/40, saliendo Campeón de su grupo y ascendiendo a Primera Categoría. Estando en esta recupera el título perdido una década antes y pasa nuevamente a ser conocida como Real Balompédica Linense, siendo subcampeón en la sesión 40/41 y consiguiendo entrar en el campeonato de Tercera División que en esas fechas no es más que un torneo disputado en un margen de tiempo muy estrecho para dirimir quienes ascienden a Segunda División.

En 1943 la FEF decide dar un impulso al fútbol modesto y relanza la Tercera División con fines deportivos y sociales, pasando a formar parte de ella en la campaña 43/44 e instalándose plácidamente en los siguientes años donde consigue asentarse entre los más fuertes. Con la entrada de Antonio Belizón en la presidencia, el club sufre una metamorfosis económica y deportiva que hace que lleguen grandes jugadores, los cuales en la temporada 48/49 le proporcionan el deseado ascenso a Segunda División al imponerse brillantemente en la Promoción a C.D. Mallorca, C.F. Badalona y Cartagena C.F. Debido a la ampliación de la categoría de plata a dos grupos, esta Promoción queda sin efecto, pasando a militar en ella incluso aunque no se hubiese clasificado sobre el terreno de juego.

1950 – 1960

La Real Balompédica Linense debuta en Segunda División en la temporada 49/50 finalizando duodécima, puesto que mejora en las siguientes campañas al ser novena, su mejor clasificación, en la 50/51, y undécima en la 51/52. El club vive durante estos años luchando por la permanencia, consciente de su inferioridad económica respecto a otros clubs, pero aún así consigue aguantar tres temporadas más, siendo décimo en las 52/53 y 53/54, hasta que pierde la categoría al término de la edición 54/55 tras ser colista con tan solo seis victorias. En 1952 el Estadio de La Balompédica cambia de denominación, adoptando el de Estadio de San Bernardo. De esta época destaca el paso de grandes jugadores como Pujolrás, Uceda, Román, Martí, Virgili, Julián, Vvet, Bertral, Gallardo, Ayala, Jimeno, Hinojosa, Devesa ó Vázquez.

De nuevo en Tercera División, el club albinegro realiza una buena campaña 55/56 y queda en segundo puesto, consiguiendo pasar a la Fase Final en la que es nuevamente segundo. Este puesto le permite promocionar para ascender, siendo eliminado por el C.D. Pontanés; 2-0 en Puente Genil, 2-0 en casa y 0-1 en el partido de desempate. Desde aquí hasta el final de la década, la entidad tiene opción de ascender pero nunca llega a clasificarse para las promociones destacando   que desde 1957 cambia su clásico pantalón negro por el nuevo blanco.

1960 – 1970

La década de los años sesenta la pasa íntegramente en Tercera División luchando por conseguir el ascenso, objetivo que nunca alcanzará pese a rozarlo con la punta de los dedos en varias ocasiones. En la temporada 64/65 es subcampeón de Liga, eliminando en la Promoción al C.D. Menorca; 4-1 en casa y 1-2 en Mahón, y siendo eliminado a su vez por el C.D. Béjar Industrial; 1-1 en casa y 1-0 en la localidad salmantina. En la campaña 65/66 es Campeón, pero es superado en la Promoción por la Ag.D. Plus Ultra; 0-0 en casa y 1-0 en Madrid, repitiendo título en la temporada 67/68, campaña en la que supera al C.D. Terrasa; 3-0 en casa y 2-1 en la ciudad barcelonesa, cayendo en la Final ante la S.D. Indauchu; 1-0 en Bilbao y 1-1 en casa. En 1969 el gobierno suprime el paso terrestre hacia Gibraltar, ocasionando un gran daño a la economía local linense quien se ve recompensada levemente por la construcción del Estadio Municipal, todo un coloso para la ciudad. El nuevo Estadio Municipal José Antonio se inauguró el 15 de eoctubre de 1969 con motivo de la fase de clasificación para la Copa del mundo, con un encuentro entre la Selección Española y la de Finlandia, con resultado final de 6-0. En 1968 la Tercera División es reestructurada, al igual que lo será en 1969 y 1970, pasando la Real Baolmpédica Linense a competir en una categoría de gran nivel y bastante dura.

1970 – 1980

Fruto de ello, en la campaña 70/71 es decimosexto y ha de defender su plaza frente al aspirante C.D. Real de Melilla; 7-0 en casa y 1-1 en la ciudad autónoma, susto que vuelve en la campaña 72/73 al repetir puesto y salvar nuevamente su plaza, en esta ocasión frente al conjunto gallego Arosa S.C.; 0-1 en la localidad pontevedresa y 3-1 en casa. Tras estos traspiés, en la sesión 73/74 queda quinto, empezando un declive que le conduce a ser decimonoveno en la campaña 75/76 y a perder la categoría. La Balona pasa un año en Regional Preferente, saliendo de esta rápidamente al ascender a Tercera División, categoría en la que se convierte en uno de los gallitos en los últimos años setenta con opciones siempre de conseguir el ascenso.

1980 – 1990

Los años ochenta van a ser diferentes, dado que tras un inicio irregular, pronto se convierte en Campeón y consigue ascender a Segunda División B. Esto sucede en la campaña 82/83 y previamente ha de eliminar en la Promoción a la Ag.D. Sabiñánigo; 1-0 en la localidad oscense y 2-0 en casa, y a la S.D. Eibar; 3-1 en casa y 1-0 en Ipurúa. La temporada 83/84 es la del debut en Segunda División B, pasando muchos apuros y resultando decimoquinto. Con esta campaña inicia un ciclo de diez temporadas consecutivas en la categoría, cosechando éxitos y fracasos a partes iguales, pero destacando en lo positivo su segundo puesto de la sesión 85/86 en la que queda a un solo punto del ascenso a Segunda División en beneficio del Xerez C.D.

1990 – 2000

Iniciados los años noventa, la Real Balompédica Linense a punto esta de descender a Tercera División en la campaña 90/91 y gracias al gol average se mantiene entre la élite. Un año después recompone su plantilla y durante la sesión 91/92 consigue clasificarse en cuarto puesto y opta a disputar la Liguilla de Ascenso, torneo en el que es colista precedido por Villarreal C.F., Girona F.C. y U.D. Salamanca. La temporada 92/93 es totalmente distinta y lamentablemente significa la despedida temporánea de la categoría al ser decimoctavo. En la campaña 93/94 inicia una travesía en el desierto de Tercera División que le hace entrar en crisis y de la que no saldrá durante seis largos años, convirtiéndose en una de las épocas más penosas de la entidad albinegra. Gracias al apoyo de su afición y de sus directivos, en la campaña 98/99 es Campeón y asciende al ser líder en su grupo de Promoción superando a Hellín Deportivo, S.P. Villafranca y U.D. Maracena, todo un soplo de aire fresco. La temporada 99/00, última del s.XX, la disfruta en Segunda División B finalizando en un aceptable octavo puesto.

2000 – 2010

En la primera década del nuevo siglo, la Balona permanece en la categoría de bronce en sus dos primeras temporadas, 00/01 y 01/02, descendiendo a Tercera División una vez finalizada esta última tras ser decimoséptimo. El club vuelve a entrar en una crisis deportiva que le lleva a estar nuevamente seis temporadas consecutivas en la última de las categorías nacionales, no pudiendo salvar con éxito la mayor parte de las oportunidades de las que dispone en esos años.

En la campaña 03/04 es tercero en Liga, cayendo en la semifinal de la Promoción ante el C.D. Diter Zafra; 1-1 en casa y 2-1 en la localidad pacense. En la edición 04/05 es cuarto y vuelve a naufragar en las semifinales, ahora ante la U.D. Mérida; 2-1 en casa y 1-0 en la vuelta, pasando los emeritenses por el valor doble de los goles obtenidos a domicilio. Por fin en la campaña 07/08 consigue el merecido ascenso a Segunda División B al ser tercero en Liga y superar la Promoción, tanto en semifinales ante el C.D. Anguiano; 1-0 en casa y 2-1 en la localidad riojana, y en la Final frente al C.D. Mirandés; 1-1 en casa y 3-3 en El Anduva. Sin embargo su paso por el tercer nivel es testimonial y los albinegros no cumplen las expectativas creadas, obteniendo tan solo dos victorias a domicilio y cinco en casa, unos triunfos que le impiden alcanzar la permanencia y le condenan al descenso. De vuelta a Tercera División, la campaña 09/10 no es satisfactoria y el club queda quinto clasificado, escapándose la Promoción.

2010 – 2020

Con el cambio de década obtiene el éxito buscado al ser Campeón de su grupo e imponerse en la Promoción de campeones al C.D. Tudelano; 1-0 en la localidad Navarra y 4-0 en casa, consiguiendo el pase directo a Segunda División B. El reestreno en la categoría de bronce durante la edición 11/12 se vive con entusiasmo en la localidad gaditana con una plantilla que es llevada en volandas hasta conseguir el subcampeonato tras el Cádiz C.F. SAD. En la Promoción consigue eliminar en Cuartos a la S.D. Amorebieta; 1-1 en la localidad vizcaína y 2-1 en casa, siendo superado en Semifinales por el C.D. Tenerife SAD; 0-1 en casa y nueva derrota en la capital tinerfeña por 2-1.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2012

BIBLIOGRAFÍA:

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

 



DATOS GENERALES:

  • Nombre completo: Club Deportivo Málaga
  • Ciudad: Málaga
  • Provincia: Málaga
  • Comunidad Autónoma: Andalucía
  • Fecha de constitución: 12 de abril de 1933
  • Fecha de federación: 12 de abril de 1933

 

CAMBIOS DE NOMBRE:

  • Club Deportivo Malacitano (1933-1941)
  • Club Deportivo Málaga (1941-1992)

 

TÍTULOS NACIONALES:

3 Ligas de Segunda División:

  • 1951/52
  • 1966/67
  • 1987/88

3 Ligas de Tercera División:

  • 1943/44
  • 1945/46
  • 1959/60

1 Copa Presidente FEF:

  • 1940

 

TÍTULOS INTERNACIONALES:

  • 0 títulos internacionales

 

ESTADIO:

La Rosaleda

  • Nombre: Estadio La Rosaleda
  • Año de inauguración: 1941
  • Cambios de nombre:
  • Estadio La Rosaleda (1941-)
  • Capacidad: 42.000 espectadores

 

OTROS ESTADIOS:

  • Campo de los Baños del Carmen (1933-1941)
  • Estadio La Rosaleda (1941-1992)

 

TRAYECTORIA EN LIGA:

ESCUDOS:

UNIFORMES:

ORÍGENES Y ANTECEDENTES:

El origen del fútbol en la bella capital costasoleña, al igual que sucede en otras localidades del suroeste peninsular y en la gran mayoría del país, tiene su raíz en el carácter portuario de la ciudad, básico para atraer a una amplia colonia de ciudadanos británicos quienes, movidos por razones comerciales, decidieron establecerse para desarrollar sus negocios. Estos, como es común en aquellos núcleos donde existe un nutrido grupo, unidos por mantener sus costumbres no tardaron en crear un Club Inglés en los alrededores de la última década decimonónica, foco en donde nació el primer club representativo de nombre y fecha exacta constitutiva desconocidos que ya en 1890 se enfrentó al Huelva Recreation Club.

A pesar de gozar Málaga con un club de estas características, coetáneo de los existentes en Sevilla y en la provincia de Huelva, además de los distintos de Gibraltar, nada más se supo de sus evoluciones, teniendo que esperar al inicio del nuevo siglo para vislumbrar un nuevo proyecto futbolístico. Este vino gracias al impulso que supuso el Torneo de Coronación de S.M. D. Alfonso XIII ocurrido en Madrid durante 1902, capaz de movilizar las inquietudes de muchos deportistas en cualquier punto de España y en el caso concreto de Málaga, a un grupo de jóvenes que forjados en el Liceo dieron pie a la constitución del Málaga Foot-ball Club en julio de 1903.

A diferencia de la iniciativa estrictamente británica del siglo anterior, el nuevo club malagueño estaba compuesto por socios autóctonos como Ernest Rittwagen Solano en su gran mayoría, algunos de ellos con estudios en Suiza o Gibraltar, a los que se unieron ciudadanos nacidos en otros lares como Petersen ó Emilio Andersen. Presidido por Antonio Carbón y secundado por el vicepresidente Antonio Vives, el club dio asiento a jugadores como Antonio López, los hermanos Leonardo y Manuel Campuzano, Felix Pérez Montalt, Eduardo España, Enrique García de Toledo, Casimiro Franquelo, Eugenio Rosillo, Federico Cañas, José Cámara, los hermanos Jorge y Eduardo Guille, Ernesto Castro, Ramón Pérez, Francisco Gaffarena, los también hermanos César y José Burgos, Feliciano de las Heras, Carlos Sureda, Manuel Serrano, Eulogio Vives -hermano del vicepresidente-, José Bresca y más pares de hermanos como Ramón y Antonio Soriano, además de Jaime y Enrique Herrera.

Los miembros de aquel primitivo Málaga F.C. entrenaron en muchas ocasiones en el interior de la Plaza de Toros y jugaron sus encuentros junto al Hospital Noble ataviados con camisetas compradas en la cercana Gibraltar, surgiendo en referencias periodísticas parte de sus primeros devaneos futbolísticos el 3 de abril de 1904 entre dos combinados del propio club con resultado final de empate 1-1, cuando la entidad gozaba ya de cierto tiempo de vida. La escasez de rivales en la ciudad y su entorno junto a la escasa repercusión que tuvo este deporte en la ciudadanía local y consiguientemente en la prensa, nos privan conocer con mayor amplitud cómo se desempeñaron estos muchachos, teniendo nuevas referencias suyas a finales de 1907 cuando empiezan a disputarse encuentros en el Muelle de Heredia con casi los mismos mimbres de la ocasión anterior, resurgiendo el Málaga F.C. en una segunda acometida más duradera que acabó difuminándose hacia 1910.

Paralelamente, desde el Colegio de El Palo, surgían nuevos valores que serían fundamentales en el futuro hasta que en 1912, desde la margen derecha del Río Guadalmedina, nació el F.C. Malagueño, una sociedad constituida por Manolo Gámez entre otros muchos entusiastas, la cual vestía camisa rojinegra con pantalón negro y solía jugar en los campos de Los Arbolitos y de la Misericordia en sus primeros años de existencia. El F.C. Malagueño, como sociedad viviente que era, tuvo desavenencias en su interior y en 1915 sufrió una escisión que provocó el nacimiento de un segundo Málaga F.C. encabezado por el propio Manolo Gámez. La ciudad de Málaga, mediada la segunda década del siglo XX, es un hervidero de clubs y previamente al citado acontecimiento surgen nuevas entidades como el Victoria F.C. en 1914, fundado por Ignacio Sánchez y José Gutiérrez que viste camisa blanquiazul con pantalón blanco y juega en Guadalmedina, el Sporting Málaga Club con base en el Colegio de los Arcángeles, el Balompié, el Athletic Málaga Club y la Gimnástica a principios de 1917.

En 1916 el Sporting Málaga Club y el Athletic Málaga Club se fusionan y bajo la presidencia de Gabriel Requena nace el Racing Club de Málaga. No será la última fusión puesto que en 1917 el Málaga F.C. no alcanza el nivel deseado y ha de fusionarse con el Racing Club de Málaga para dar lugar al Málaga Racing Club, que viste camisa rojiblanca con pantalón blanco, juega en el Campo de Guadalmedina (en 1919 pasan al Campo de Huelin) y es presidido igualmente por Gabriel Requena.

El año 1917 resulta movido y uno de sus protagonistas es el Balompié el cual se fusiona con la Gimnástica dando lugar a la Gimnástica Balompié que viste camisa verdinegra con pantalón negro, herencia gimnástica y juega en el Campo de Ciudad Jardín. Otro club importante, el Victoria F.C. de José Gutiérrez, no cesa su actividad y ese mismo año acuerda fusionarse con el F.C. Malagueño, acuerdo que a las primeras de cambio es roto y José Gutiérrez restituye el nombre de Victoria F.C. como antaño. Mientras, ya en 1918, el conjunto victorista se fusiona con la Gimnástica Balompié integrándolo en su organización y modificando sus colores que pasan a ser camisa verdinegra con pantalón negro. De 1918 son el Marina F.C., club del barrio de La Malagueta que viste camisa y pantalón azules y el Hispania, fundado por los hermanos Carrasquilla.

En 1920 surge a la palestra el Athletic Malagueño con Paco Guerra como presidente y vistiendo camisa verdiblanca a rayas horizontales con pantalón negro. Este club va a ser cantera de grandes jugadores que engrosarán las filas de los más destacados de los años veinte, desapareciendo en 1928 engullido por el profesionalismo. El año siguiente, 1921, ve aparecer al Iberia Balompié, que viste camisa albinegra con pantalón negro y al Victoria Eugenia F.C., presidido por José del Pino y vistiendo desde el Rosaleda Stadium (inaugurado el 28 de septiembre de 1924) con camisa gualdinegra y pantalón negro.

Llegan en 1922 el Atlántida F.C. que viste camisa blanquiazul con pantalón azul y el España F.C., vitales en el futuro inmediato. En 1923 nace la Balompédica Malagueña fundada por José Gómez Mercado que viste camisa blanquiazul con pantalón azul, además del C.D. Malagueño fundado por Antonio García, mientras en 1924 lo hacen el Pedregalejo F.C. con camisa amarilla y pantalón blanco, el Príncipe de Asturias fundado por Félix Fórmica-Corsi, la Unión Deportiva creada por Juan de Barba y el Olimpia por Rafael Rodríguez. De esta época es también el C.D. Malagueta, del barrio del mismo nombre, mientras 1925 trae al Delfos Balompié y al nuevo Sporting Club, entidad fundada por el padre Francisco Míguez y dirigida por los salesianos que viste camisa rojiblanca con pantalón azul y anda provista de una gran cantera envidia de toda la ciudad que en 1925 estrena el Campo de Sagalerva. Con el año 1926 nace el Fortuna Balompié fundado por Carlos Navarrete el cual viste camisa blanquiazul con pantalón azul.

A pesar de tanto club, Málaga entre 1918 y 1921 adolece de buenas instalaciones deportivas y tras el cierre en 1920 del Campo del Príncipe de Asturias situado en el Paseo de Redding, sucumben algunas sociedades primitivas como los nostálgicos F.C. Malagueño, Victoria F.C. y Málaga Racing Club. El resurgir del fútbol con palabras mayúsculas se produce realmente a finales de 1921 cuando el 1 de diciembre nace un nuevo club que va a ser épico: el tercer Málaga F.C., con Félix García Lomas en la presidencia y los tres hermanos Cuberta en sus filas, jugando en el Campo de Granadinos y cuyos colores son camisa blanquiazul con pantalón negro. La necesidad sin embargo de inscribirse en el Gobierno Civil para poder federarse en julio de 1922 hace que el gran portero onubense Pepe Font acceda a la presidencia al ser el único componente mayor de edad, paso tras el cual inauguran bajo régimen de alquiler el 23 de agosto de 1922 el Campo de los Baños del Carmen, iniciándose el restablecimiento de la práctica futbolística con la creación a partir de esta fecha de varios recintos que atraerán a clubs de nuevo cuño.

El segundo gran estandarte de la década es el Victoria F.C. que resurge en el último tramo de 1922 tras la inauguración del Carmen. El club verdinegro es federado y participa en el campeonato 22/23. En julio de 1923 Pepe Font más otros jugadores disgustados con el seno directivo del Málaga F.C. a resultas de un incidente protagonizado tras un encuentro con la Real Balompédica Linense, abandonan el Málaga F.C. y establecen reuniones con el Victoria F.C. para ingresar en este. A esta pretensión se suma Emilio Andersen y se busca un campo propio donde jugar, encontrándose en el que está construyendo el España F.C.. Cocido todo en el Gimnasio de Adolfo de la Torre, el Victoria F.C. y el España F.C. se fusionan y adoptan el nombre de Foot-ball Club Malagueño para que este no se pierda siendo los colores elegidos camisa y pantalón blanco, iniciativa a la que acaban sumándose algunos jugadores del Atlántida Foot-ball Club.

El flamante F.C. Malagueño se presenta como una alternativa clara al poder que tiene el Málaga F.C. e inaugura el 18 de noviembre de 1923 el Campo del Palo. Mientras, deportivamente ocupa tras inscribirse en la Federación Regional Sur plaza en Segunda Categoría, luego denominada Primera Categoría Grupo B, consiguiendo más tarde el subcampeonato en la temporada 25/26 y ascendiendo al Grupo A. Instalado en la élite andaluza comparte categoría con el ya Real Málaga F.C., con el título de Real desde el 11 de agosto de 1927 gracias a las gestiones de su presidente Ignacio Lazarraga. El Real Málaga F.C. en el segundo lustro de los años veinte es la primera fuerza local, pero el profesionalismo le pasará factura con la fuga masiva de jugadores y en 1929 se traslada al Campo del Cristo quedando último en la Serie B de la Liga 29/30. Por si fuese poco, las deudas son cuantiosas y tras una trágica decisión deciden desaparecer y formar una nueva sociedad.

En septiembre de 1930 nace el Málaga Sport Club producto de la fusión entre lo que fue Real Málaga F.C. y el Sporting Club, sociedad con la que desde 1929 viene manteniendo un fuerte vínculo al compartir el Campo de Sagalerva. La nueva entidad viste camisa blanca con pantalón azul partiendo desde Segunda Categoría Preferente. Poco a poco empieza a recuperarse e incorpora jugadores profesionales y tras la Liga 31/32, el Málaga S.C. consigue ascender a Primera Categoría. Durante la campaña 32/33 la ciudad cuenta con dos clubs entre los mejores de Andalucía, F.C. Malagueño y Málaga S.C., compartiendo un campeonato que resulta apasionante con duelos muy intensos.

HISTORIA DEL CLUB:

1933 – 1940

Al coincidir en la misma categoría los mandatarios de los dos clubs malagueños, José González Barba por parte del F.C. Malagueño y Juan Sánchez Rueda en la presidencia del Málaga S.C., aleccionados por periodistas y aficionados entienden que su futuro por separado es francamente complicado, puesto que han de pelearse entre sí para obtener jugadores en la ciudad y además frente a clubs con mucho mayor poder económico en la región. Terminado en marzo el campeonato, se promueve una junta pro-fusión que tras convencer a las respectivas aficiones de los pros de la unión, convoca sendas asambleas extraordinarias el 22 de marzo para aprobarla. El resultado es favorable y se marca un decálogo a seguir en el cual se incluye la construcción de un nuevo campo, la elección de un nombre para la nueva sociedad y la liquidación de cualquier deuda pendiente entre otros puntos, además de concertarse tres encuentros amistosos frente a C.D. de La Coruña, Cte. d’E. Sabadell F.C. y Donostia F.C., quienes jugarán frente a una selección F.C. Malagueño-Málaga F.C. para escoger los jugadores que formarán parte de la nueva plantilla.

Todo este proceso culmina felizmente y con el apoyo general de los aficionados el 12 de abril de 1933 con el surgir del Club Deportivo Malacitano, una nueva sociedad más potente que viste camisa celeste con pantalón blanco y que años después obtendrá grandes éxitos deportivos. La fusión significa la desaparición en escena de ambos clubs en contraposición a lo difundido por algunas voces con posterioridad, puesto que los dos desean empezar haciendo borrón y cuenta nueva contando con el beneplácito de la Federación Regional Sur, organismo a quien comunican su elección y del que obtienen la confirmación de una plaza en Primera Categoría. En cuanto al terreno de juego resulta escogido el de Los Baños del Carmen.

El C.D. Malacitano bajo la presidencia de Francisco Fresneda participa en el campeonato de Tercera División de la temporada 33/34 que dilucida quienes ascenderán a Segunda División siendo tercero en el Grupo VI. En el verano de 1934 la FEF decide ampliar el número de grupos y clubs de Segunda División eliminando la Fase de Tercera División, paso que es aprovechado por el C.D. Malacitano para estrenarse en la categoría de plata bajo el mandato de Vicente González Mira durante el campeonato 34/35 resultando quinto en el Grupo III al igual que en el siguiente de la sesión 35/36. Paralelamente participa en el Superregional siendo Campeón del subgrupo andaluz en la campaña 34/35 y quinto en la edición 35/36, hasta que la irrupción de la Guerra Civil hace que cesen sus actividades durante gran parte del periodo bélico.

A finales de 1938 la situación en Andalucía está dominada por el Ejército Nacional y algunos clubs reemprenden la vida deportiva disputándose iniciado 1939 el Campeonato Regional. El C.D. Malacitano queda ausente de este y ya en pleno verano, una vez finalizado el conflicto, la FEF apremia a todos los clubs para que vuelvan a la normalidad lo antes posible siéndoles respetada la situación deportiva previa de 1936. El C.D. Malacitano que viste ahora camisa blanca con pantalón negro, compite de nuevo en Segunda División finalizando tercero durante la campaña 39/40. Tras la renuncia del Racing Ferrol F.C. para participar en el Torneo de Subcampeones, se cede su puesto al mejor tercer clasificado de los cinco grupos, siendo este para los malacitanos. Disputada la liguilla junto a Club Atlético Osasuna, C.S. Sabadell F.C., A.D. Ferroviaria y C. Recreativo Granada, logra ser Campeón de la Copa FEF.

1940 – 1950

Comienza la década de los cuarenta siendo quinto en Liga en la temporada 40/41. El 13 de abril de 1941, por la imposibilidad de usar el Campo de los Baños del Carmen debido a un temporal, se estrena el nuevo recinto del Campo de la Rosaleda en partido de Copa frente a la Ag.D. Ferroviaria de Madrid, venciendo los locales por un contundente 6-0. El 8 de septiembre de 1941 los malacitanos deciden cambiar de denominación bajo la presidencia de Luis Raírez Rodríguez y pasan a ser Club Deportivo Málaga para llevar el nombre de la ciudad, empezando a vestir con el clásico uniforme dotado de camisa blanquiazul y pantalón azul. La inauguración oficial del Estadio de La Rosaleda se produce el 14 de septiembre en un partido amistoso frente al Sevilla C.F., venciendo los locales por 3-2.

La década de los años cuarenta observa a un club que, aparte de los cambios denominativos experimentados, intenta crecer en lo deportivo y llegar a la cúspide del fútbol español. Estas ansias no son correspondidas inicialmente, pues pese a contar con buenas plantillas, al término de la campaña 42/43 pierden la categoría debido a la reestructuración que padece la Segunda División como consecuencia de ver reducido drásticamente su número de participantes. En la temporada 43/44, ya en Tercera División, se proclama Campeón de grupo y pasa a la Fase Final en donde queda tercero consiguiendo ascender el C.D. Mallorca.

Durante la campaña 44/45 intenta de nuevo el ascenso con Paco Bru como entrenador tras ser subcampeón en Liga, pero queda eliminado en la Fase Intermedia. El ansiado logro llega en la sesión 45/46 cuando queda Campeón de Liga, primero en su grupo de Fase Intermedia y Campeón en la Fase Final, superando todo un calvario de partidos dramáticos. De nuevo en Segunda División, el conjunto blanquiazul sufre para mantener la categoría en la edición 46/47, mejora ostensiblemente en la 47/48 siendo cuarto y en la temporada 48/49 siendo presidente Manuel Navarro Nogueroles y técnico Luís Urquiri, se consigue el ascenso a Primera División tras ser subcampeón igualado a puntos con la Real Sociedad de Fútbol y el Granada C.F.

El 25 de mayo de 1948 se funda el filial Club Atlético Malagueño, tras comprar el C.D. Málaga los derechos del C.D. Santo Tomás, club que militaba en Regional y que en la última temporada se había proclamado Campeón de Aficionados. La capital andaluza al fin tiene un representante en la división de honor haciendo su debut en la campaña 49/50 y obteniendo el duodécimo puesto con el mítico Ricardo Zamora en el banquillo. En la siguiente edición, 50/51, resulta decimotercero y ha de promocionar para defender su plaza, traba que no supera al ser tercero y perder la categoría.

1950 – 1960

El primer lustro de los años cincuenta es de ida y venida entre las dos máximas categorías de nuestro fútbol, no consiguiendo el club malagueño conservar en Primera División lo que tanto le cuesta de obtener en Segunda División. Pese a ello, los boquerones obtienen varias presencias entre los grandes que satisfacen a sus aficionados que domingo tras domingo llenan La Rosaleda. La sesión 51/52 consigue su primer Campeonato de Segunda División con Antonio Barros Seoane en el banquillo malaguista, pero la 52/53 pierde la categoría en una pobre temporada marcada por el baile de entreneadores en el banquillo. Para su regreso a Segunda División la 53/54, se termina tercero con Luis Casas Pasarín y termina primero en la Promoción de Ascenso, regresando a la élite del fútbol español.

El descenso de la campaña 54/55 conlleva el fin de una quinta que le ha proporcionado bastantes alegrías y en el segundo lustro de la década experimenta lamentablemente un descenso de su potencial deportivo, y pese haber superado una Promoción de Permanencia durante la campaña 57/58 en la que se impone al aspirante C.D. Castellón: 1-0 en la capital valenciana y 5-0 en casa, finalmente se transforma en una caída libre que acabará por dejarle en Tercera División al término de la edición 58/59 tras ser decimoquinto, destacando durante estos años la figura de José Luis Estrada Segalerva en la presidencia del club durante varios ciclos a lo largo de la década. Para fortuna de los blanquiazules en la temporada 59/60 se es Campeón de Tercera División con el pontevedrés Rogelio Santiago Garcia “Lelé” y en la Fase de Ascenso se obtiene la recuperación de la categoría tras eliminar al gaditano Jerez C.D.: 0-2 en la ida y 1-0 en casa y al valenciano C.D. Olímpico de Xátiva: 1-2 en la ida y 3-1 en La Rosaleda.

1960 – 1970

Los años sesenta traen consigo el resurgir de la entidad malacitana bajo la presidencia de Julio Parres López y en breve el club consigue ascender a Primera División con el técnico mejicano Sabino Barinaga tras ser subcampeón en la temporada 61/62 y en la Promoción de Ascenso eliminar al Real Santander S.D.: 3-0 en casa y 1-0 en El Sardinero. Su reencuentro con la élite la sesión 62/63 no es satisfactorio y sucumbe a la primera de cambio tras ser decimosexto y colista con ocho victorias y tan sólo veinte puntos.

El 9 de enero de 1963 pasa a ocupar la presidencia del club Don Juan Moreno de Luna. Dos campañas aguantará en la categoría de plata pues al término de la edición 64/65 es subcampeón de Liga entrenado por el gerundense Domingo Balmanya y en la Promoción de Ascenso consigue eliminar al Levante U.D.: 4-2 en casa y 0-0 en Valencia. En la campaña 65/66 ve la cara reversa de la moneda y tras ser decimotercero pierde la categoría en la Promoción al no superar al aspirante Granada C.F.: 2-1 en Los Cármenes y 1-1 en casa. La sesión 66/67 es excelente bajo la batuta de Ernersto Pons Font y de nuevo retorna a Primera División como Campeón de grupo y sin mediar Promoción, consiguiendo asentarse un par de temporadas entre los grandes dirigidos por el experimentado Otto Bumbel hasta que la edición 68/69 termina por descender al ser decimocuarto clasificado a tan sólo un punto del Real Zaragoza C.D. ya en puestos de permanencia. Como resultara en la comparecencia anterior, su paso por la categoría de plata es efímero y con la conclusión del campeonato 69/70 obtiene plaza en Primera División con el subcampeonato de Liga.

1970 – 1980

La década de los años setenta es sin duda la gran época de los boquerones y en su primer lustro el C.D. Málaga que preside Rafael Serrano Carvajal permanece anclado junto a las grandes figuras. Desde el banquillo, el húngaro Jeno Kalmár Tibor primero y Marcel Domingo después, consiguen conducir hasta el séptimo puesto a la nave blanquiazul mientras pasan jugadores como: Deusto, Benítez, Migueli, Macías, Monreal, Viberti, Gallastegui, Espejo, Guerini, Montero ó Aido. Al término de la campaña 74/75 se desciende a Segunda División después de ser decimosexto y empatado a puntos con el Granada C.F., pero en la siguiente 75/76 con José Ibáñez Narváez en la presidencia y el yugoslavo Milorad Pavic se recupera de inmediato como consecuencia de su tercer puesto en Liga.

La estancia en Primera División de la temporada 76/77 es corta y decepcionante pues sólo se cosechan seis victorias y seis empates, quedando colista y perdiendo la categoría. Dos temporadas tardarán en volver a la élite dado que la sesión 77/78 es decepcionante con un decimotercer puesto y es en la edición 78/79 cuando con una buena plantilla son subcampeones de Segunda División A con el argentino Humberto Viberti en el apartado técnico. La campaña 79/80 cierra la década prodigiosa de los malagueños con un descenso a la categoría de plata siendo colista en una temporada nefasta económica y deportivamente, en la que el equipo es sancionado con la pérdida de tres puntos tras no presentarse en el encuentro frente al Ag.D. Almería, que debía disputarse en Algeciras tras el cierre del Estadio La Rosaleda, y tras anularse el partido terminado con el resultado de 0-3 frente a la U.D. Salamanca tras demostrarse el amaño del encuentro. Sin embargo, estos sucesos no empañan una década que termina con un buen sabor de boca al haber permanecido un total de siete temporadas en Primera División, algo nunca antes alcanzado por el club costasoleño.

1980 – 1990

Los años ochenta si bien es cierto que no son tan brillantes como la década anterior, al menos ofrecen una continuidad en la trayectoria malagueña que viene alternando presencias entre las dos categorías superiores. Tras una decepcionante campaña 80/81 con Ben Barek en el banquillo malagueño, en la campaña 81/82 se consigue el ascenso a Primera División tras ser tercero en Liga con el alicantino Antonio Fernández Benitez (ex entrenador del equipo filial C.At. Malagueño y segundo entrenador de Ben Barek), inaugurándose una etapa de tres temporadas consecutivas que tiene fin en la edición 84/85 después de ser decimosexto.

Jugadores como: Cantarutti, Hierro II, Burgueña, Merino, Muñoz Pérez, Fernando, Rojas, Gasparini o Rivas son recordados por su afición, enlazando a continuación con un nuevo ciclo igualmente de tres sesiones, ahora en Segunda División A, que termina en la temporada 87/88 cuando se consigue el Campeonato con el famoso entrenador húngaro Ladislao Kubala, y se asciende a Primera División siendo presidente Francisco García Anaya. En la máxima categoría conseguirán mantenerse durante dos campañas siendo decimosexto en la sesión 88/89 y decimoséptimo en la 89/90, edición en la que promocionan por conservar su plaza y la pierden frente al aspirante Real C.D. Español: 1-0 en Barcelona y 1-0 en casa, resolviéndose todo desde la tanda de penaltis tras concluir la prórroga sin variarse el resultado.

1990 – 1992

El descenso a Segunda División A en principio no es traumático y en la campaña 90/91 a punto se está de ascender tras ser cuarto en Liga y perder la Promoción frente al también andaluz Cádiz C.F.: 1-0 en La Rosaleda y 1-0 en la vuelta con prórroga y lanzamiento de penaltis, fallando Emilio el tiro decisivo. Este supondrá el principio del fin para la entidad malagueña, pues las cuentas no cuadran y los dispendios económicos realizados tanto para mantenerse en Primera División como para regresar a ella empiezan a pasar factura en forma de fichajes más baratos y menores presupuestos, que se transformará en una grave crisis económica tras ser embargada y puesta a subasta La Rosaleda.

La desaparición del C.D. Málaga llega en la temporada 91/92 con una entidad inmersa en una enorme crisis deportiva y económica que le causa ser decimoctavo en Liga con lo cual desciende a Segunda División B. A esto se le suma que es denunciado por la plantilla profesional por impago, encadenando un segundo descenso a Tercera División, ahora de carácter administrativo. La directiva malagueña se ve superada por los acontecimientos e incapaz de rescatar en esa categoría a una sociedad que acumula una deuda de algo más de 2.000 millones de pesetas tras una nefasta gestión económica por parte de José Pardo Requena primero, y José Toboso Plaza después. El club entra en quiebra y tras celebrarse el lunes 27 de julio una Asamblea General de Socios, los asistentes deciden votar por unanimidad a favor de la desaparación de la entidad, poniendo punto y final a un club con más de 59 años de historia.

Previamente en 1992, la directiva malacitana viendo el rumbo que tomaban los acontecimientos hizo que su club filial, el Club Atlético Malagueño (fundado en 1948), se registrase en la Federación con número distinto y se independizara del primer equipo, de modo que en el futuro fuese el primer club de la ciudad. Esta no era la primera ocasión, pues en la campaña 59/60 ya se hizo con motivo del encuentro entre C.D. Málaga y el filial cuando coincidieron en Tercera División. Es a partir de este momento cuando el hasta entonces filial malagueño toma el relevo y se convierte en el club referencia. Esa misma temporada 92/93 se proclama Campeón de su grupo de Tercera División y en la Promoción de Ascenso consigue subir a Segunda División B tras imponerse a C.P. Cristian Lay, C.D. Mairena y Manzanares C.F.

Las expectativas en la campaña 93/94 dentro de la Segunda Dvisión B no se cumplen y el equipo acaba descendiendo a Tercera División tras ser decimoséptimo. En el verano de 1994 llegan al club los empresarios Federico Beltrán y Fernando Puche revitalizando económicamente al club, conviertiéndolo en Sociedad Anónima Deportiva y cambiando su denominación a Málaga Club de Fútbol,  S.A.D.

Texto: Vicent Masià © 2009

Última actualización: 2012

BIBLIOGRAFÍA:

  • Album Nacional de Fútbol. Ediciones Álvarez y López (1947).
  • Fases Históricas del C.D. Málaga. 45 años de Fútbol malagueño (1904-1949). Fernando González Mart (1950).
  • Enciclopedia Fútbol 1950/51. Ángel Rodríguez y Francisco Narbona (1951).
  • Medio siglo de vida del C.D. Málaga. Juan Cortés Jaén. Editorial Algazara (1995).
  • Historia del Fútbol en Málaga. Antonio Fernando Urdiales Urdiales (2002).
  • Historia y estadística del fútbol español. Vicente Martínez Calatrava. Fundación Zerumuga (2002).
  • Historia de trece ascensos del C.D. Málaga. Juan Cortés Jaén. Editorial Prensa Malagueña (2008).
  • Historia básica de los principales clubs de fútbol españoles. Vicent Masià Pous (2009).
  • Anuarios de la RFEF.
  • Archivo privado de José Romero.
  • La Unión Mercantil. Diario.
  • www.elmundodeportivo.es/hemeroteca Diario deportivo.
  • www.lavanguardia.es/hemeroteca Diario.
  • http://amigosmalaguistas.es.tl Amigos malaguistas.
  • www.malagacf.com (Web oficial).

 

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,